¡Paremos la masacre!

Posted · 72 Comments

paremoslamasacre

Ante la continuidad de la ofensiva militar de Israel, por tierra, mar y aire, contra Gaza –en el contexto de la ocupación que dura décadas y el bloqueo que sufre Palestina- que está causando miles de muertos y heridos entre su población, muchos de ellos niños; ante el hecho de que se realiza vulnerando el Derecho internacional y olvidando, por completo, la situación de emergencia humanitaria que vive su población; las organizaciones sociales y políticas abajo firmantes hacen la siguiente declaración:

1. Condenamos la injustificable e inhumana acción militar de Israel y exigimos su fin inmediato. El pretexto aducido por su Gobierno –los ataques con cohetes llevados a cabo por Hamas contra la población israelí- es inaceptable en relación con unas acciones de destrucción criminal, como castigo colectivo, que están causando miles de víctimas civiles.

2. Exigimos al Gobierno de España, a las instituciones políticas de la Unión Europea y a la ONU, su intervención decidida y urgente para imponer un alto el fuego permanente, organizar un plan de ayuda humanitaria que ponga fin a la situación de emergencia que vive la población de Gaza, y terminar con el bloqueo fronterizo. Criticamos profundamente la pasividad de la que han hecho gala, hasta el momento, las instituciones políticas internacionales, que está permitiendo la continuidad de la ocupación y la matanza de la población palestina. Todos los Estados miembros de la ONU tienen la obligación de proteger a la población civil contra las múltiples violaciones del Derecho Internacional Humanitario que se están produciendo.

3. Este nuevo y especialmente mortífero episodio del conflicto de la ocupación de Palestina por Israel pone de manifiesto, una vez más, la necesidad de resolver definitivamente el mismo con el cumplimiento de todas las resoluciones de las Naciones Unidas. A esta tarea tendrían que dedicarse sin demora, y en el marco de la ONU, sus principales actores, con la colaboración de los países de la Región y de las principales potencias mundiales. El derecho del pueblo palestino a crear un Estado soberano es la base necesaria de cualquier solución duradera que posibilite la convivencia pacífica de los pueblos palestino e israelí. Reclamamos a los gobiernos y las instituciones internacionales la adopción de las medidas de presión necesarias, condicionales al respeto de los derechos humanos en las relaciones con Israel, para que se alcancen estos objetivos y para que se resuelvan las causas del conflicto, que no es otro que la ocupación.

Por todo ello, llamamos a la ciudadanía a participar en todas las manifestaciones y actos públicos que se han convocado en numerosas ciudades de España, expresando su solidaridad con el pueblo palestino. En particular, llamamos al pueblo de Madrid a participar en la manifestación que se llevará a cabo,

Mañana, domingo, 11 de enero, a las 12 horas, desde Cibeles a Sol. ¡No faltes!

¡POR EL FIN DE LA AGRESIÓN MILITAR DE ISRAEL A GAZA!
¡PAREMOS LA MASACRE DEL PUEBLO PALESTINO!
¡ALTO EL FUEGO, AYUDA HUMANITARIA Y FIN DEL BLOQUEO, YA!
¡NO A LA PASIVIDAD DE LA COMUNIDAD INTERNACIONAL!
¡CONTRA LA VIOLENCIA, POR LA PAZ JUSTA EN PALESTINA!
¡POR EL FIN DE LA OCUPACIÓN!
¡SOLIDARIDAD CON EL PUEBLO PALESTINO!

72 Responses to "¡Paremos la masacre!"
  1. Berlin Smith dice:

    Oiga, se olvidan de decirle a los de los cohetes que dejen de tirarlos, que poner en tus estatutos que matar judíos es una de tus misiones es muy feo y que convencer a la gente para que se suicide con bombas que matan civiles indiscriminadamente no es edificante. O que financiar y darles armas a otros para que las usen es contribuir a la violencia y a alejar una solución negociada, que se dice, tampoco es manera y tal y tal. Por poner todas las vertientes del conflicto en perspectiva, ya que se toman la molestia de pasar frío en la calle esta mañana.

