Tanto alarde de principios ilustrados, tanta pedantería liberal, tanto hablar de la preponderancia de la ciudadanía frente a la nación y al pueblo, del ciudadano individual frente a lo colectivo, para al final terminar en un totalitarismo muy similar al de los nacionalistas vascos. Y es que son nacionalistas españoles. Me refiero a Ciudadanos de Cataluña, que han anunciado que pedirán el voto negativo a la reforma del Estatuto de Autonomía de Cataluña. Y están en su derecho.

Pero es que han anunciado también que contabilizarán las abstenciones como noes. Don Arcadi Espada, que se va revelando como el nuevo ideólogo del nacionalismo español más ultramontano, asegura que “todo lo que no sean síes‘” en el referéndum “serán votos negativos” al nuevo Estatuto “ya sean votos nulos, en blanco o abstenciones. Y se queda tan ancho, olvidando -la mente no le debe dar para tanto como nos quiere hacer ver la utiliza este tío pedante- que ERC también pide el no, y que, según su razonamiento equivocado, malintencionado y totalitario, una abstención masiva puede ser también un masivo apoyo a las tesis independentistas de ERC. O incluso un apoyo al sí, porque por la misma regla de tres, Maragall y Saura podrían decir que todo lo que no sean noes, son síes. Aunque no, pensándolo mejor, ni Maragall ni Saura dirían semejante disparate: son demócratas y creen en la libertad individual y en la responsabilidad de los ciudadanos a la hora de votar y de no votar.

Y es que así gana cualquiera. Con razonamiento similar, los nacionalistas vascos aseguran que la el País vasco votó no a la Constitución, cuando votó sí, aunque con un alto nivel de abstención. Pues los Ciudadanos de Cataluña, que son nacionalistas y totalitarios, como no podía ser de otra manera, han decidido que si usted se abstiene, va a votar no. Así que ya sabe. Si no quiere que los nacionalistas españoles le roben el voto, si no quiere que los nacionalistas españoles utilicen su abstención contra la democracia, contra la libertad, contra España y contra Cataluña, no se abstenga, vote si.

Que digo yo que si el Consejo Federal de Izquierda Unida decide, con razonamiento similar al don Arcadi, que las abstenciones son votos a IU, pues podemos formar gobierno.

Tagged with →