Las medallas de Pekín o los nuevos héroes nacionales

Posted · 93 Comments

Tiroolimpico

Inicio con el presente una serie de tres o cuatro comentarios que mi merecido retiro vacacional me impidió escribir en semanas anteriores. Vienen hoy al caso unas líneas sobre las Olimpiadas al hilo de la negativa del Comité Olímpico Internacional a llevar a cabo ningún acto en señal de duelo -incluso de la prohibición de los atletas españoles de llevar señales visibles de luto- por la muerte de 150 personas en el accidente de aviación que ayer se produjo en el aeropuerto de Barajas. Las 150 víctimas de Barajas son la percha de la que voy a colgar este comentario, porque hay muchas víctimas anteriores de las que pasa olímpicamente la más alta autoridad olímpica mundial: los súbditos -que no ciudadanos- chinos fusilados cada día por defraudar al fisco, falsificar medicamentos, traficar con estupefacientes o ser partidarios de un Tibet libre de la tiranía china; las víctimas rusas, georgianas u osetias de la guerra de estas últimas semanas, o los fallecidos en el accidente aéreo de ayer, son testigos ya mudos de esa degradación moral que caracteriza al deporte profesional, a sus dirigentes-negociantes, y a los propios deportistas, salvando algunas excepciones, supongo (yo no las conozco, pero hago mención a ellas por no ser injusto, que alguna habrá).

No salía de mi asombro a principios de agosto en esa bella comarca gerundense que es el Ampurdán (mar y montaña) cuando leía en mi ex-periódico de referencia que el COI había prohibido a los atletas hacer declaraciones políticas. Y no salía de mi asombro no tanto por la prohibición en sí de los dirigentes negociantes como por el hecho de que los atletas, gente del pueblo, como usted y como yo, acatasen tan injusto e ilegítimo mandato. Un importante miembro de la delegación española reunió a nuestros heróicos atletas y les recordó la importancia especial que tiene este año la prohibición de hablar de política: había que evitar  ofender a los sangrientos sátrapas chinos. Y los atletas, chitón, como está mandao. Tan sólo una de nuestras semidiosas se interesó por un tema muy indirectamente relacionado con la política, y contestataria, replico: “Ya, pero ¿habrá jamoncito?“. Y es que la tiranía china tiene prohibida la importación de nuestro preciado pernil, aunque para la celebración de los juegos hicieron una excepción especial que permitió a nuestros héroes nacionales degustar sabrosas tajaditas del ibérico manjar mientras en alguna provincia, a muchos kilómetros de allí, fusilaban de un tiro en la nuca pagado por la familia del reo, a algún desgraciado impresor de octavillas contestatarias.

ProhibidoNo es demagogia. Es verdad. “Prohibido hablar de política“. Y punto pelota. China es un país excepcional. No es el país en el que se condena a muerte y ejecuta a más personas al año, sino que es un país en el que la pena de muerte se utiliza de manera más generalizada para reprimir comportamientos que en otros países se zanjan con sanciones administrativas o multas, e incluso para los delitos políticos. Los atletas de los países civilizados, que son personas que tienen gran cantidad de seguidores en sus países de origen e incluso fuera de ellos, que son -incomprensiblemente- personas admiradas por jóvenes y no tan jóvenes, que tienen públicos pendientes de lo que hacen, de lo que dicen (cuando saben decirlo), de con quien se restriegan, de cómo se visten, de qué perfumes utilizan y qué coches conducen… podían haberse puesto de acuerdo, podían haber hecho algún tipo de declaración conjunta sobre la salvaje violación de los derechos humanos que se lleva a cabo de manera constante, compulsiva y sistemática en China. Ante una simple declaración conjunta en defensa de los derechos humanos y en contra de la pena de muerte realizada por la mayor parte de los atletas, considerados como semidioses, a juzgar por el espacio y el tiempo que ocupan en los medios de comunicación, el COI no hubiera podido reaccionar expulsándolos a todos, y habría tenido que ceder en la prohibición. Y la tiranía china, hubiera tenido que envainársela ante el ejercicio de sus derechos por parte de ciudadanos libres de países civilizados.

Pero los atletas se callaron la boca -salvo los georgianos, por cierto, que hicieron una declaración claramente política que el COI paso por alto, al anunciar que se pensaban enrolar en el ejército de su país cuando volvieran, para participar en la criminal agresión contra Osetia del Sur-. El negocio de los cabecillas  olímpicos y las carreras de los deportistas, al parecer, peligraban. Es un convencimiento mío desde que era pequeño que el deporte de competición, en especial el deporte profesional, saca lo peor de las personas, porque al final, de lo que se trata es de primar el instinto sobre la razón y convertir a la competitividad, la agresividad y la violencia más o menos controlada en norma principal de comportamiento.

Ganar es lo único importante. Traer medallas a casa para subir el caché y anunciar yogures que nos ayudan a cagar, perfumes que nos hacen parecer más machos, coches que vienen con buenorra incluída en el sillón del copiloto y relojes que pesan más que un tren de mercancías, es lo que mola… A costa de lo que sea.

Y chitón.

93 Responses to "Las medallas de Pekín o los nuevos héroes nacionales"
  1. José Carlos dice:

    Don Ricardo, tardía pero acertadísima entrada. La falta de coraje de los deportistas, seguidos por millones de personas en el mundo, a la hora de denunciar los asesinatos, la represión y la falta de libertades en China no es justificable, aunque los verdaderos culpables son esos dirigentes del COI, tan poco proclives a molestar a quienes les pagan sus lujos, como eficaces a la hora de coartar derechos fundamentales que esa “institución” olímpica se pasa por el arco del triunfo.

    Disfrute usted de su vuelta.

  2. mitxel dice:

    El verano es luz, vacación y sosiego, y eso debiera obligarnos a ser optimistas: casi mejor que los deportistas profesionales no hablen.

  3. epmesa dice:

    D. Ricardo, ha venido usted con fuerza:
    1.- Le recomiendo este vínculo para que vea como su ¿ex-gobierno de referencia? apoyó la propuesta del COI. Y hay una diferencia, al menos en el campo profesional. A los deportistas no les pagamos para opinar de política, aunque como ciudadanos deben hacerlo, a los políticos, sí. Por lo tanto espero ansioso una diatriba semejante contra la política profesional. Incluyendo la frase de que la política profesional saca lo peor de las personas (yo no lo creo, pero imagino que por una cosa va la otra).
    2.- Contrasta esta justa crítica a China con su, cuando menos, extraña defensa de la actuación rusa en Georgia. Rusia sí debe ser una democracia.
    3.- Ojo a los arrebatos emocionales sobre la moral. Son peligrosos. En el fondo la idea viene a ser, de forma general y no digo que en su artículo, que uno es mejor que el resto. Y no olvide que usted, y yo encima más largas, estábamos de vacaciones mientras ocurría todo esto. No sé si me explico…

  4. Don Ricardo dice:

    Don EP, se me hace raro verle una crítica constructiva.

    1.- Aplique usted todo lo dicho por mí en esta entrada a los deportistas profesionales al gobierno. No me atrevo a decir que se lo aplique usted a los “políticos profesionales” porque, a diferencia de los deportistas profesionales, eso sí sería injusto. Creo que todos los partidos políticos españoles mantienen posiciones críticas con China, aunque cuando ocupen gobiernos institucionales las tamicen mucho en función de eso que se llaman intereses de estado. Salvo, por supuesto, IU, cuyo militante José Masa, alcalde de Rivas, fue el único representante de un gobierno español que recibió al Dalai lama, que, como usted sabe, además del máximo representante de una ridícula religión (ridícula, como todas) es también representante de un país invadido, ocupado y fuertemente reprimido por la dictadura china. En aquellos días, la diplomacia mafiosa china se presionaba a las administraciones españolas para que no le recibieran, y ni el gobierno de Aznar, ni el Gobierno de Esperanza Aguirre, ni el de ninguna otra autonomía se atrevieron a Recibirle. Rivas le invitó, y hubo un encuentro entre el Dalai lama y el Alcalde de RIvas, de IU, que en aquellos días representaba al pueblo español, sorprendido ante la poca sensibilidad democrática de todos sus gobiernos. Así que no es justa esa crítica que usted quiere que haga a todos los políticos.

    2.- No. Ya le he dicho a usted en su blog que no doy la razón a Rusia por ser Rusia, ni por ser más o menos democrática, sino que se la doy en un asunto concreto, por que la tiene a mi juicio. En otros asuntos, como Chechenia, creo que no la tiene, pero en éste sí. Otra cosa es su tradición democrática, que es escasa, pero mucho mayor que la china, y sólo un poco menor que la española. Y por supuesto, mucho mayor que la estadounidense, ese país en el que electrocutan a los negros, a los chicanos y a los pobres.

    Pero sobre todo, lo que hago en este tema es quitarle a Estados Unidos el derecho a intervenir. No lo tiene, porque no tiene intereses directos que defender, como no los tiene en irán, como no los tiene en un montón de lugares en los que está interviniendo de manera generalmente cruenta y violenta constantemente.

    3.- Ahí no le digo yo que no, pero oiga es que yo tengo una cosa clara: si yo hubiera sido un atleta olímpico en pekín, hubiera dado la nota y hubiera tratado de que fuera una nota colectiva, un gran acorde. Sabe usted que es verdad, porque eso ya lo he hecho en otras ocasiones saliendo gravemente perjudicado. Que haya sentado la cabeza no quiere decir que me haya hecho un reaccionario insensible.

    4.- Sí, estábamos de vacaciones ¿y…? ¿No será usted de esos folclóricos que dicen que para ser de izquierdas hay que repartir las propiedades de uno y sufrir mucho?

  5. Jorge F. dice:

    Puede que el budismo no sea ridículo y que los ridículos sean los “budistas”. Aplíquese a otras religiones.

  6. Don Ricardo dice:

    Don Jorge, no estoy de acuerdo con usted. La religión es ridícula y los religiosos patéticos.

    Aplíquese a todas las confesiones.

  7. no voy a discutir su entrada, al menos en el fondo, q es innegable, pero la censura en los JJOO siempre ha estado presente y no sé de qué se escandaliza. recordará Vd. a los atletas estadounidenses q hicieron en la ceremonia de medallas, himno norteamericano sonando, el saludo de los panteras negras en Mexico 68.

    estos fueron expulsados de la villa olimpica y repatriados de inmediato y cosas peores a las q se vieron sometidos ellos y sus familias. no son el unico ni seran esperemos el ultimo caso.

    por cierto q llamar “subditos” a los ciudadanos chinos me parece excesivo ademas de incorrecto, incluso para querer ser tan mordaz como ha sido. para terminar, decir solo q el Tibet solo fue independiente desde q quedo fuera de jurisdiccion china desde la dominacion japonesa (II GM) hasta creo el año 54 q es retomada. asi q no se por qué se demanda un estado libre donde nunca lo hubo, aqui en España no nos faltan ejemplos de demandas similares.

    un cordial saludo.

  8. charco dice:

    Lo que es una pena es que los deportistas modestos no se hubiesen rebelado contra este…”consejo”, pq ¿por qué habría hacerlo un deportista de élite?¿Acaso sabía un deportista de élite donde estaba China?, es más ¿acaso sabe un deportista de élite donde está china?.
    En cuanto a lo del Tibet y el querido Dalai, ay dalai dalai, creo que este tío es el que más esclavos tiene del mundo, todos los ciudadanos del Tibet están bajos sus ordenes, y la traducción de la palabra que se utiliza allí para designar a las mujeres viene a querer decir algo así como cosa…
    Por cierto, creo que el jamón se puede comer alli desde que un tal juancarlos fue para alla no hace mucho, igual la respuesta de los jamoneros españoles sea un yate de estilo abravomich de regalo…
    Buenas noches y buena suerte, jajajajaajaja

  9. Simio dice:

    ¿Aplíquese a todas las confesiones?