  2. Don Güapo dice:

    …en el contexto de la ocupación que dura décadas y el bloqueo que sufre Palestina…para que se alcancen estos objetivos y para que se resuelvan las causas del conflicto, que no es otro que la ocupación.

    La venda antes que la herida.

    Pues no. La causa del conflicto actual no es la ocupación. Son los intereses geoestratégicos de otros paises, apoyados a su vez por otros. Por este mismo motivo se dan también otros conflictos en otras partes, que Uds olvidan.

    Los atentados constantes, los hombre-mujeres bomba, el lanzamiento de cohetes y pequeños misiles y demás, contra la población civil, tienen como finalidad la búsqueda de una respuesta dura por parte de Israel que siempre conlleva, un aumento por reacción del apoyo musulmán, un retroceso en las posiciones estratégicas, y de USA que es la clave y disensiones en los paises aliados de éstos por reacción de la opinión pública predispuesta, como España.

    Si creé que a los que tienen cuatro esposas y veinte hijos les importa más la vidas de éstos que alcanzar los fines políticos por los que luchan, entonces es que no entiende nada.

    Abríguese, pero burguesmente. Que irán algunos de la izquierda caviar.

  3. àngels dice:

    Don Ricardo, se nota su amor por los animales incluso en los comentarios que le hacen… Deseo todo el éxito a una convocatoria tan importante como la de mañana en Madrid, igual como espero que en Barcelona, hoy, a las cinco de la tarde y en la Plaza Universidad, seamos capaces de dar la respuesta que se merece todo este sinsentido, mentira y muerte.

  4. Don Ricardo dice:

    @àngels: Oiga, no se meta con mis pobres mascotas.

  5. zurich dice:

    Hala, a petardear un rato a la calle, que hace bueno.

    No se olvide el pañuelico. Me han dicho que al final cantan Lluis LLach y Ovidi Montllor, qué bonito. OTAN no, bases fuera. ¿Se acuerda, Don Ricardito, cuando se le ponía dura y era capaz de traspasar un bloque de hormigón?

    Pues eso. Y cuide con la compañía, que alguno de ellos tendrá como secondary target el rebanarle a usted el cuello la próxima vez que que Osama toque a rebato.

  6. Berlin Smith dice:

    Las mascotas esperamos ansiosamente algún tipo de argumento por parte de quienes se consideran con capacidad para atribuirnos una descripción biológica.

  7. Don Ricardo dice:

    @Berlin Smith: Oiga, no se enfade, al menos por mi parte, que mascota es un título honorífico en esta bitácora. Fíjese que a Zurich no se le trata de mascota, sino que se le desprecia.

    Y tiene usted cinco o seis entradas llenas de argumentos sobre esa tontería de que los resistentes de Hamas son terroristas. Están enlazadas en el banner superior de esta web.

    @zurich: Un par de cosas, tio memo:

    1.- ¿Qué se me ponía dura? No recuerdo.

    2.- Ovido Montllor no va a poder cantar en esta mani.

  8. Don Güapo dice:

    Y tiene usted cinco o seis entradas llenas de argumentos sobre esa tontería de que los resistentes de Hamas son terroristas.

    Si fueran terroristas, se les volvería a caer el muro, otra vez. Así que, se apuntala con lo que sea y se acabó.

    PD: Berlín, no se enfade con las señoras mayores. Por cierto, ha dejado su blog sin gobierno. Vuelva, hombre.

  9. mitxel dice:

    me largo, que yo me concentro ahora a las seis.
    Pa mí que no van hacernos ni puto caso, pero bueno…

  10. Berlin Smith dice:

    No, no, si lo de mascotas me divierte mucho. Es el otro calificativo, el de ser despectivo con los animales, pobrecitos.

