Queremos saber quién debe a quién y cuánto. ¿África debe a los países occidentales o los países occidentales deben a África? ¿No habría que reconocer que tenemos con estos países una deuda ecológica y una deuda histórica y que, por tanto, no tiene sentido seguirles exigiendo el pago de una deuda externa, por otra parte ya pagada con creces? Lo mismo podría decirse de otros continentes del Sur en relación con los del Norte. A cambio de la riqueza ilegítimamente transferida del Sur al Norte, los países de Sur deberían ser compensados razonablemente.

Leer el manifiesto completo en No nos resignamos. Gracias a Jordi.

Venga... meta ruido por ahí