    Don Ricardo:
    Yo aun diria mas Incluso a las creencias politicas que a veces parecen confesiones politicas.

    ¿Que es si no en el fondo su fe en Rusia? Aunque este feo señalar.

    Charco:
    Tanta fiesta en china chirria, pero quizas sea lo mejor para cambiar el regimen Chino por una democracia burguesa como dios manda.

    Lo que se le critica a los deportistas de elite que van a China, se les podia haber crititcado a las suecas con bikini en la España de Franco. A la larga trajeron la apertura mental.

  10. Don Ricardo dice:

    Ya, don Rafa, ya, pero haga el favor de poner bien el enlace.

  11. Jorge F. dice:

    Bueno, soy ateo desde muy joven, pero no por ello me negué a creer en una vida espiritual. El budismo, vía Schopenhauer, me pareció interesante, así como algunas interpretaciones del cristianismo. Supongo que algunas esencialidades de esas filosofías de vida las he incorporado a mi filosofía de vida desde aquella juventud.

    Nada que ver no obstante con toda la parafernalia de las iglesias y las organizaciones parapolíticoempresariales que me repugnan. Nada que ver con lamas y su corte de mediáticos anglosajones.

    Y, desde luego, no he visto cosa más ridícula que las “conversiones” a todo tipo de patrañas de algunas parientas en su madurez : del pasotismo y el materialismo más burdo a la superstición en un abrir y cerrar de ojos.

  12. Jorge F. dice:

    Por cierto, Don Ricardo, ¿es verdad eso de la borrachera de Bush en el Estadio Olímpico o es una burda manipulación fotográfica de los agentes talibochavistasoviéticos?

  13. Parece mentira la cantidad de prejuicios por centímetro cuadrado que llega uno a leer, y digo prejuicios por no emplear otra expresión.

    Retomando una idea que ha expuesto Don John Cornford en el comentario #7, la política siempre ha estado presente en los JJOO. El post de Don Ricardo es un claro reflejo de la portentosa parcialidad que nos rodea a la hora de evaluar la realidad geopolítica mundial.

    Parece el eterno debate en esta bitácora, o la eterna crítica que siempre saco a relucir, pero es lo que hay:es racionalmente incapaz el que carga las tintas contra los malos y se inhibe, suaviza o matiza sus críticas a los malísimos. Don Ricardo, aunque de forma menos evidente, tropieza sistemáticamente en esta incapacidad. No debe tomarse a mal el calificativo, pues un servidor tiene sus incapacidades, pero en lo que respecta a ciertos asuntos puntuales, nuestro anfitrión, del mismo modo que la mayoría de medios (Falsimedia fundamentalmente), muestran una soberana incapcidad para encontrar un equilibrio en sus disquisiciones. Sé que me voy a alargar, pero la reflexión sobre la que sostengo la calificación de incapacidad a la que me estoy refiriendo merece la pena.

    Para que entiendan bien lo que quiero decir voy a utilizar un ejemplo cinematográfico muy ilustrativo, a mi juicio. En términos cinematográficos el cine norteamericano es incapaz. Otras cinematografías han mostrado signos de incapacidad, pero el cine que se realiza en Hollywood es abrumadoramente incapaz. ¿En qué sentido? En el mismo sentido que me lleva a subrrayar la incapacidad de Don Ricardo, de no pocos comentaristas de su bitácora y de Falsimedia. Especialmente de Falsimedia.

    ¿Conocen alguna película estadounidense en la que aparezcan malos, a veces muy malos, una película en la que desde la élite gobernante se cause daño y dolor a la ciudadanía, estadounidense o no estadounidense? ¿Conocen alguna película en la que se denuncien hechos o actividades criminales protagonizadas por los EEUU? Señoras y señores, les puedo asegurar que hay centenares, por no decir miles de películas en las que los EEUU causan dolor a sus propios ciudadanos o a los ciudadanos de otros países. Hemos visto a más de un presidente criminal y corrupto (Gene Hackman en “Pooder Absoluto”, de Clint Eastwood es un ejemplo reciente), a más de un alto funcionario de la administración al que se le va la pinza, se corrompe u organiza algún desastre en oriente medio o en latinoamérica, a más de un asesino a sueldo de algún organismo federal, a más de un policía que se tomaba la justicia por su mano, etc… La violencia del cine estadounidense es más que evidente, y el malo puede ocupar cualquier posición en la estructura de la nación, del estado o de la ciudad que sea.

    ¿Conocen, por el contrario, alguna película europea a la que podamos atribuir una presencia equivalente de personajes malos que operan desde las diferentes administraciones que en Europa tenemos? Seguro que hay ejemplos pero son mínimos, sobre todo si los comparamos con el cine producido en Hollywood. El cine europeo no presta tanta atención a dirigentes u organizaciones criminales. Ahora bien, cuando una película europea se propone denunciar las corruptelas o los vicios de la administración, termina por denunciar al sistema. Los malos del cine europeo no son tan populares como los malos del cine estadounidense y eso pasa porque el cine europeo tiende a denunciar al sistema en lugar de focalizar sus diatribas contra el malo de turno. Un ejemplo reciente de esto que digo es la película francesa titulada “Borrachera de poder”, de la que ya hablé en llos comentarios #45 y #46 de este hilo:

    http://www.asueldodemoscu.net/?p=1349

    ¿A dónde voy? El cine producido en Hollywood está especializado en hacer películas en las que la corrupción y el crimen, desde cualquier esfera, dominan la función, pero ese cine en el que la violencia (incluso del estado) es tan presente, jamás, repito, JAMÁS critica al sistema. El presidente de los EEUU será un impresentable, el secretario de estado será un asesino, la CIA estará dirigida por un corrupto de mil pares de cojones (con perdón), el FBI será un nido de mercenarios y ladrones, pero el sistema, el sacrosanto sistema, jamás se pone en duda. Los males protagonizados por ciudadanos estadounidenses, sea cual sea su posición, son tratado como el que trata a una oveja negra. La maldad en el imperio (utilicemos términos apropiados) se produce por culpa de errores puntuales, de infecciones locaizadas, de ratas que se han colado en la madriguera, de ovejas negras o ciudadanos descarriados, pero la fuerte, ejemplar y poderosa democracia que se sustenta en la declaración de independencia y ejerce de faro mundial democrático jamás se pone en entredicho.

    Hemos asumido de tal modo que los EEUU son la mayor y más estimable y respetable democracia del mundo, que plantearse lo contrario suena a una entelequia incomprensible. Para la mayor parte de ciudadanos del primer mundo y buena parte del resto, la democracia estadounidense está fuera de toda duda. Ellos son un ejemplo a seguir y ellos mismo se encargan de convencernos una y otra vez con su poderosa, despiadada y omnipresente dictadura cultural, que nos “inyectan en vena” a través del cine, la televisión, la publicidad y multitud de métidos que nos mantienen poco menos que hipnotizados. No nos engañemos: vivimos en la era del imperio estadounidense, cuya fuerza, poder y capacidad de intimidación y destrucción son mayores que cualquier otro imperio de la historia de la humanidad. Sus dominios son verdaderamente mundiales, muy lejos de la supuesta mundialización del lejano imperio español en el que el Sol no se ponía jamás. El imperio de los EEUU no necesita que su bandera y su nombre aparezca en todo el mapa. Le basta con mantenernos hipnotizados gracias a dos cosas: la dictadura cultural de la que hablaba y la no menos eficiente dictadura económica.

    La cruda realidad de los últimos 100 años es que ninguna otra fuerza, organización, estado o lo que sea ha causado tanto dolor y destrucción como los EEUU. Sin necesidad de remontarse al pasado, el ente terrorista más letal de nuestros días, el mayor causante de dolor, represión, guerra y destrucción en los albores del sXXI responde al nombre de EEUU. Pero no es que sea el mayor poder criminal y asesino de nuestros días, sino que lo es con una diferencia desorbitada. Sus guerras preventivas genocidas, sus campos de concentración y tortua masiva de prisioneros ilegales (con Guantánamo a la cabeza), su exagerado intervencionismo global, sus pactos con diferentes diablos según interese, su capacidad de espionaje a nivel planteario, su descabellado y monumental expolio de las riquezas de numerosos países del tercer mundo (y algunos del primero) y, en definitiva, cualquiera de sus actividades dentro y fuera de sus fronteras impiden plantearse comparación alguna con ninguna otra nación del mundo. La diferencia es tan abultada, tan exagerada, tan insultante, que no encuentro palabras para reflejarla en estas líneas. Las políticas exteriores (y algunas interiores) de este poderoso imperio causan millones de muertos desde hace décadas. No ha existido un solo presidente de los EEUU desde el final de la segunda guerra mundial que no tenga las manos manchadas de sangre… ¿qué digo manchadas? Ahogadas, profundamente sumergidas en sangre.

    Pues resulta que esa dictadura cultural, que jamás pone en duda la bondad y el ejemplo a seguir de dicho imperio, corroe mentes por todo el mundo, consigue que la gran mayoría de ciudadanos del resto de países sean incapaces de señalar al imperio cuando les piden que nombren a los malos. Chávez es malo, Putin es malo, Evo Morales es malo, Mugabe es malo, Ahmadineyad es malo, Hamas son malos, ETA son malos, el IRA son malos, los chinos son malos, ¡China es mala! ¡Hasta Bush puede resultar malo para muchos!, y Berlusconi, y Aznar, y Blair, y ya no diamos los Castro en Cubha, porque Cuba es mala, pero ¿los EEUU? Jamás, los EEUU no son malos salvo para una minoría de presuntos comunistas, maoístas, revolucionarios desfasados o terroristas aislados. Los medios de comunicación masivos (Falsimedia) en todo el mundo, la mayoría de bitácoras (incluida ésta), la mayoría de periodistas, la mayoría de personas, buena parte de la humanidad, apenas dedica esfuerzos o levanta la siquiera la voa para decir que los EEUU son más que malos, son los más malos. No señor: la presión mediática sobre el régimen estadounidense es insignificante. La guerra de Irak fue terrible y muchos (puede que una mayoría de seres humanos) piense que allí se cometieron crímenes contra la humanidad, pero pocos son los que cuestionan a un país, a una nación que sin pausa alguna produce extremo dolor en el mundo desde hace décadas. La democracia más ejemplar no deja de matar, no ceja en su empeño criminal, pero nadie la cuestiona. Hay países que indudablemente atentan contra los derechos humanos (España también), unos más que otros. China no se queda corta. La represión existe en China, la pena de muerte es habitual, más que en los EEUU, pero aun y así9, a pesar de sus indudables excesos, los chinos son meros aficionados al lado del imperio estadounidense. Meros aficionados.