    @DonGuapo: es que mi tiempo ha pasado. Mis otros yoes se manifiestan en sitios más diversos que estos del politiqueo. Uno se agota de tanto evitar que le echen en trincheras con galos irreductibles. Y ya ha dicho lo que tenía que decir: total, que Zapatero sigue siendo igual de vende motos y que el día que se vaya todas estas tonterías de las leyes igualitarias, las rentas de emancipación, los cheques diversos de 400 euros y bebés no serán ni derechos ni nada, sino simples fuentes de fraude del dinero público y tormentos legales para que nada sea como lo habían previsto y sigan pensando que están luchando y salvando al mundo, pues ya está repetido. El momento cachondo será en ese famoso segundo semestre (o el mismo marzo) que es cuando dice que la cosa mejora y todas esas pamplinas para el telediario. Después de haber anunciado el pleno empleo, va a ser curioso. El otro gran momento es cuando descubra que Obama no es como piensa. Ni hará lo que piensa.

    @DonRicardo, los señores de Hamas tienen a gala el que se debe matar judíos. Llámelo como quiera si no le gusta lo de terrorismo. Insisto: por poner todos los ángulos encima de la mesa, porque yo no veo a la izquierda plural montar manifestaciones cada vez que suicidan a uno llevándose por delante de modo indiscriminado y desproporcionado a un autobús entero con sus pasajeros dentro. Esto se lo digo porque todo es más complejo que los buenos y los malos, algo compatible con que ver niños muertos es algo con lo que nadie puede estar a favor.

  11. Todos sabemos que ciertos personajes no darán su brazo a torcer, por mucha sinrazón que defiendan. Es el caso del comentarista número 1. Este comentario no va dirigido a él, pues no guardo esperanza alguna en que el comentarista en cuestión asuma su poca vergüenza o su profundo desconocimiento. Esta última opción, desde mi modesto punto de vista, debo descartarla: no se puede ser tan bobo. Berlin smith no puede ser tan bobo. Por eso opinio, pienso y creo,… es más, sé que es no tiene vergüenza. Yo tampoco la tengo en muchos aspectos de mi vida, pero hay formas de no tener vergüenza que denotan cierta condición miserable. Es el caso del primer comentarista. Es un miserable, y no lo sabe (pues se cree un simple provocador), pero eso no le excusa. Así pues me dirijo a posibles incautos que asuman como propios los comentarios de estos comentaristas sin vergüenza, en el sentido de ser miserables.

    Una discursión sobre quién inició el presente conflicto en Gaza nos llevaría indefectiblemente a Israel y a su creación, aunque siendo comprensivos y limitándonos a aceptar su existencia, a tenor de las resoluciones de la ONU, llegaríamos siempre a la misma conclusión: Israel está en el inicio del padecimiento palestino. Todas y cada una de las acciones terroristas palestina, incluyendo las realidadas por Hamás, han llegado siempre como respuesta a la opresión, el abuso y el expansionismo criminal israelí.

    Por eso, señoras y señores, es absolutamente incaptable que unos miserables con rango de mascotas propaguen su desprecio por la razón e, indirectamente (supongo que sin quererlo) por los derechos humanos. Si evitamos la vacua discusión histórico-temporal y nos ceñimos al presente, nos encontramos con un estado que emplea la fuerza bruta de su poderoso ejército para responder a unos misiles lanzados por un grupo considerado terrorista (Hamás) que fueron lanzados contra la población israelí. ¿Resultado? Todos ustedes tienen suficientes dedos en sus manos para contar los muertos israelíes, pero no cuenten a los 4 soldados israelíes muertos por “fuego amigo”, como suele decirse cuando te matan los tuyos.

    Supongamos que la respuesta israelí está justificada, aunque nadie puede discutir la desproporción que lleva implícita. ¿No estaría justificado entonces el lanzamiento de misiles de Hamás tras casi dos años de bloqueo total de Gaza por parte precisamente del ejército israelí? Algunos dirán que ese bloqueo estaría justificado por anteriores ataques o atentados suicidas e inmolaciones de palestinos en Israel, que a su vez podrían justificarse en anteriores asedios israelíes sobre la población palestina. Y podríamos seguir así eternamente hasta llegar a la creación misma del estado de Israel, que es el inicio del percal.

