Este año, la decisión de poner a la venta las entradas de la fiesta del PCE en El Corte Inglés, y la inclusión de su logotipo en el cartel, han levantado muchos comentarios y críticas. Y como dicen que hay gente para todo, empezaré por decir que yo no estoy ni de acuerdo con esa relación con El Corte Inglés ni tampoco con la mayoría de las críticas.

Lee el artículo completo de Pascual Serrano.

Venga... meta ruido por ahí