    Así pues, no se trata de discutirle a Don Ricardo las razones que expone para criticar a China. No se trata de negar los excesos, por muy graves que sean, de los chinos, o de los rusos. Lo que se trata, lo que motiva esta larga parrafada que estoy redactando, es de señalar que no existe equilibrio alguno en el tratamiento que se da a las denuncias. En lo que llevamos de año China está recibiendo por todas partes. La presión mediática, ncluyendo este modesto blog es brutal, sin parangón. No hay un solo país en el mundo que reciba tantos ataques como China. Rusia se está acercando a raíz de los acontecimientos en Georgia, pero los Chinos ganan de calle. Mientras tanto, mientras el mundo se entretiene criticando a los chinos, diciéndoles de todo, nos deleitamos con el proceso electoral estadounidense, cuya cobertura es mundial y no sólo norteamericana. El imperio se presenta al mundo su democracia y medio mundo se enamora de Barack Obama, como antes se habñia enamorado de Bill Clinton, y mucho antes de JFK. El mundo gasta tantas fuerzas en dar cobertura al proceso electoral estadonidense como en denunciar los excesos del régimen chino. La hipocresía elevada a la máxima potencia.

    Es probable que no me equivoque al afirmar que tras las elecciones presidenciales en EEUU, gane quien gane, continuarán las politicas imperialistas y genocidas de dicha esa nación. Es así desde hace décadas. ¿Por qué ha de ser diferente ahora? ¿Qué elementos permiten pensar lo contrario? No los hay. Es probable que, si vence Obama, se apaguen voces que hoy denuncian…a Bush y a su administración. El mundo piensa y siente de que una nueva administración en la Casa Blanca, y con más razón si la lidera Barack Obama, dará carpetazo a una época oscura y lamentable. Pocos vemos más allá de esa trampa Hollyowoodiense, pocos afirmamos que el problema seguirá, porque es un problema estructural, un problema de fondo, un problema que llega hasta el tuétano de sus huesos democráticos aunque, curiosamente, su democracia esté en los huesos.

    Don Ricardo, como tantos y tantos, demuestra su incapacidad en posts como éste. Los malos son Bush y China. Jamás se le ocurriría afirmar que los malos son EEUU y China, que sería engañoso, porque poner al mismo nivel a estos dos países no deja de ser un insulto a la inteligencia. La incapcidad masiva que observo en medios, en blogs y en comentarios de todo tipo, no permite ser muy optimista porque, además y como se comprueba cada dos por tres, denunciar lo que estoy denunciando se asocia inmediatamente a una supuesta complicidad con el régimen chino. Hay que ser muy etúpido para pensar algo así tras haberme leído, pero es que hay muchos estúpidos en estos mundos de internet. Por eso me voy a despedir con una de las mayores estupideces que se han dicho en este hilo, a cargo del ínclito e incapaz epmesa:

    Ojo a los arrebatos emocionales sobre la moral. Son peligrosos. En el fondo la idea viene a ser, de forma general y no digo que en su artículo, que uno es mejor que el resto.

    Mi idea, Don incapaz, como ya he desarrollado en los párrafos precedentes, es que “uno es peor que el resto”.

    ¿Cuántos de ustedes se sienten incapaces? ¿Cuántos lo son?

  14. Don Ricardo dice:

    Qué obtuso es usted, don Rafa. Cómo se nota que es usted comunista (dicho sea sin ánimo de faltar, oiga, no se me enfade). He tenido que editar el comentario para que salga bien el enlace.

  15. R. Hortaleza dice:

    es el html socialdemócrata de ASM ;-)

  16. Don Ricardo dice:

    ¡Bolchevique! ¡Váyase a tomar un palacio de esos que toman ustedes con tanta gracia!

  17. Simio dice:

    Большевик quiere decir como sabemos los expertos en lenguas eslavas “miembro de la mayoría”

    Para los analfabetos cirilicos y desconocedores de la lengua rusa pueden verlo en la wikipedia.

  18. Don Ricardo dice:

    Ya, don Amedio, ¿y?

  19. Simio dice:

    No, nada, era por romper el hielo de la conversacion.

    A proposito ¿saben ustedes que Pier de Coubertin fue a inglaterra a estudiar la doctrina del Cristianismo muscular?

    ¿Le sigue pareciendo que la religión es ridícula y los religiosos patéticos?

    Por cierto que por cambiar y hacer juegos con los nombres a Federico le costo perder contra Zarzalejos. Asi que como siga llamandome Don Amedio, tendra noticias de mis abogados.

  20. surco dice:

    En una cosa voy a estar de acuerdo con usted, Don Ricardo. Cierto es que el deporte saca lo peor de uno, salvo la barra fija, que a algunos nos hace ponernos de lo más tiernos y sabrosones. En lo de China, pues eso, que si, que son muy chinos y muy salvajes…igual que Tito, pero que cuando se muere Tito resulta que el chino y salvaje yugoslavo no era Tito y que había un Tito en cada cabronazo que tomaba un arma, oiga…..con un tal Sadam pasaba lo mismo.

    a lo que voy. Muy bien lo de clamar al cielo con los derechos humanos y si tenemos que clamar un poco más allá del cielo, clamamos y San se acabó, pero que el tema este cultural es un poco particular y que uno entra en Irak a instaurar la democracia petrolera y lía la de Alá es cristo.

    En lo del Tibet. No se que miembro de su partido recibió al Dalaí Lama, pero espero que el calvo le obsequiara con unos buenos dulces y mantecados ¿Es eso lo que hacen los curas, no?.

    Dicen que al ver al lama te invade la paz espiritual. Curioso ver como la paz espiritual termina siendo otra forma de invasión y dominio ( vease historia del Tibet)

  21. epmesa dice:

    1.- D. Lucien, yo que usted hacia un curso de lectura comprensiva porque la frase que cita no hace referencia a lo que usted cree (de hecho, D. Ricardo, tal vez con mejor capacidad lectora o, como se dice ahora, competencia, la entendió en su justo contexto). Por lo demás, toso el comentario es un discurso decimonónico (pero de salón decimonónico, no del pensamiento ya de ese siglo) .
    2.- D. Jorge, se lo digo sin ironía ninguna y con interés. Dice usted: “Bueno, soy ateo desde muy joven, pero no por ello me negué a creer en una vida espiritual.” No lo entiendo. Si uno es ateo, yo lo soy, uno es ateo y, por tanto, niega, no solo no cree, vida espiritual alguna. Si puede usted, reconozco que el pedido es arduo, me lo explica, por favor.

  22. Miguel Ruiz dice:

    Me temo que la última parte de tu blog se debe a la relajación veraniega. No estoy de acuerdo con lo que dices de los deportistas profesionales. No hay nada de malo en competir en algún deporte, llegar a ser tan bueno en ese deporte que anime a la gente a practicarlo. La competencia sólo es mala cuando es injusta.

  23. Miguel Ruiz dice:

    quise decir la última parte de tu post.

    En un acontecimiento donde se reunen atletas de tantas naciones, creo que la ausencia de la política debe reinar.

  24. Jorge F. dice:

    No me va a ser fácil explicarme.

    El ateo no cree en Dios, pero puede creer perfectamente en lo espiritual. El materialismo burdo consistiria en creer que la vida consiste en satisfacer ciertas necesidades: comer, dormir, divertirse, follar… importantes, desde luego, pero propias de la animalidad.

    Pero no existe el burdo materialista puro. Todo humano lucha más o menos por algo más. Incluso diría que hay algunos animales que necesitan algo más.

    En alguna fase primigenia, el hombre primitivo luchaba sólo contra la naturaleza por su existencia física. Nosotros luchamos en la naturaleza para comprenderla y comprendernos como parte de ella, buscamos significados, respuestas. Eso ha ido produciendo una ampliación de la conciencia en la colectividad humana. Una ampliación que ha originado deseos… deseos de “cosas” no materiales, de concepciones inmateriales. Ahora necesitamos satisfacer otras necesidades que no son comer, dormir, divertirse, follar… necesidades que se corresponden a una forma de vida, a una filosofía de vida que se nos ha impuesto y hemos aceptado entre diversas opciones simples o que construimos constantemente a partir de elementos diversos y con la aportación de las conclusiones que obtenemos de nuestras observaciones cotidianas… encaminándonos hacia la armonía, la serenidad. La espiritualidad es ser artista de una obra que somos nosotros mismos y nuestra vida.

    ¿Me explico? ¿Desbarro? ¿Se me intuye? ¿Llamo espiritualidad a algo que usted llama de otra manera?

  25. epmesa dice:

    Muchas gracias D. Jorge por su aclaración. Efectivamente se trataba de un problema de lenguaje. De acuerdo con usted en todo excepto lo de encaminarse a la armonía y la serenidad porque si la vida es un proyecto, como señala, la vida será tensión permanente. Pero ya está aclarado y de nuevo gracias.

  26. Jorge F. dice:

    Claro, estoy de acuerdo, pretendemos encaminarnos hacia la serenidad, otra cosa es que la alcancemos.

    Quizá para alcanzarla debemos renunciar al deseo, incluso al deseo de cosas inmateriales, incluso al deseo de alcanzar la serenidad. Aceptar la vida… y la muerte. La muerte total, pues no hay, para mí, ninguna vida espiritual tras la muerte del cuerpo.

    Conocí a una mujer, que murió a los 99 años, que quizá se acercó a esa serenidad. Terminó prescindiendo incluso del deseo de morir. Y vivió hasta el último momento en plenitud de facultades intelectuales, aunque las debilidades del cuerpo le privaban de alimento para la mente. Murió de repente. La fortuna la acompañó.

    Atea, quizá agnóstica.

    Antifascista apasionada. Hay pasiones que quizá no se pueden erradicar cuando has tenido que exiliarte y has visto como tu mundo se hunde y te quedas “desnudo y errante”.

    – – –

    ¿Y qué palabra usaría usted para expresar mi concepto de vida espiritual? ¿Conciencia? ¿Consciencia?

  27. Jorge F. dice:

    El gran bien

    No quiero enseñarte a creer. Quiero dejarte con todas las dudas del ser humano. La duda fecunda y purificadora y enternecedora. Quien cree, quien se figura poseer la razón, es duro y cruel. ¡Por suerte los que creen a veces dudan y se enternecen! Cuando yo creo, cuando me siento llena de razón, soy dura, cruel, inhumana; me esfuerzo por resistir a la tentación de la duda, que me hace horrorizarme de mí misma y me dulcifica para los demás. El odio nace en quien tiene razón, el amor en quien duda. ¡La duda es el gran bien de los humanos! Si supiésemos, seríamos estériles. Si no hubiese la duda no habría fe ni ninguna otra cosa abstracta de las que llamamos virtudes. No habría obras. ¡Si supiésemos qué insoportable sería la vida! Nos hace vivir el dudar hasta de la razón de nuestra duda; de otra manera nos bastaría, y quizá nos sobraría, existir biológicamente. Por esto no quiero enseñarte a creer y quiero dejarte con las dudas: para no endurecerte ni anquilosarte el espíritu en la existencia biológica.

    Anna Murià

  28. Don epmesa me ha dicho en el comentario #23:

    1.- D. Lucien, yo que usted hacia un curso de lectura comprensiva porque la frase que cita no hace referencia a lo que usted cree (de hecho, D. Ricardo, tal vez con mejor capacidad lectora o, como se dice ahora, competencia, la entendió en su justo contexto). Por lo demás, toso el comentario es un discurso decimonónico (pero de salón decimonónico, no del pensamiento ya de ese siglo) .

    Empecemos por esa frase que cito del propio Don epmesa:

    Ojo a los arrebatos emocionales sobre la moral. Son peligrosos. En el fondo la idea viene a ser, de forma general y no digo que en su artículo, que uno es mejor que el resto.