    Vaya, que si buscamos quién empezó primero llegaremos a un punto en el que no hay precedentes que justificasen respuesta alguna. Eran tiempos en los que los palestinos vivían en su terrotorio, bajo el mandato que fuese, que no viene a cuento, y entonces llegaron los primeros pobladores de un estado que “el mundo” se sacó de la manga, un estado llamado Israel. Ahí empieza la historia que nos ha llevado a este punto en el que ahora nos encontramos. Así pues, una decisión arbitraria, fundamentada en primer lugar en creencias religiosas y en segundo lugar en la compasión generalizada hacia los judíos tras el holocausto causado por los nazis. Pero no queremos deplazarnos hasta tan atrás y cambiar la historia, porque no podemos. Es por eso que hay una opinión muy extendida que acepta la existencia del estado de Israel, mas dicha opinión tiene unos límites: los marcados por la ONU que, por muy desprestigiada que esté y por mucho mango que tengan los estadounidenses de dicha sartén, es el único cabo al que agarrarse.

    A partir de todo esto, teniendo en cuenta las circunstancias expuestas, nadie en su sano juicio puede comparar las acciones terroristas esporádicas de un grupo de palestinos desesperados con las acciones destructivas de un estado soberano y extremadamente poderoso. La búsqueda de un origen o de una primera provocación es claramente innecesaria y, en caso de ser pertinente, nos llevaría a la responsabilidad israelí, que de hecho no deja de ser la responsabilidad de la comunidad internacional, empezando por los EEUU y con Europa a remolque. De tal modo que sólo nos queda el recurso a denunciar la desproporción de los ataques israelíes. Con más de 800 muertos, entre los que se cuentan más de 200 criaturas, no hay espacio para comentarios y pensamientos miserables de sujetos sin vergüenza que contraponen unos cohetes de jueguete que, alto, no son justificables, tanto para con Hamás como para la respuesta del estado israelí.

    Así pues, los cohetitos de Hamás no pueden servir de justificación para la causa palestina, pero mucho menos para la campaña criminal israelí

    Es tan evidente, que no podemos callarnos ante la falta de escrúpulos de unos energúmenos que, reitero por enésima vez, no tienen vergüenza y, a tenor de lo que está pasando en Gaza, me lleva a calificarlos de miserables.

  12. Imperialista dice:

    @Lucien de Peiro:
    Hamas como un grupo de palestinos desesperados. Esa sí que es buena. Váyase al cine, pesado.

  13. Yo iré a donde quiera, y usted no hace falta que se mueva, ahí, con los los del calado del primer comentarista, puesto a identificarlo.

    Uno más, sin sorpresas en su caso.

  14. mitxel dice:

    ¡Mucha gente, pero qué incompetentes…!
    Si lo sé, me concentro en Gaza.

  15. Dr. Marcus Welvy dice:

    Lo siento pero sigo pensando que Hamas (y otros grupos parecidos) tienen parte de la culpa.

    Esta gente a la que me refiero no son santos y entre sus intenciones está el exterminio del pueblo israelí (que no tiene que ser todo el pueblo de israel), antes de que el estado de Israel se fundara. Cuando se fundó se les dió la opción de tener su propio estado y la rechazaron (en parte porque tenían el apoyo de gente que hoy les da la espalda) y prefirieron la guerra (la cual perdieron). Israel no ha dejado de estar en guerra desde entonces (y gracias al Tio Sam ha aguantado). En menor o mayor medida, no ha dejado de estar en guerra, y no la pidió (posiblemente la hubiera pedido si no se la hubieran regalado, pero eso es otro tema).

    La cuestión es que esa gente sigue queriendo al guerra con israel (aún ahora que ya están derrotados) hasta el exterminio, y mucha gente está sufriendo por su culpa.

    Para mi esta gente no son héroes por la liberación de palestina. Són gente que usa y ha usado a los palestinos como escudos (y excusas) ante israel. Y si alguien les considera héroes es solo porque plantan cara al enemigo, pero no por los mismos intereses que la gente de a pie. No quieren un estado palestino… quieren simplemente la destrucción del enemigo, sin pensar en las responsabilidades del gobierno (que si que ejecercen).

    Como digo siempre, eso no quita el hecho que Israel ahora se está propasando en lo que sería una “respuesta razonable” a la amenaza real. La matanza indiscriminada que está llevando a cabo sólo hace que empeorar las cosas y no tiene ningún sentido.

