mezquitabadalona.jpg
Ayer les decía, señores amigos míos, que les iba a enseñar hoy el vídeo de un candidato del PP obsesionado con los moritos, que es como les gusta a los ideólogos liberalpinochetistas denominar a los ciudadanos de origen árabe o magrebí. No voy a hacerlo porque uno de los elementos más conspicuos y con menos principios de la blogosfera española se me ha adelantado y lo ha publicado ya. Me refiero, como no podía ser de otra manera, a don Cesar Calderón, reconocido enemigo de España, de la civilización cristiana y de los niños y las niñas en general, como si dijéramos. Véanlo en su blog, y tengan mucho cuidado de no leer nada de lo que allí encuentren, no sea que se contaminen ustedes con alguna de sus erróneas ideas. Pero lo que quiero yo traer a colación es que en Badalona, como en el resto de nuestra amada ex patria, el PP no tiene principios morales y considera que todo vale si se trata de arrancar un puñado de votos engañando al personal.

Si ven ustedes el vídeo que me ha pisado don Cesar, se darán cuenta de que uno de los elementos principales de la campaña del PP de Badalona es la oposición a la construcción de una mezquita en suelo público en la ciudad catalana. Cosa que -como señala don Daniel, que es quien me avisa de esto- está muy puesto en razón, porque siendo España como es un estado laico, pues no hay motivo por el que las instituciones deban poner suelo público a disposición de ninguna confesión religiosa: Lo sorprendente del caso es que lo que este celo laicista que le ha dado al PP de Badalona no le brotara cuando hace unos años se cedió suelo público, con su apoyo, en el mismo barrio para la construcción de una parroquia católica. Yo es que soy muy malo, ya lo saben ustedes, que quiero entrullar a la gente y torturarla, pero se me ocurre que si no será que al PP de Badalona lo que le molesta no es tanto que se construya un tempo en suelo público como que este templo sea musulman.

No, por Dios, qué cosas se me ocurren

Tagged with →