Creo que el Gobierno planteó los términos del diálogo de forma que asumía la posibilidad de que éste se truncase. Así lo dijeron, por activa y por pasiva, tanto los portavoces oficiales del PSOE y del Gobierno, como los oficiosos de los medios de comunicación afines. Es por ello que, en mi opinión, no puede hablarse de fracaso de la política antiterrorista de Zapatero, como pretende interesadamente el PP, sino de que el tal diálogo se ha atascado y que ETA, al considerar que no estaba sacando la tajada que esperaba del proceso, se ha decidido a “dar un empujón” tal y como este grupo entiende éso: poniendo una bomba.

Sigan leyendo en el A este lado del Rubicón. Los comentarios, allí.

Tagged with →