    Lo que más me jode es que posiblemente los palestinos (me refiero a los pacíficos que quieren la paz y solo reciben bombazos, los otros que se mueran) simplemente estén recibiendo tortas (más bien granadas) por la lucha interna entre los partidos del gobierno

  16. Indio dice:

    Miren que editorial de Gabilondo encuentra uno en youtube:

    http://es.youtube.com/watch?v=-1BGlOBGrX0

    Y miren la fecha.

    PS: Sí, lo sé, algúnos miserables por enlazar a falsimedia me van a colgar de los huevos, o a no considerar el contenido sino a tacharle a uno de no sé que… pero a ver si se atañen a lo que dice, vale?

  17. Indio dice:

    Otro enlace. Amy Goodman, conocida presentadora del programa en EUA. No tiene desperdicio. En relación a las voces de los disidentes israelies que se manifestaron contra su país.

    http://www.jornada.unam.mx/2009/01/10/index.php?section=opinion&article=023a1mun

    Una perla: “Si miráramos lo que ha estado pasando en Gaza en los últimos tres años y viéramos lo que Israel les ha hecho a los palestinos, la conclusión a la que llegaríamos sería otra: que la resistencia palestina es racional. Y eso es lo que están omitiendo nuestros medios masivos de comunicación.”

  18. Indio dice:

    Democracy Now es el programa que presenta Amy Goodman

  19. Jorge F. dice:

    La fundación del estado de Israel fue simplemente un expolio. Se robó a los palestinos su tierra. A partir de ese presupuesto, para mí innegable, todo lo que sucede, ha sucedido y sucederá es culpa principalmente de los expoliadores.

    ¿Qué pueblo permanecería sumiso después de una situación semejante?

  20. Jorge F. dice:

    Carter: Israel rompió tregua en Gaza

    Mientras tanto, el ex presidente Jimmy Carter denunció el ataque israelí en la Franja de Gaza. En un artículo publicado en el Washington Post, Carter criticó a Israel por romper el cese del fuego de seis meses al lanzar el 4 de noviembre un ataque que mató a siete militantes de Hamas. También responsabilizó a Israel por no respetar su compromiso de aliviar el bloqueo humanitario de Gaza.

    http://www.democracynow.org/es/2009/1/9/titulares#6

  21. Jorge F. dice:

    Mujeres judío-canadienses ocupan consulado de Israel en Toronto

    Mientras tanto, en Canadá, ocho mujeres judías fueron arrestadas el martes luego de protagonizar una sentada en el consulado de Israel en Toronto. Las mujeres fueron esposadas, arrestadas y retenidas en una camioneta policial antes de ser liberadas. En el grupo se encontraba la periodista y activista canadiense Judy Rebick. Una vocera dijo: “Israel se atribuye la representación de los judíos del mundo entero, pero estas atrocidades no se están perpetrando en nuestro nombre”.

    http://www.democracynow.org/es/2009/1/8/titulares#9

  22. karpov dice:

    he estado en la mani en barcelona. me esperaba un grupo reducido de gente, no sé, no había visto mucho movimiento.
    y ha sido la ostia. montón de gente. como cuando lo de irak.
    a los del psc que han ido y han recogido las banderas en plaza catalunya, acaso les han dado el toque? habían ido por su cuenta? se les hacía largo ir hasta sant jaume?

  23. currante dice:

    Joder, guerras preventivas, posible ilegalidad preventiva, en el pais vasco, este con insulto preventivo…

    En la mani de B C N hemos sido entre 30 y 50 mil, ha durado bastante tiempo y le hemos dicho unas cuantas verdades al sionismo.
    —————————————————————–
    Codigo de barras productos israelies:7 290000 000008

    campaña internacional.www.bigcampaign.org

  24. mitxel dice:

    @Jorge F.: o.k. en tó, pero sepa que a mí los Pueblos me an canguelo, mogollóm e canguelo. Vivo en uno.