    Frase que en la 1ª intervención de este comentarista aparecía en forma de 3er punto, punto que terminaba con esta otra frase:

    Y no olvide que usted, y yo encima más largas, estábamos de vacaciones mientras ocurría todo esto. No sé si me explico…

    Leamos el punto que antecedía a estas frases del punto 3 (el punto 2, obviamente) del propio epmesa a ver si ganamos algo más de contexto:

    2.- Contrasta esta justa crítica a China con su, cuando menos, extraña defensa de la actuación rusa en Georgia. Rusia sí debe ser una democracia.

    Con esta alusión se confirma lo que señalé con pelos y señales en mi extensa intervención #3, en la que advertía sobre el agravio perpetrado por los ue disparan tan fácilmente sobre China, los que siempre tienen la bala en la recámara para darle caña a estos países presuntamente malinos o, como mínimo, más malinos que los que objetivamente merecerían el grueso de las críticas, grueso ue nunca llega de estos personajes incapaces, como epmesa.

    Este personaje, como tantos otros, incluyendo ocasionalmente a Don Ricardo, mantienen una deriva neuronal (no confundir esto con subnormalidad, por favor) que les lleva mostrar enorme contundencia y confianza a la hora de criticar a China (o a Rusia, o a Venezuela, y ya no digamos a Cuba) mientras se muestran cautos o precavidos, cuando no se inhiben o relativizan sus críticas (en caso de haberlas) a la UE (y ya no digamos a España) y, sobre todo, a los EEUU. Obviamente denunciarán casos, situaciones o hechos concretos de la realidad de estos países de nuestro entorno, empezando por el nuestro, pero no los pondrán en duda jamás como hacen con los otros, utilizando expresiones como régimen, dictadura u otras baratijas verbales de ánimo o espíritu peyorativo.

    Metafóricamente hablando, cargan sistemáticamente contra los ladrones y se inhiben ante los asesinos.

    Quiero que alguien imparcial o alguien sensato (pueden ser el propio Don epmesa o el mismísimo Don Ricardo, que no sólo tropiezan con sesgo ocasional -aunque sí dramático-) coja una balanza a través de sus impresiones y responda sinceramente a este planteamiento o pregunta retórica que resalto en mayúsculas y negrita:

    ¿CONTRA QUIÉNES SE MUESTRAN MÁS CRÍTICOS ESTOS DOS SEÑORES, CONTRA PAÍSES COMO RUSIA, CHINA O CUBA O CONTRA LA UE O LOS EEUU?

    Pero con aquel punto 2 ya quedaba claro (fuera de contexto, pues hace falta haber leído o seguido mínimamente a Don epmesa para confirmar tal actitud de clarísima invalidez intelectual o , como he dicho en este hilo, incapaz) que sus críticas convergen histórica e inevitablemente en los países cuyo aroma (él) relaciona con el comunismo o el socialismo real. ¿Herencia traumática de inspiración freudiana? ¿Obsesión interiorizada a base de veneno dialéctico e intelectual? ¿Trauma infantil? A saber.

    Lo importante es que el punto 2 (junto al contexto que sólo un iniciado en esta bitácora puede conocer) conduce irremisiblemente a la catalogación de Don epmesa como un inválido intelectual o un paradigmático incapaz, en absoluto ocasional, como sucede con Don Ricardo. Debo añadir (para mí es innecesario, pero algunos que acusan a otros de ser merecedores de un curso de lectura comprensiva) que servidor ha sido incapaz durante mucho tiempo en el terreno que nos ocupa y, probablemente, soy un inválido intelectual. Ya puestos, agradecería que esto me fuese comunicado por quien quisiese (y pudiese ejemplificarlo como yo acabo de hacer con epmesa, lejos de pueriles gratuidades, claro).

    Pero siendo importante el punto 2, no lo es menos el 3, que he hecho es el que nos reúne en este ya largo comentario. El incapaz epmesa afirma que el también incapaz en esta materia Don Ricardo le había entendido bien. Veamos las palabras de respuesta de nuestro anfitrión a ese punto 3:

    .- Ahí no le digo yo que no, pero oiga es que yo tengo una cosa clara: si yo hubiera sido un atleta olímpico en pekín, hubiera dado la nota y hubiera tratado de que fuera una nota colectiva, un gran acorde. Sabe usted que es verdad, porque eso ya lo he hecho en otras ocasiones saliendo gravemente perjudicado. Que haya sentado la cabeza no quiere decir que me haya hecho un reaccionario insensible.

    COMPRENSIÓN ABSOLUTA, oiga. Aunque quizás pudiere ser plausible un problema de expresión del punto 3 original.

    Sea como sea, seguro que el problema se explica con una palabra acabada en “-ón”, don incapaz.

  29. Jorge F. dice:

    Bueno, Don EP, la persona más serena que conozco es mi madre, pero a veces cuando tienes a alguien cerca no le aprecias lo suficiente, por eso no la he mencionado antes.

  30. Por cierto, como sano ejercicio para gente honesta y que haya seguido mínimamente los JJOO:

    ¿Cuántas medallas se han llevado los chinos?

    Fácil. Ahora otra que también es fácil:

    ¿Se le ha dado a los deportistas chinos un seguimiento acorde al número de medallas conseguidas (por tanto finales disputadas) o, al menos, comparable al de otras potencias del medallero, España a parte?

    Por cierto: ¿alguien ha visto el reportaje sobre el conflicto de Georgia en Informe Semanal emitido esta noche de Sábado? No sólo han elaborado un panfleto antirruso por todos sus poros, carente de perspectiva e ignorando la matanza del ataque incial georgiano sobre Osetia del Sur (criminal ataque que provocó la reacción rusa) sino que al finalizar han recordado otras invasiones “rusas” como la de Praga en 1968. ¿Qué les costaba irse a Chechenia?

    La prpaganda anticomunista (aunque disparen contra anticomunistas o personas que nada tienen que ver con la URSS), la intoxicación, la mentira y la manipuilación más descarada siguen abriéndose paso en Falsimedia.

  31. Ah, una cosa que se me había olvidado decirle a Don Ricardo:

    a la foto que ilustra su post sobre tiro olímpico se me ocurre responder con una imagen de un caza de los EEUU lanzando mislies en Fallujah con el siguiente subtítulo:

    Lanzamiento de disco

    Hay algo que le digo a usted y me diugo a mí mismo: ¿por qué no dejamos de utilizar argumentos para atacar a China cada vez que denunciamos la hipocresía occidental, como si necesitásemos justificar que no apoyamos al régimen chino?

    Es como al hablar del País Vasco. ¿He de mencionar mi repulsa a ETA cada vez que denuncio los miserables e indudables atropellos de la Audiencia Nacional contra el entorno abertzale?

    Estoy cada vez más harto de estas “justificaciones”. Pronto las evitaré completamente. Estoy en proceso de conseguirlo. No es fácil.

  32. O sí que es fácil: baste pasar de los que desvían la atención diciéndote que apoyas al régimen chino o eres poco menos que terrorista.

    Quizás no lo consigo porque me gusta expandir mis comentarios, y eso es más difícil de corregir, aunque lo intento, lo prometo.

  33. Cordura dice:

    Historia de cualquier poder

    http://lacomunidad.elpais.com/periferia06/posts

    El Blog de Cordura

  34. Jorge F. dice:

    La fobia antirrusa y la sumisión a los intereses norteamericanos en los medios da asco. Véase por ejemplo la columna de Francesc Marc Álvaro de ayer en La Vanguardia.

    Y no es que no sea verdad todo lo malo que dice sobre el gobierno de Rusia, posiblemente lo es, lo que parece increíble es que ignore todos los hechos objetivos del conflicto entre Georgia y Osetia y que presente al mamarracho del presidente de Georgia como un santo varón cuyo única “culpa” es haber estudiado en los USA. Una forma más sutil de volver al viejo tópico del antiamericanismo visceral, el izquierdismo trasnochado y los fascistas de izquierdas para eludir el análisis serio y la posible controversia.

    ¿Y TV3? La televisión que glorificó al general neofascista croata Franjo Tudjman y que presentó como héroes a los delincuentes albaneses de la UCK, no se digna en dar la palabra a algún político independentista osetio. Los osetios son para esa televisión exclusivamente “milicianos prorrusos que hacen los trabajos sucios “.

  35. Ya he leído el reportaje de Francesc Marc Álvaro. Es muy difícil superar tamaña ignominia. Es impresionante la cara dura de este personaje.

    Lo mejor es que son tan ridículos… salvo para muchos que comulgan con ruedas de molino. Más que muchos me temo: una mayoría. Y es normal si atendemos al papel de los medios, que van todos a una en su frente antirruso, cargando las tintas contra una país y unos dirigentes como jamás han hechos (ni harán) contra los “suyos” que están encabezados por los EEUU.

    Vaya, más de lo mismo.

  36. Hace mucho tiempo que TV3 cayó en un ozo de fecalidad del que difícilmente saldrá. Cuando hablo de Falsimedia incluyo a “la nostra”, que de mía no tiene mas que parte de mis impuestos, que pago por Obligación, como todos los impuestos, pero con O mayúscula.

    La llegada del Tripartit a la Generalitat y la nueva realidad de pactos y equilibrios de nuestra particular partitocracia, condujo a TV3 a una insipidez asfixiante. No me extraña que las crónicas electorales, desde entonces, no vengan firmadas en protesta por los cupos y los criterios político-pactistas para confeccionarlas emitirlas, pero esa legítima reclamación-protesta por la dignidad periodística sería digna de elogio si viniese de otros profesionales. Tras 23 años de no protestar jamás por justo lo contrario (control absoluto y manipulación descarada proconvergente) huele a hipocresía y a poca vergüenza que los personajes-periodistas que asumieron y aceptaron una televisión gestionada desde CIU (con todas las interpretaciones y condicionantes posibles) se quejen ahora de tener las manos atadas, estando obligados a dar información electoral con camisa de fuerza.

    ¿El resultado? Unos servicios informativos sosos, ineficaces, acríticos, inútiles, espúreos, incapaces de informar con independencia aunquie no sean ya parciales o partidistas. Ahora son parlamentaristas, y se quejan. Pues lo siento por ellos. Tuvieron su oportunidad y la perdieron. Además, así como en política catalana y española se han vuelto acríticos, en política internacional comulgan más que nunca con el proamercianismo y la intoxicación que lleva a informaciones sesgadas e hipócritas, dignas de lo que finalmente han llegado a ser: miembros con todos los honores de Falsimedia. A la zaga de El País o El Mundo (líderes en desinformación) pero Falsimedia al fin y al cabo.

  37. Pues que quieren que diga, entre vivir en EEUU o en China yo creo que hay una enorme diferencia. Crueldades aparte, desde luego en EEUU el Gobierno no puede fusilarte porque tenga el día tonto contra los disidentes políticos.
    Y en cuanto a los deportistas profesionales, no estoy de acuerdo en que el deporte transmita esos valores negativos que usted dice, Don Ricardo. Yo más bien veo en él el afán de superación, el cuidado personal, el compañerismo del deporte en equipo y la transmisión de alegría colectiva que da el apoyar a quienes luchan por poner los límites físicos del ser humano un poco más allá.
    Y no todos los deportistas profesionales son superestrellas multimillonarias, muchos son personas becadas que con mucho esfuerzo consiguen llegar hasta donde están y que compaginan su actividad deportiva con algún trabajo asalariado. ¿O se creen que un atleta o un jugador de hockey ganan una millonada en España? Saludos y feliz retorno de vacaciones.

