Esto lo tienen que leer:

He hecho un hueco en el altarcito de mi estudio para poner la foto de mis tres hijos. La he puesto en la repisa inmediatamente inferior a la que aloja una foto de mi mujer, cuando todavía no teníamos más responsabilidad que la de pasar juntos todo el tiempo del mundo. Un poco más allá, Esperanza Aguirre sonríe…

Sigue en El Blog de Imperialista.