  25. Jorge F. dice:

    Restablecer los asentamientos en Gaza
    ¿Cuál es el verdadero objetivo de la invasión israelí?

    http://www.telesurtv.net/noticias/contexto/557/-iquestcual-es-el-verdadero-objetivo-de-la-invasion-israeli/

  26. Jorge F. dice:

    Estados Unidos ”se esfuerza” por impedir un alto del fuego a Gaza

    Más que ningún otro país en el mundo entero, Israel debería acatar las resoluciones de Naciones Unidas, del Consejo de Seguridad, pero ciertamente también de la Asamblea General, ya que Israel es el único país en el mundo que debe su existencia en cuanto a Estado, a una resolución que ciertamente fue forzada por Estados Unidos, pero en todo caso una resolución de la Asamblea General hablando sobre la partición del territorio palestino para crear dos estados. El estado árabe y el estado judío.

    http://www.telesurtv.net/noticias/entrev-reportajes/index.php?ckl=156

  27. Jorge F. dice:

    http://www.voltairenet.org/article158939.html

    Las autoridades israelíes dicen estar actuando en legitima defensa. Según ellas, los lanzamientos de cohetes [palestinos] contre el Estado judío comenzaron nuevamente desde la ruptura unilateral del alto el fuego por el Hamas, el 19 de diciembre de 2008.

    Pero resulta que el Hamas no rompió la tregua. Una tregua de seis meses había sido pactada entre Israel y el Hamas, a través de Egipto. Israel se había comprometido a levantar el bloqueo de la franja de Gaza; Egipto se había comprometido a abrir de nuevo el paso de Rafah, puesto fronterizo de su territorio con la franja de Gaza; y el Hamas se había comprometido a poner fin a sus lanzamientos de cohetes contra Israel. Pero Israel y Egipto no cumplieron sus promesas. Hamas puso fin a los lanzamientos de cohetes durante varios meses. Y recomenzó en noviembre a consecuencia de una sangrienta incursión israelí contra su territorio. Después de constatar la duplicidad de sus interlocutores, el Hamas juzgó inútil la renovación de un acuerdo respetado solamente por una de las partes implicadas.

  28. Lo mejor de sus mascotas Don Richard, es que están legitimando el que los catalanes les empecemos a bombardear en sus lindas casitas de panolis gilipollas.

    Y no se lo crean imposible, ahora que le robaremos la pasta -sin que se den cuenta- al estado totalitario y centralista a-panoli, por medio de la financiación autonómica y los presupuestos via inversiones, y teniendo en cuenta que ya les tenemos colocada una catalana de ministra de la guerra y a uno del Barça como Mandamás.

    Y si hacemos dos frentes con los batasunos ya es que pal arrastre van a quedar, sus mascotas, trolls y despreciados.

    A ver que dicen entonces estos defensores de la “defensa propia”.

  29. mitxel dice:

    (yo estoy convencío que la guerra no tiene sentío, que es gente infeliz, que se aburre mogollón, y que no soporta que el resto nos lo pasemos meianamente bien. Joé, en unos años, tós comíos por los gusanos, cagüeniez,¿no sería mejor follar?)

  30. mitxel dice:

    En cualquier caso, en cuanto ultime mi religión, pa capaciá e fuego la mía, ni el Yavéh, ni el Alá ni el Cristo. ¡¡¡Os vais a enterar lo que es ser espiritual!!!

  31. @Dr. Marcus Welvy: no parece que el pueblo Palestino se sienta utilizado por Hamas. Es más, hoy mismo termina el mandato de Abu Mazin. ¿Cree que convocará elecciones? En absoluto. Desde esta noche a las 0h será un presidente deslegitimado y no convoca elecciones porque sabe que Hamas barrería.

    No nos confundamos. No nos confundamos.

  32. @Indio: interesante enlace el que aporta. Me permito señalar un fragmento del mismo, en el que Amy Goodman reproduce las palabras de un importante cargo de la Universidad Ben Gurion, en zona asediada por los misiles de Hamas. Un testimonio revelador:

    Sin embargo, hay quienes desde el lado israelí se oponen al ataque militar. Una de esas voces es la del profesor israelí Neve Gordon, quien ocupa el cargo de director del Departamento de Política y Gobierno de la Universidad Ben-Gurion de Negev, en el sur de Israel, la región más golpeada por los cohetes de Hamas.