  38. fhku dice:

    don turuk , si se refiere usted a elegir entre ser julio iglesias o la señora de la foto de arriba estoy de acuerdo con usted en que es preferible vivir en los USA. pero reconocera que todo esto es muy relativo.
    el comentario 14 de don lucien es demoledor y de momento nadie ha entrado al trapo. la verdad es que no cuenta nada que no supieramos ya y por tanto creo que la clave esta en el porqué somos tan conformistas , hipocritas o “incapaces” para denunciar lo que todos conocemos sobradamente , que el imperio de EEUU es el mayor ente criminal de todos los tiempos.
    tal vez sea porque falsimedia hace bien su trabajo ; o porque en el fondo no somos capaces de imaginar que el mundo pueda ser de otra forma , se rija por otras prioridades , otros valores no falseados. a lo mejor simplemente es que nos va bien asi y no sentimos la necesidad interior de desmontar todo este tinglado para ir a no se sabe donde.
    sea como sea , ni todo el mundo es occidente, ni todo el mundo podra disfrutar del sueño americano y es posible que si no cambiamos nosotros el sistema nos lo vengan a cambiar.

  39. Jorge F. dice:

    ¿Por qué el tonto del culo de Pau Romeva, nosequé internacional de ICV o IU, pierde la susodicha parte por ser el primero en defender la independencia de Kosovo y no dice ni pío para defender la independencia de Osetia? Por ejemplo.

    Porque hay un prejuicio irracional que hace que la izquierda “verde y alternativa” huya como de la peste de todo lo que huela a ruso y/o socialista y/o a crítico con los USA. No vayan a sacar el cuento del antiamericanismo visceral, izquierdismo inmaduro, etcétera, ¿verdad?

    A ver que día se sacan ustedes los complejos de encima.

  40. Bueno, me gustaría cargar las tintas con una frase de El Gran Turuk, no porque me parezca más incapaz este señor que otros sino porque esa frase merece ser comentada y, obviamente, puesta en cuarentena. Atendamos de nuevo a sus palabras:

    Pues que quieren que diga, entre vivir en EEUU o en China yo creo que hay una enorme diferencia

    Intentaré ser breve. Como dije en el comentario #14 (agradezco a fhku que lo recordase) vivimos una dictadura cultural, la misma que incapacita a tantos, empezando por El Gran Turuk a comprender que en los EEUU hay 30 millones de pobres y que las mayores fortunas del mundo se están gestando actualmente en China, donde la capacidad de riqueza de un selecto grupo empieza a dejar las listas de Forbes en pañales.

    Me pregunto si El Gran Turuk, al mostrar sus preferencias, pensaba en los millonarios chinos y en los pobres estadounidenses. Me pregunto si El Gran Turuk ha sufrido un ataque de solidaridad por los pobres del imperio y un ataque de rabia ante esos nuevos milonarios chinos que contribuyen a acrecentar las impresionantes desigualdades del gigante asiático. ¿O es que El Gran Turuk pensaba en los ricos estadounidenses y en los pobres chinos (mucho más de 30 millones, por supuesto)? Acaso inunda la solidaridad hacia los pobres chinos a este esforzado comentarista? ¿O es que, simplemente, El Gran Turuk envidia a la clase media estadounidense, esa clase que en China apenas se conoce?

    Les respondo: El Gran Turuk, víctima de la dictadura cultural del imperio y presa de las contradicciones de la mentalidad capitalista, que es fundamentalmente egoísta y/o individualista, considera como una bendición ser ciudadano americano. El materialismo le ha podido. ¿Que más le da al Gran Turuk que el imperio sea criminal si allí se vive bien? ¿Qué le importa al Gran Turuk si la riqueza de los EEUU se debe fundamentalmente al expolio sistemático de medio mundo? ¿Qué le importa al Gran Turuk mirar a otro lado cuando su admirada nación no hace más que llenarse las manos de sangre?

    No me cabe duda: para una mente egoísta, para alguien al que le importen un bledo los derechos humanos, EEUU tiene que ser la leche. Habría que analizar las bondades y ventajas de ser ciudadano estadounidense y las desventajas, pero si algo está claro es que es muy estadounidense eso de “y a mí qué… yo vivo bien”. Ésa es la mentalidad que levanta muros para evitar la llegada de inmigrantes, la mentalidad que instaura le pena de muerte para ahorrar recursos en el terreno judicial, la mentalidad que encierra a los olvidados, a los desposeídos, a los parias en guetos, la mentalidad que levanta la alfombra y echa bajo la misma toda la mierda que es capaz de barrer, la mentalidad que le gira la espalda al mundo, a los pobres, a los necesitados, a los que iniciaron la carrera de la supervivencia descalzos y con desventaja, los que deben defenderse sin defensas. Es la mentalidad del egoísmo, la mentalidad que ha impuesto la dictadura cultural del imperio estadounidense, la mentalidad que se sustenta e inspira en el individualismo más exhacerbado, la mentalidad del sálvese quien pueda y, cómo no, la mentalidad del márketing, esa mentalidad que inspira, gesta y perpetúa en las mentes de la humanidad que es precisamente el imperio el más democrático, el más slidario, el que defiende los ddhh en todo el globo, la mentalidad que inspira, gesta y perpetúa ese patético estado de estupidización de la mayor parte de la humanidad que, no obstante, está despertando poco a poco.

    Que el ladrón viva rodeado de lujo no le exime de su responsabilidad en los atracos perpetrados.

    Que el asesino viva placenteramente no le exime de su responsabilidad en los crímenes cometidos.

    Que en los EEUU se viva bien (menos de los que muchos piensan) no significa que los EEUU sea una nación digna.

    La dignidad, como han dicho tantos, la tienen los pobres. ¡Menuda verdad!

    Y claro, El Gran Turuk no debe ser pobre.

  41. mitxel dice:

    Adiós Juegos olímpicos.
    Hola Liga Fútbol.

  42. Indio dice:

    Sólo añadir una anécdota, Don Lucien, a raíz de su penúltima frase…

    Alguien, en uno de estos discurso supuestamente bienintencionados en los que se habla sobre la pobreza, empezó una frase diciendo:

    “El problema con los pobres…”

    Alguien saltó:

    “El problema no son los pobres, el problema son los ricos”.

  43. Y ya puestos a hablar de cómo están las cosas, ¿por qué no escuchamos a uno que sabe hablar muy bien?

    ¿Conocen este vídeo de Galeano?

    http://es.youtube.com/watch?v=XN_Hcirqrmo

    ¡Qué grande!

  44. Dr. Yabola dice:

    #43. mitxel
    Adiós Juegos olímpicos.
    Hola Liga Fútbol.

    The Show Must Go On!!!
    The Hypnosis Must Go On!!!

  45. Dr. Yabola dice:

    Don Lucien, celebro su capacidad para objetivizar, racionalizar y exponer argumentos en este mundo tan emocional, donde las ideas estan supeditadas a los sentimientos lo que aleja a la mayoria de las personas del Sentido Común (el menos común de todos los sentidos).

  46. ¿Sabe lo que ocurre, Dr. Yabola? Pues que un servidor está convencido de que no es infalible, de que tengo mis prejuicios, de que no carezco de incapacidades, de que soy falible, de que soy humano y, los que piensan de otro modo, los que se autodenominan liberales, o se sienten cercanos a la derecha política o los que aplauden al capitalismo, han sido absolutamente incapaces de poner en solfa mis argumentos (y los de otros). Cuando leo a alguien de entre ese grupo de comentaristas conocidos por todos (incluso por ellos mismos, que de algo han de ser capaces) intentando replicar a los argumentos que comparto (los escriba yo o no) no veo nada más que insultos, vaguedades y un sistemático apego a desviar la atención.

    Y me preocupa que personas que supuestamente son o se sienten de izquierdas, sean capaces de cargar las tintas contra China o Rusia mientras matizan constantemente sus críticas a los EEUU o a europa que, objetivamente y con los datos en la manos, son netamente más peligrosos y letales para la humanidad que los primeros.

    ¡Coño!, ¿alguien es capaz de negar que en los medios se demoniza a China y Rusia hasta unas cotas a las que ni se acerca la crítica a EEUU o Europa? ¡¡¡Es evidente!!!

    Si en una escala del 1 al 10 se critica a Rusia o China con fuerza 10, puede ser merecido, pero la coherencia intelectual y la objetividad racional nos deben obligar a criticar a EEUU y a Europa con fuerza 20. Fuera de escala. No persigo la inhibición ante ciertos países: busco que se critique de forma equilibrada. ¡Basta de sesgo!

    Y no cejaré en el empeño. Son muchas yugulares a las que morder, ante las que saltar.

  47. Pero hay algo que me anima a seguir: sé que discuto y debato contra paredes ante las que resbalan las razones y los argumentos racionales u otras que simplemente han creado un personaje (como mínimo) con el único fin de provocar.

    Pierden el tiempo. El motivo primigenio para opinar en esta bitácora, lo que me empuja a escribir estas parrrafadas es un motivo doble o, mejor, son dos motivos:

    1. Compartido con muchos otros comentaristas: compartir ideas o conocimiento para mejorar el conocimiento conjunto. Muchas veces leo cosas que me hacen pensar y me dan nuevos puntos de vista (el 99% de las veces en mi caso, con personas cercanas ideológicamente) y yo espero aportar algo que haga pensar a alguien. Es un proceso que debe ser recíproco para que resulte efectivo.

    2. Puramente personal. Escribir me ayuda tanto o más que leer a mejorar mi discurso, mis argumentos, mis ideas. Escribir me permite cuadrar (en el buen sentido) lo que pienso. Es una forma de estructurar que funciona.

    Gracias a estos dos puntos o motivos, consigo pulir o niquelar mis intervencones y ejar menos cabos sueltos, que siempre los habrá (afortunadamente).

  48. Cuando me lanzo sobre un comentarista recalcitrante nunca me dirijo a él o a ella. Lo hago para mí y para los que leen de verdad. Me importa un pimiento lo que ciertos personajes piensen o digan, aunque no lo parezca si les replico. Es puro parasitismo intelectual. Chupo de su provocación, de su estupidez para alimentarme racionalmente. Ellos me dan la argamasa, yo edifico mi propia choza.

    Para dirigirme a uno de esos elmentos de verdad, sólo hay un camino, una opción: que sea capaz de respetar a la inteligencia. Y no hace falta ser muy list para hacer eso. Hace falta educación.

  49. Un ejemplo de parasitismo intelectual: mi respuesta #42 al comentario #39. Si El Gran Turuk regresase tomando al toro por los cuernos en lugar de huir hacia adelante, desviar la atención o seguir desaparecido, la cosa cambiaría. No tengo nada contra ese comentarista ni contra ninguno (salvo aquellos a los que ignoro, que saben quienes son y que, espero, me ignoren a mí). Yo sólo atiendo a la razón. En mi vida cotidiana la cosa cambia. La razón no es dios. Pero aquí no hay alternativa: razón o a tomar por c…. (perdón)

  50. Simio dice:

    Ningunos le parecían tan bien como los que compuso el famoso
    Feliciano de Rebelion, o Alonso de Diagonal porque la claridad de su prosa, y aquellas intrincadas razones suyas le parecían de perlas; y más cuando llegaba a leer aquellos requiebros y cartas de desafíos, donde en muchas partes hallaba escrito:

    «La razón de la sinrazón que a mi razón se hace, de tal manera mi razón enflaquece, que con razón me quejo de la vuestra fermosura».

