Lo de Libertad Digital no tiene nombre. Con tal de cargarle un muerto a uno de sus ogros, lo que sea, incluso mentir descaradamente, y a sabiendas, que es peor. El senador Lluis María Xirinacs, según los datos que obran en mi poder, y en el de ustedes y de cualquiera que los quiera consultar, no era de ERC, sino independiente y encuadrado en el Grupo Entesa dels Catalans. Resulta que el señor -que fue cura hasta 1990- es un poco bocazas y un día fue y dijo que era amigo de Batasuna y ETA; lógicamente, le han entrullado. Bueno, pues los de Libertad Digital le encuadran gratuitamente en Esquerra. “es muy malo”, así que vamos a decir que es de ERC”, han debido de pensar. Un acto de mala fe evidente, que no puede ser atribuido a un error. En el Grupo Entesa dels Catalans hubo gente incluso como José María Socías Humbert, Alcalde de Barcelona entre 1976 y 1979, hombre de Martín Villa en Barcelona durante la transición, Procurador por el tercio sindical en las cortes franquistas entre 1967 y 1976 y ex delegado provincial de Sindicatos en Barcelona. Eso para que luego digan que no hace falta un Estatuto del Periodista Profesional.

NUEVA MENTIRA, esta vez, personal del embustero más grande que hay en España, que es, como se habrán figurado ustedes, el probe Federico. Esta mañana, rebosando odio y babas, ha bramado en varias ocasiones que el ministro Montilla no había sido capaz de terminar el bachillerato. Pues mentira, mentira y mentira: resulta que empezó dos carreras, economía y derecho. Insisto: ¿No creen que hace falta un Estatuto del Periodista Profesional para que este embustero no pueda ejercer de periodista?.