Me dice Garganta Profunda -no Gatopardo- que esta mañana se ha celebrado una reunión de carácter extremadamente secreta entre Cándido Méndez e Isidoro Álvarez, el empresario más familiar de España que últimamente le ha cogido cierta afición a comer en Viridiana. La reunión se ha celebrado en Herrera Oria, que es donde hace El Corte Inglés los cursos de formación para sus empleados. No puedo informarles a ustedes de lo que han hablado ambos pro-hombres, porque no he estado allí. Pero estoy seguro de lo que no han hablado. Seguro que no han hablado de amarillear el sindicato, porque Isidoro y su staff no tienen preocupación alguna respecto de FASGA y FETICO, que siguen siendo unos sindicatos amarillos que gozan de gran prestigio tanto entre el personal de El Corte Inglés, como en la nación española en general.