    Y también cuando leía:

    «Muchas veces leo cosas que me hacen pensar y me dan nuevos puntos de vista (el 99% de las veces en mi caso, con personas cercanas ideológicamente) ».

    Con estas razones perdía el pobre Don Lucien el juicio y desvelábase por entenderlas y desentrañarles el sentido, que no se lo sacara ni las entendiera el mismo Simio, si resucitara para solo ello.

  51. El 99% de las veces en mi caso, con personas cercanas ideológicamente.

    Referencia a lo que sucede exclusivamente en esta bitácora. Le garantizo, Simio, que son muchas las opiniones en las antípodas de mi espectro ideológico que me interersan pero, claro, no en esta bitácora.

    Repito: el 99% de las opiniones no cercanas ideológicamente a la mía en esta bitácora no me interesan en absoluto.

    Pero no se lleva a engaño. Esto no es sectarismo (aunque usted es libre de pensar lo que le parezca) sino que se trata de la portentosa incapacidad para opinar con un mínimo de consistencia por su parte.

    Ah, entre ese 1% no se encuentra usted, pues no recuerdo que jamás haya dado una sola opinión. su táctica es conocida: agarrar esa frase que le permita meter baza y disparar sobre ella. Poco importa todo lo demás. Su papel aquí es el de bufón, y como tal se le trata:

    – O se le ignora
    – O se pitorrea uno de usted
    – O se utiliza su pobre calado para regodearse.

    Este comentario pertenece a la tercera opción. Pero usted sabe mejor que yo que, generalmente, prefiero las dos prmeras con usted.

  52. Y sobra decirle algo a Simio que, no obstante, le digo:

    No dude en aplicar la misma medicina que acabo de detallar conmigo mismo, punto por punto, todos a la vez o de uno en uno.

    No cometa el error de tomarme en serio porque yo a usted no me lo tomo en serio. No comenta el error de pensar que yo me lo tomo en serio.

    Un abrazo.

  53. Simio dice:

    Que usted se crea como Don Quijote que tiene razonamientos portentosos Escribir me ayuda tanto o más que leer a mejorar mi discurso, mis argumentos, mis ideas. Escribir me permite cuadrar (en el buen sentido) lo que pienso no significa que lo sean. Es mas parece algo alucinado quien tenga la soberbia de escribir eso. Si usted se lo cree es su problema (y gordo).

    Lo mas triste del caso, es que usted creyendose razonable y educado se convierte en un sicopata, al tratar a los que no le dan la razon, como objetos sin dignidad, inanimados, bufones…

    Es un fariseo defendiendo la dignidad de los pobres y no respetando la dignidad de los demas.

    Y yo si hablo en serio.

  54. Simio dice:

    Oiga que es broma…..

  55. Inocente dice:

    Coño don Ricardo!
    Yo que pensaba que todavia andaba de vacaciones por ahi… y me sale con este articulo sobre China y las Olimpiadas…

    Lo que mas me ha gustado ha sido el ultimo parrafo. Recuerdo que hace unos meses cuando se planteaba el boicot a los Juegos (ni un mal amago por parte de los “occidentales”), hubo algun “deportista” que decia que ya estaba bien, que al final los que pagan el pato siempre son los mismos, que era una injusticia y que las “cosas de politicos” se discutan en la ONU o asi, y que les dejen competir (y anunciar yogures para cagar a gusto).

    Por lo menos podrian tener un poco de verguenza y callarse. Y la proxima vez en lugar de ir con banderitas, escudos y uniformes que en dicen que nos representan que vayan con las marcas que anuncian.

    Sobre China, que si, que son muy cabrones, que matan mucha gente, que son muy malos (todos los chinos? el PC? la familia directa de Mao? Hu Juntao?)… Con un minimo de criterio si mira a su alrededor vera tantos o mas cabrones que en China, sin ir mas lejos el vecino del quinto, que no veas lo hijoputa que es.

    En fin China: mercado de 1.000 millones de consumidores, mano de obra barata barata, exportador lider en textil y en pocos meses en electronica, un ejercito que no tiene comparacion en numero de soldados en todo el mundo, armamento nuclear, potencia espacial… y cada vez que mando un email a mi amiga alli, tengo que tener un cuidado especial con lo que escribo porque sino me rebota misteriosamente.

  56. Que no habla en serio Simio, que usted no es seri. ¿No se da cuenta? Usted puede que sea muy serio en su vida diaria, fuera de la red, pero aquí no lo es y no se quiere dar cuenta.

    Usted no es serio y yo con usted tampoco. Lo reconozco.

  57. Bueno, seguramente se da cuenta, pero eso lo sabe sólo usted.

    Saludos.

  58. Pedro Pelija dice:

    Pues acabo de aterrizar y, desde luego, NO he leído los posts que me preceden. Sólo una ojeada a texto del anfitrión y a los últimos de la cadena.

    Por lo que digo:

    – ¡Coñe D. Royo, ¿de dónde se cree que sale la tan exacta frase de “pasar OLÍMPICAMENTE”? ¿Pretende que se mojen los olímpicos? eso va contranatura (claro que ya sabemos que hay naturas que pueden ser, y son, perversas)

    – Sin pretender terciar entre D. Simio y D. Lucien, tengo que decir que el texto:

    “Escribir me ayuda tanto o más que leer a mejorar mi discurso, mis argumentos, mis ideas. Escribir me permite cuadrar (en el buen sentido) lo que pienso”

    No tiene nada de alucinado o soberbio. ¿Dónde ve eso D. Simio? Es una reflexión de lo más razonable. Está claro que escribir ayuda a dar forma a los pensamientos, a plasmarlos plásticamente y poderlos manipular mejor hasta hacerlos “cuadrar”. El pensamiento se beneficia de un soporte que lo haga más visible y este soporte, en principio es el lenguaje (¿Han conocido ustedes a un sordo mudo y ciego de nacimiento? Yo sí, y siempre me he preguntado como cojones pensaba); y el lenguaje encuentra a su vez un soporte extra en la escritura.

    A mí también me ayuda a pensar mejor, muchas veces, el escribir mis reflexiones y eso no creo que sea exclusivo de D. Lucien o de mí.

    Incluso los disparates pueden salir más enormes y rollizos cuando se escriben ;-)

    Saludos

  59. Mejor no medie, Don Pedro. Hágalo con algo serio. No digo más serio. Digo serio, a secas.

  60. Simio dice:

    ¿Dónde ve eso D. Simio?

    Escribir puede poner en claro las ideas, no me cabe duda, pero cuando el que escribe no tiene clara la mente, por mucho que escriba no se hace otra cosa que remover incoherencias.

    Por mucho que se escriban necedades, se haga un esquema, se pasen a limipo, se impriman o se esculpan en una lapida no dejaran de ser tonterias.

    Hay que distinguir la percepcion personal de que se esta escribiendo un argumentado discurso y otra que se esta haciendo en realidad.

    Piense si no en la de tonterias que se han escrito durante toda la historia peridiocos, panfletos, libelos, libros etc… toneladas de tonterias.

    Todo esto podria resumirse en que La merda de la muntanya no fa pudor… encara que la remenis amb un bastó!

  61. Joe, Lucien , no se impaciente que ya estoy por aquí.
    1- Yo no le he insultado, que yo sepa, vamos.

    2- No trataba de decir si en EEUU se vive bien o mal. Pero no puede negarme que en EEUU, al menos, si uno ve que las cosas están mal puede intentar cambiarlas, organizarse, protestar o lo que sea. En China siento decirle que uno no puede decir ni mu.

    3- EEUU no es ni con mucho mi modelo de estado. Soy plenamente consciente de las deficiencias de su sistema, empezando por el bipartidismo eterno y alienante. Que por cierto no dista mucho del que tenemos aquí. Y tampoco considero una bendición ser ciudadano americano ni el materialismo. Claro que a los que desprecian lo material completamente, amparados en su clasismo ideológico, siempre les queda la opción de irse a vivir a un tonel, como Diógenes. Cuentan que Alejandro Magno le dijo una vez: “Si no fuera Alejandro, quisiera ser Diógenes”. EL problema es que creyéndose Alejandro, para qué ser Diógenes.

    4- Trabajo 8 horas por una cantidad que no llega a los 700 euros que, le aseguro, no es suficiente para llegar a fin de mes, así que no se atreva a decir si yo soy pobre o rico o qué soy.

    5- Le ruego disculpe la ignorancia y la cerrazón de los que no estamos anclados en el pseudo purismo ideológico. Su supuesta talla intelectual palidece ante la forma en que dice usted las cosas.

    6- En mi opinión, el egoísmo forma parte de la vida. Si uno no se preocupa por su bienestar no puede preocuparse del de los demás. Una vez se han cubierto las necesidades personales es cuando puedes ayudar a los demás a cubrir las suyas.

    Pues eso,Lucien que yo no pretendía sulfurar sus humos con mi comentario. Si a mi lo que me interesaba era lo de los valores del deporte.

  62. A ver, El Gran Turuk, vamos a responderle:

    1. ¿Por qué tienen algunos la manía de sentirse insultados si se describe meridianamente su actitud? El que se sienta insultado, que señale dónde y por qué, claro, porque si yo señalo a algunos como “incapaces”, creo que dejo bien explicada dicha incapacidad.

    Sea como sea, éste no es un asunto sobre el que me interese discutir.

    2. Por favor, quiero que vuelva a leer una de sus frases de este punto 2:

    Pero no puede negarme que en EEUU, al menos, si uno ve que las cosas están mal puede intentar cambiarlas, organizarse, protestar o lo que sea.

    ¿Cómo sabe usted eso? Tras casi un siglo de genocidio perpetuo allende sus fronteras, tras tantos y tantos presidentes criminales que se ha turnado, demostrando las equivalencias entre demócratas y republicanos, tras tantos y tantos decenios demostrándose que si no tienes dinero, muchísimo dinero, no tienes nada que hacer en ese sistema, ¿qué es lo que se puede cambiar? ¿La cartera de clientes?

    EEUU tiene de democracia lo que yo tengo de Rita la Cantaora. No me venga ahora con chiquilladas de ciudadano abducido. Intente superar sus prejuicios, deje de una vez por todas de mirar a los EEUU con una cinta en sus ojos. Atrévase a mirar. No digo que en China se puedan cambiar las cosas, claro. Lo que digo es que en EEUU no hay quien las cambie. el capitalismo está por encima de los dirigentes que, además, lo apoyan y alimentan gustosamente. Creo que este asunto no puede ser dicutido fácilmente con quien asume con inocencia el estado de las cosas.

    3. Exacto., Usted mismo responde como yo acabo de hacerlo. Eso que no le gusta de EEUU (y a mí tampoco) es lo que no se puede cambiar, el sistema, lo que precisamente nunca critica el cine de Hollywood.

    4. Pues respete usted a los que no llegan a un dólar al día. Por mi parte sólo puedo decirle que es una vergüuenza constatar los intolerables desequilibrios salariales. Usted lo prueba y sólo puedo decirle que me solidarizo con usted, de corazón.

    5. Este punto es muy interesante (al menos para mí, claro). Permítame copiar de nuefo sus palabras, porque son dignas de análisis:

    Le ruego disculpe la ignorancia y la cerrazón de los que no estamos anclados en el pseudo purismo ideológico. Su supuesta talla intelectual palidece ante la forma en que dice usted las cosas.

