Boicot absoluto a los productos catalanes, sí señor!!!! Empecemos por La Caixa, a ver si dejamos sin trabajo a la infanta. Sigamos por Joan Manuel Serrat: ¡Ni uno sólo de sus discos en un hogar español! Continuemos por Danone. Y sigamos con Pascual, que tiene fábrica en Girona y vete a saber si lo que estamos bebiendo en Torrelodones o en Ponferrada no ha pasado por allí! Boicot a los aceites Carbonell, Verge de Borges, al “All i Oli”, sea de la marca que sea (¡que le pongan “ajo y aceite”, como Dios manda, o las patatas nos las aliñamos con nocilla!). ¿Y el “Scalextric”?, ¿eh?. ¿qué me dicen ustedes del “Scalextric”?. Bah…! Maquetillas de mierda…

Sigue en Cationlandia. Una especie en extinción