    En conversación telefónica desde Beersheba, Gordon dijo: “Hace menos de una hora, cayó un cohete a pocos metros de casa. Mis dos hijos duermen desde hace una semana en un refugio antibombas. Y aun así, creo que lo que está haciendo Israel es una atrocidad… El problema es que la mayoría de los israelíes sostiene que Israel abandonó la franja de Gaza hace tres años pero que Hamas aún nos sigue lanzando cohetes. Se olvidan de ciertos detalles. Como, por ejemplo, el detalle de que Israel mantiene la soberanía. El detalle de que los palestinos viven enjaulados. El detalle de que no pueden acceder a los alimentos básicos, que carecen de electricidad, que no tienen suministro de agua. Y cuando se ignoran este tipo de detalles, lo único que uno puede decir es: ‘Oye, nosotros nos marchamos de su territorio. ¿Por qué nos siguen disparando?’ Eso es con lo que los medios nos han estado bombardeando sin cesar, lo que nos hace llegar a la conclusión de que esta es una guerra racional. Si miráramos lo que ha estado pasando en Gaza en los últimos tres años y viéramos lo que Israel les ha hecho a los palestinos, la conclusión a la que llegaríamos sería otra: que la resistencia palestina es racional. Y eso es lo que están omitiendo nuestros medios masivos de comunicación.”

    Demoledor.

  33. Al final con los medios de comunicación topamos, ¡¡¡evidentemente!!!

  34. @Jorge F.: Carter tiene su historial, y no puede presumir de un curriculum inteachable, ni mucho menos, pero es lo menos malo entre los expresidentes del imperio desde la 2ª guerra mundial. El único que merece mis respetos aunque, como todos, me temo que también tiene las manos manchadas de sangre por algún asuntillo de su gestión. Mínimo al lado de los demás, pero algo hay.

  35. @Jorge F.: esto si que es digno de ser resaltado: Israel le debe su existencia a la ONU y, para homenajearla, se esfuerza por ignorar sus resoluciones. Tremendo.

  36. Indio dice:

    @Lucien de Peiro: si es que esto está más controlao y dirigido que ni qué. Don Ultimolunes hacía el otro día una disgresión interesante en otro post sobre cómo se preparan los ataques y cómo se van permitiendo unas disensiones por aquí y por allá mientras no generen mucha bulla, cómo se va valorando los juegos diplomáticos en la ONU, los movimentos de la UE o el desentendimiento de EUA que no quieren comerse ninguna patata caliente en esta fase de “transición presidencial” aunque no de tiranía… Mientras se van tirando bombas matando. Of course. Total, que los que siguen ahí distorsoniando como arma fundamental de artillería pesada son los medios… Más de lo mismo. Triste. Desolador.

  37. vta dice:

    “…en el contexto de la ocupación que dura décadas…”

    Se equivocan: Gaza estuvo ocupada por turcos hasta 1918, luego por británicos hasta 1948, tras un breve interín, entre 1948 y 1967 por Egipto, de 1967 a 2005 por Israel; pero desde hace 3 años va a su aire, así que no dura décadas: Gaza ya no está ocupada, si acaso, está cercada por Egipto e Israel.

    Por cierto: ¿Y su salida al mar, no la aprovechan; y su aeropuerto, no lo reconstruyen con dinerito gastado en armas…?

  38. Camarón dice:

    #38. vta

    El argumento de la salida al mar es tan burdo, cuando todo el mundo sabe que las patrulleras hebreas llevan años sin dejar ni pescar y hace pocos días dispararon a un buque chipriota con ayuda humanitaria, que no puedo más que pensar que es usted un provocador.

  39. irichc dice:

    La falacia que se propone es la siguiente: Se establece una analogía entre el orden público de un Estado y un hipotético orden público internacional entre dos Estados, que por obra y gracia de la prosopopeya se convierten en individuos sometidos a no se sabe qué soberano o tercero superior. Esto es una tergiversación. La guerra es lo contrario al orden público: Es el regreso temporal al estado de naturaleza entre un grupo de súbditos y otro u otros. Es el estado de excepción que se justifica precisamente porque el orden público ha dejado de estar garantizado, sucumbiendo a poderes fácticos de cuya neutralización depende la continuidad jurídica del Estado, así como su integridad soberana.