    ¿Pseudopurismo ideológico? ¿Ignoracia y cerrazón? No debería argumentar (en serio) con falsa modestia y sectarismo intelectual, precisamente el sectarismo que le lleva a situar en un altar inútil e inalcanzable lo que uno dice o deja de decir.

    No se haga la víctima, que es lo que supura de sus respuestas. Sea honesto y coja al toro por los cuernos. ¿Qué superpurismo ideológico? Señálelo si se atreve. Haga el esfuerzo de señalar ese purismo, de concretarlo, de hacerlo visible. Ilumíneme, por favor. En lugar de marear la perdiz haciéndose la víctima y mofándose del que le dice algo que (hasta ahora) no es capaz de replicar, ¿por qué no pasa de las formas y entra en el fondo? Vaya, si no justifica lo que acaba de decir, es como si al leerle estuviese criticando al que conduce respetando las normas de circulación porque va muy lento o porque es un muermo.

    Espero que me explique lo que es el purismo ideológico y dé ejemplos del mío.

    6. Comparto su opinión.

    Y cuando dice al final:

    no pretendía sulfurar sus humos con mi comentario. Si a mi lo que me interesaba era lo de los valores del deporte

    yo le respondo: una cosa es lo que se pretende y otra lo que realmente se dice. Le creo, pero usted, en un debate en el que se está criticando (no sólo yo) a los que sólo señalan a China, sólo critican a China, en un mundo que guarda su arsenal crítico exclusivamente para China, Rusia, Cuba u otros por el estilo, usted añadió más leña al fuego con su comentario.

    Usted es muy libre de opinar lo que quiera, pero las palabras, una vez publicadas, están para ser analizadas o no por el que quiera. Si sólo quiere hablar de deporte, ¿que hace respondiéndome? No se tome nada de esto personalmente. Cuando un comentario muestra incapacidad o es miserable o lo que sea, pienso en el comentario. La persona que haya detrás mec importa un pimiento. Usted me importa un pimiento. Sólo me importa lo que escriba aquí. Yo espero ser tratado del mismo modo. No exijo a nadie lo que no me exija a mí mismo. Eso es un dogma de fe, por supuesto.

  63. Y mis humos no se sulfuran. Lo que pasa es que no me apetece un pelo escribir de forma empalagosa y falsamente amistosa. Escribo tranquilo, pero con toda la contundencia que haga falta, al menos ante aquellos comentarios que merecen ser criticados. La emotivdad me la guardo para mi vida fuera de aquí, o así lo intento.

  64. Y el que quiera folclore, que se vaya a Buñol a la tmatina o que se lea el infumable comentario #62 de Simio.

  65. Pues a ver:

    Bueno, lo del insulto es que pensaba q decía usted q le había provocado yo o algo así. Da igual.

    En cuanto al sistema, yo creo que sí se pueden cambiar cosas. No creo ya en cambiar algo desde fuera del sistema a no ser desde su inmediata destrucción, ya que el sistema lo es todo hoy en día. No hay más que ver como cualquier opinión fuera del sistema es sistemáticamente considerada una locura o un radicalismo. Y no me refiero sólo a los medios o a los políticos, sino a la propia gente de la calle, que tacha de radical cualquier alternativa contestataria. Pero eso no quita para que no se adopte una táctica, como dice Noam Chomsky, de “ampliar los límites de la jaula”, es decir, cambiar pequeñas cosas tratando de hacer ceder en un futuro parte de los barrotes. O sea, que yo creo que si se pueden cambiar cosas a mejor utilizando el sistema contra sí mismo.
    De todas formas eso que dice Usted de tantos siglos de genocidio creo que puede aplicarse por igual a todas las potencias habidas y por haber. Y si los medios no tienen el mismo rasero para medir unas u otras es simplemente porque son los medios del sistema. Seguro que los medios en Rusia y China hacen lo mismo pero a la inversa.
    De todas formas esos pobres que usted cita y que viven por menos de un dólar al día tampoco son capaces de levantarse contra la injusticia en la que viven, en su mayoría las aspiraciones que tienen es a formar parte de la clase media algún día o a que sean sus hijos los que “asciendan” socialmente. Me refiero, que tampoco existe una conciencia o una solidaridad de clase.
    Por cierto, y de modo nada capcioso, ¿qué considera usted por película que critique el sistema? Me refiero, ¿algún ejemplo?
    Ah! Y lo del purismo ideológico me refiero a cuando usted dice que no le interesa el 99% de las opiniones que no están ideológicamente cerca de las suyas. Y también al tono que utiliza para replicar, que a lo mejor no es de falsa amistad como usted dice, pero a mi me parece excesivamente “contundente” parafraseándole a usted mismo.
    Pues esa es mi historia

  66. Indio dice:

    Dice Turuk (Don Ricardo hoy le ha quitado el Don y Gran)

    “De todas formas esos pobres que usted cita y que viven por menos de un dólar al día tampoco son capaces de levantarse contra la injusticia en la que viven, en su mayoría las aspiraciones que tienen es a formar parte de la clase media algún día o a que sean sus hijos los que «asciendan» socialmente. Me refiero, que tampoco existe una conciencia o una solidaridad de clase.”

    Eso es el tipo de comentarios que no me gustan.

    Por un lado, no es verdad. Hay gentes que luchan, resisten y construyen alternativas que no aspiran a eso. Usted las desconoce. Estas experiencias son destruidas por el imperio y sus secuaces.

    Por otro lado, si la mayoría es así, ¿porqué no pueden aspirar ellos a eso? Porqué el pastel no es grande y no da para todos, porque el pastel está hecho con lo que se le quita a ellos, que por eso se puede hacer el pastel. ASí que nos defendemos como clase media, sin cambiar nada para que todo quede como está, haciendo ilegítimas sus aspiraciones con comentarios como ese. No me gusta. Nada.

    “Vivir bien, eso es lo que queremos, no vivir mejor”. Eso es lo que están destruyendo los secuaces en Bolivia por ejemplo. Pregúntese porqué. Eso es lo que hay que entender, esa frase resume mucho para mi. Y contradice la suya, Turuk.

  67. Joe, cada vez que intento explicarlo mejor, la lio más :S

    Si yo no digo que no deban aspirar a eso, ¡claro que deben! Lo que digo, es que mientras entre ellos mismos no exista esa conciencia de poder cambiar las cosas y exigir que cambien, mientras piensen que proponer alternativas contundentes al sistema es radical nunca se conseguirá nada.
    Ya se que hay gente que lucha y que el Imperio les machaca, pero me refiero que en mi opinion se necesita un movimiento de concienciacion mayoritario entre las personas que lo pasan tan mal para que puedan optar a un pedazo del pastel. Por cierto que siguiendo con eso de “vivir bien, no vivir mejor”, yo si creo que el pastel es grande y hay para todos, lo que pasa que hay unos pocos que tienen pastel a raudales y otros que no llegan ni a la mesa.
    Que en las empresas hay gente cobrando un pastón y compreándose cuatro coches y trabajadores que no llegamos ni a fin de mes.
    Pero sigo creyendo que la falta de una conciencia de clase real y cohesionada si que es un obstaculo evidente para que esa gente se de cuenta de que parte de ese pastel, por seguir con la metáfora, les pertenece.

  68. Indio dice:

    Vale, Turuk, yo no lo veo así, pero en todo caso, ¿hasta cuando esperamos a que la conciencia colectiva esté madurita? ¿Cuantos más dejamos morir?

  69. Pako dice:

    Que tal le va compañero Don Lucien, uno vuelve de vacaciones y siempre es reconfortante verle defendiendo las posiciones al pie de la trinchera dialéctica de las hordas proimperialistas.

    Hablabas anteriormente de la dictadura cultural y la imposición de una mentalidad uniforme sobre los EEUU y sus altruistas actos en los más diversos confines del planeta. Menos mal que todavía hay luz en el túnel hasta en el propio imperio y queda alguna mente lucida que critica abiertamente los actos criminales de su gobierno así como la desidia o el egoísmo superlativo de la actual sociedad americana, hablo de Naomi Wolf y un reciente articulo a propósito del tema.

    http://blogs.publico.es/dominiopublico/693/querido-mundo-enfrentate-a-eeuu/

  70. Simio dice:

    Pero no puede negarme que en EEUU, al menos, si uno ve que las cosas están mal puede intentar cambiarlas, organizarse, protestar o lo que sea

    Incluso irse, menos que este preso, pero en lineas generales es cierto que en EEUU la gente si no bien, vive mejor que en otros paises que es lo que decia EL GRAN TURUK,

    La prueba irrefutable, incontestable y evidente es que muchas personas emigran a EEUU y muy pocos ciudadanos de EEUU van a otro pais a mejorar su vida.

    Asi lo que decia el Gran Turk es totalmente cierto
    Pues que quieren que diga, entre vivir en EEUU o en China yo creo que hay una enorme diferencia. Crueldades aparte, desde luego en EEUU el Gobierno no puede fusilarte porque tenga el día tonto contra los disidentes políticos

    ¿Cuantos chinos hay en EEUU y cuentos EEUUdenses hay en China?

    ¿Sera por algo, digo yo? Ahora que usted, Don Lucien es tan serio que esta dejando de ver la realidad.

  71. Indio dice:

    Don Simio, no nos rompa los huevos, por favor.

    ¿Sabe usted cuantos colombianos hay en EEUU y cuantos EEUUnidenses en Colombia? ¿Y sabe a que se dedican estos EEUUnidenses en Colombia?

    Le voy a dar una pista: son como los señores que estaban con la Sra. Betancourt pero que no hemos visto en ningún concierto o manifestación.

    Por ende, ¿sabe usted cuantos EEUUnidenses hay en Irak, a parte de los soldados? ¿Sabe usted a qué se dedican?

  72. Don Pako es de agradecer que alguien más aparezca en la trinchera. Pero no basta con quedarse en la trinchera (que es encomiable): a veces hay que salir al campo de batalla y jugarse el pellejo, darlo todo y abstenerse del aburguesamiento “trincheril”. Es lo que le pasa a Naomi Wolf, cuyo artículo en Público acabo de leer y, claro, no he podido evitar dejar allí mi opinión hace unos segundos. Para no repetir el esfuerzo, la he copiado y la pego aquí:

    Es un artículo tramposo. Estoy de acuerdo en casi todo lo que dice, salvo en el fondo del mismo y lo voy a explicar, claro: la impresión al leer este artículo es la misma que tengo al ver muchas películas de Hollywood. En ellas, los peores criminales, los más sádicos y corruptos personajes pueden ser los mismísimos inquilinos de la Casa Blanca. Cualquiera puede ser un demonio, esté donde esté. Hemos visto a presidentes corruptos, criminales, etc…, pero lo que jamás (o casi nunca) veremos es una película que critique al sistema , a la raíz, al núcleo. El sistema, la democracia estadounidense, es sagrada. Los malos son claramente identificables. En EEUU es muy difícil que una voz crítica con el sistema sea escuchada o tenga repercusión en los medios. Naomi Wolf, lamentablemente, no es Naomi Klein que, claro, es canadiense. Comparto su visión de los desastres creados por Bush y su administración, pero da la impresión de que antes de Bush (hijo) aquí no había pasado nada, da la impresión de que Clinton no hubiera bombardeado la antigua Yugoslavia, da la impresión de que Bush padre no hubiera masacrado a civiles en la Guerra del Golfo, da la impresión de que Reagan más de lo mismo en Nicaragua, da la impresión de que Kissinger jamás no hubiera existido, da la impresión que dan siempre la inmensa mayoría de las voces críticas estadounidenses: el árbol no está podrido; sólo están podridas algunas manzanas. Estoy harto de esta visión sobre el Imperio (llamémosles por su nombre), pero es una visión muy sólida, muy arraigada en el imaginario colectivo. Han sido décadas de dictadura cultural a través del cine, la televisión, la publicidad, el deporte, el marketing, la alimentación, vaya, su omnipresente cultura, que fagocita todo lo que se detiene en su camino. Si quieren leer a alguien que critique al sistema y que no pueda ser considerado antiamericano, lean al Chomsky activista, lean Hegemonía o Supervivencia o alguna de sus obras maestras de la denuncia político-sociológica. No caigamos en la trampa de tomar a personas como Naomi Wolf como la luz al final del túnel. Es encomiable su espíritu crítico que, no obstante, es netamente inválido.

    Don Pako, como ve, discrepo (ligeramente sólo) de su apreciación del artículo de Naomi Wolf. ¿Cómo lo ve? ¿Comparte la visión que me ha producido o exagero? Se lo pregunto porque, lo reconozco, el artículo como tal es encomiable y hasta yo lo hubiera recomendado, aunque advirtiendo de esa impresión que me produce. en fin, ya me dirá.

    Saludos.

  73. Don Turuk a pesar de la caña que le he metido (creo que con argumentos, no gratuitamente) usted ha elaborado un comentario, el #67, que merece todos mis respetos. Lo normal cuando a uno le dan duro es que huya hacia adelante. Aquí hay muchos ejemplos (incluso en este hilo), pero usted ha levantado el pie del acelerador. Bien hecho.

    Al grano. Sigo sin estar del todo de acuerdo con usted, no quiero alargarme y repetir demasiadas veces cosas que ya he dicho, pero hay una idea de su comentario que me gustaría comentar. A ver si puedo copiar su frase:

    yo creo que si se pueden cambiar cosas a mejor utilizando el sistema contra sí mismo.

    Y lo ha dicho citando a Chomsky, lo cual es todo un detalle, un punto a su favor (al menos para mí).

    Me cuesta formalizar mi desacuerdo. Quizás se trate de una graduación distinta de optimismo. Usted parece ser más optimista. Usted parece creer que el sistema puede cambiarse. No puedo argumentarle nada, ni yo ni (creo) nadie. ¿Se puede cambiar desde dentro? No lo sé. Podría estar en desacuerdo con Chomsky en esto, pero no lo sé. Ahí no llego.

    Tan sólo diré que me parece muy interesante reflexionar sobre ello. Lo que no comparto ni admito, es que se relativice a un sistema (el capitalista occidental) mientras se hablan pestes de otro (el Ruso o el Chino, que no son menos capitalistas, por cierto). Ahí reside el grueso de mi argumentación:

    ¿Criticamos a China? Sí.
    ¿Criticamos a Rusia? Sí.
    ¿Criticamos a EEUU? También.

    Nuestros medios, nuestros políticos y la gran mayoría de la población, empezando por muchos comentaristas de esta bitácora, responden NO a la tercera pregunta. Responden NO donde más necesario es un SÍ.

    ¿China es criminal? Sí.
    ¿Rusia es criminal? Sí.
    ¿EEUU es criminal? Más que los dos anteriores juntos.

    La respuesta general a esta tercera pregunta es NO o, a lo sumo, es NO, aunque George W. Bush SÍ.

    Y por ahí yo no paso.

    Me pregunta por una película que critique al sistema. Le diré la que he venido recomendando en este mismo hilo. Búsquela y descárguela, porque es demoledora:

    “Borrachera de poder” de Claude Chabrol (Francia 2006 ó 2007)

    Cuando terminé de verla, entendí que el estado de derecho no es tal cosa y que hay poderes que nadie puede controlar. El sistema, por tanto, está fuera del alcance, no ya de los ciudadanos, sino de los políticos y los jueces. Le paso un enlace muy interesante:

    http://es.wikipedia.org/wiki/Borrachera_de_Poder

    Si puede descárguela, véala, y luego me dice que le parece. ¿Quiere un ejemplo de cine que no critica al sistema, es más, lo utiliza para su beneficio, que es de índoe fascista? La he visto esta tarde en el cine: “Venganza”, con Liam Nesson. Cine fascista como la copa de un pino. Una película reaccionaria que, una vez más, nos vende (nos contamina más bien) ciertos ideales y miedos típicos de los estadounidenses. Un auténtico panfleto reaccionario hasta cotas increíbles. No se la pierdan si quieren entender lo que es dictadura cultural, en este caso, repito, de tintes fascistas.

    Saludos.

  74. Simio, #72:

    a este ritmo, batirá su propio récord de comentarios infumables.

  75. Indio, #70:

    ¿hasta cuando esperamos a que la conciencia colectiva esté madurita? ¿Cuantos más dejamos morir?

    Aunque son preguntas, buena respuesta. Excelente.

  76. Don Lucien, pero como me va usted a ver “Venganza” xD. Ya sólo las críticas de la prensa hacen que se le quiten a uno las ganas. Bueno, he puesto a descargar la película que usted me dice a ver qué tal.

    En cuanto a lo de cambiar el sistema desde dentro, pues yo la verdad que sí soy algo optimista (quizá también más inocente) y si creo que pueden cambiarse cosas. Volviendo a Chomsky y a la cita que le decía, que en realidad es una consigna que él cita y que proviene de las luchas de los trabajadores brasileños, le pongo aquí una pregunta que se hace él mismo:

    ¿Por qué some­terte a un sistema de opresión de una gran dureza cuando es posible ob­tener algunos derechos, usar esas victorias parciales como la base para continuar avanzando e ir más lejos, descubrir y probar que eso es posible, que es posible conseguir victorias?

    Reconozco que puede pecar de un exceso de optimismo, pero a mi me parece razonable. Le dejo el enlace, que es de una entrevista

    Indio, no tengo la respuesta a esas preguntas, al menos no una cerrada. La cuestión es, imaginando que no esperamos a que haya una conciencia colectiva madura ¿por donde empezar? El sistema es prácticamente un todo, un enorme pulpo ¿cuál es el Nautilus desde el que comenzar a derribarlo sin la participación mayoritaria de los agraviados?

  77. Chomsky siempre merece la pena, porque la crítica desde dentro (en este caso, del imperio) es la más estimulante.

    He ido a ver “Venganza”, pero sabía donde me metía, como lo sabía cuando entre a ver “The Shooter”, con Mark Wahlberg. Lo que no imaginaba con ambas películas es que el inherente o latente fascismo del cine de acción estadounidense fuera tan descarnado, tan evidente. ¿Recuerdan a Harry el Sucio? ¿Acaso no era un protofascista? Pues al lado del Liam Neeson de “Venganza”, Harry era un pacifista y un demócrata elevado a la máxima potencia.

    Debo decir que mi crítica al fascismo de la película protagonizada por Liam Neeson no me impide disfrutarla. Me lo pasé bien. Mi preocupación es para los que carecen de espíritu crítico y asumen como normal lo que cuentan estas películas. Salvando las increíbles diferencias, Leni Riefenstahl era una mujer que dirígió algunas obras maestras del cine. Duisfrutar de su enorme y asombrosa capacidad técnica y cinematográfica es compatible con la repulsa al contenido propagandístico y genuinamente fascista de sus trabajos para el 3er Reich. “Venganza” es poca cosa al lado de Riefenstahl, pero me entretuvo.

  78. Pako dice:

    Don Lucien comparto y suscribo íntegramente su lectura del articulo quizás he pasado por alto este importante detalle y me ha traicionado el subconsciente asumiendo y dando por hecho equivocadamente que cualquier critica que se realice a los EEUU va relacionado inequívocamente con la denuncia del sistema. Hablo efectivamente desde mi óptica pero como muy bien indicas faltaba esa profundidad de miras en un articulo que va dirigido al gran publico y en el que efectivamente en una segunda lectura mas sosegada Naomi Wolf hace en su articulo una critica muy aséptica por no decir ausente con respecto al sistema que origina ese fallo, limitándose únicamente a denunciar las malas practicas que se hacen de este pero subyaciendo por omisión en su mensaje el incorruptible sistema. Vamos el mensaje de siempre, como la Coca Cola.

    Por cuanto a Chomsky y Naomi Klein son claros e ineludibles referentes. Recientemente he terminado la lectura de “Homenaje a Cataluña” de Orwell y tengo esperando en el estante para su lectura tanto “Hegemonía o Supervivencia” como “La Doctrina del Shock”.
    Un saludo.

  79. Hispánicus dice:

    ¡Viva el comunismo! Nunca una ideología como la del comunismo ha matado a tantos millones de personas y sigue vigente por que hay más millones de capullos cretinos que la siguen amando.

    ¡Descerebrados! Os convendría pasar un añito en un pais comunista para que os enterararis de lo que es. Patético.

  80. Dr. Yabola dice:

    Hispánicus: también murió mucha gente cuando estalló el planeta Kripton, pero por suerte se salvó Clark Kent, que desde entonces vela por la paz mundial. Así que no te preocupes, vuelve a tu televisor y duerme tranquilo.

  81. Jejeje… Dr. Yabola, me ha evitado una parrafada dedicada al infumable comentario #84.

    Si es que necesito más humor, coño, que es la mejor arma contra la sinrazón.

    Saludos.

  82. Ahhh, Don Pako, ya verá. Esos dos libros que tiene esperando son tremendos, demoledores. Antes de leerlos un servidor era otro, y le hablo de hace menos de un año.

  83. Hispanicus dice:

    Prepárense a ver qué es el comunismo con su carga de crímenes. De una manera cruda, porque es la realidad, porque sucedió y así asesinaron.

    http://www.youtube.com/watch?v=LSAU2NaEi6k

  84. Lo curios es que este Hispanicus, triste figura, parece que se piense que aquí defendemos los crímenes de los que se hacían llamar comunistas.

    Por cierto, el vídeo, con el que estoy de acuerdo, aunque me parece algo panfletario y contiene algunas cifras que deberían ser revisadas por el que lo ha perpetrado, contiene un error: al final aparece Fidel Castro diciendo algo y se afirma que Fidel miente, que mentía de joven y de viejo. Obviamente, es el único caso en el que no hay una sola foto o documento que pruebe que miente. La verdad es que mucho me temo que Fidel no miente.

    Por lo demás, no era necesario recordarnos lo que ya sabíamos, y el que no lo sepa es su problema. No me considero comunista, aunque ideológicamente no conozco una ideología a la que me sienta más próximo. Vaya, cuando leo a Marx no veo imágenes como las del vídeo. Es más, pensar en esas imágenes leyendo a Marx no puede significar nada más que el padecimiento de una obsesión enfermiza.

    Lo siento por usted Hisanicus, pero algo enfermizo hay en su pueril comentario #88.

    Saludos.

  85. Dr Yabola dice:

    Hispanicus: Si digo que soy superman, ¿soy superman?
    Si se hacen llamar partido socialista, ¿son socialistas?
    Si dicen ser comunistas, ¿son comunistas?
    Que se haga llamar Hispanicus, ¿es una garantia de que es hiapano?

    Hispanicus credulus

  86. Lucien de Peiro dice:

    Que diga que soy Lucien de Peiro, ¿garantiza que soy Lucien de Peiro?

  87. Hispanicus dice:

    Que diga que soy Hispanicus, ¿garantiza que soy Hispanicus?

    P.d. perdón por suplantar identidades.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.