    Planteamientos como éste serían respetables si no presupusieran que el Estado de Israel es o bien incompetente en lo militar, o bien torturador; que “masacra” por gusto o que responde a una conspiración antiislámica cuyo objetivo es eliminar a las “razas sucias” de la faz de la Tierra. De modo que o el razonamiento es equivocado, o Israel merece estos calificativos.

    Esto, a la vista de los hechos, es mucho presuponer. La realidad es más bien la contraria, y no es ningún secreto el odio universal que sienten muchos musulmanes, espero que no la mayoría, hacia el pueblo judío. Si hay judíos que comparten este mismo odio, están sometidos a las leyes y al refrendo democrático de un Estado de Derecho, que puede llegar a juzgarlos y a condenarlos. A los palestinos, en cambio, sólo los juzga Allah (será un juicio benévolo, descuiden los devotos), ya que el mundo parece haberlos absuelto por su condición de parte débil y se diría que casi pasiva, de pura víctima, en el conflicto.

    Así, haga lo que haga Israel, hará mal. Si se defiende por aire, es cobarde y aplica un castigo colectivo. Si realizan una incursión terrestre, son más sanguinarios todavía, si cabe. Si se conforman con el asesinato selectivo, queda justificada cualquier respuesta (aunque esto es inversión del causa-efecto) por parte de la “resistencia” palestina.

    Las mentiras y omisiones de una prensa analfabeta en el mejor de los casos, el peso de la cultura de la imagen y del shock y su uso sistemático por la propaganda política; la crisis de identidad de Europa, el relativismo moral, el desprecio hacia los que prosperan y la convicción nihilista de que la civilización tiene una raíz oscura, pasional y negadora de sí misma (Marcuse), crean un caldo de cultivo donde los sentimientos se anteponen a la razón y se pide proporcionalidad en lugar de autoridad y justicia.

  40. Jorge F. dice:

    Gaza o el camino del genocidio

    Israel ha declarado que el objetivo de la presente contienda es forzar a Hamas a aceptar las condiciones israelíes para un alto el fuego. Israel demanda que el gobierno Hamás en Gaza acepte su aislamiento geográfico mientras los pasos de frontera con Egipto e Israel queden cerrados excluyendo solamente ayuda humanitaria. Adicionalmente, Israel demanda la presencia de fuerzas multinacionales que velen por la ejecución que los nuevos acuerdos de cese de fuego. Pero la presente contienda tiene también objetivos no declarados. El primero es restaurar la desgastada credibilidad de las fuerzas armadas de Israel y reestablecer su poder político como partido militar. El segundo es establecer la posición política del ministro de Defensa, Ehud Barak, frente a las elecciones del diez de febrero.

    La campaña electoral del Laborismo se centra en la construcción de la imagen de líder de Ehud Barak. La presente contienda pretende establecer esta imagen ya que la ofensiva está liderada por Ehud Barak, ministro de Defensa; Ehud Olmert, primer ministro, pero que no se presenta a reelección y Gabi Ashkenazi, jefe de Estado Mayor del Ejército. Esta agresión deja de lado a Tzipi Livni, ministra de Asuntos Extranjeros, que no estuvo al tanto de las resoluciones, y Benjamin Netanyahu, líder de la oposición. Ni una ni el otro comparten el poder de decisión sobre el futuro de la contienda y su papel se limita al de observadores.

    El objetivo no sería la elección de Ehud Barak como futuro primer ministro, ya que el laborismo no podrá lograr más que 15 escaños en febrero, sino asegurar su lugar como futuro ministro de Defensa. Si bien Barak se presenta a las elecciones como candidato del Partido Laborista, él ejercerá en el próximo Gobierno como representante de los intereses del partido militar. Tal como ya se ha visto durante el Gobierno actual, es de esperar que el ministerio de Barak funcionará como un cuerpo autónomo que ejecuta los intereses burocráticos, económicos y políticos de las fuerzas armadas. Las fuerzas armadas están dispuestas a secundar a Barak, ya que es el único con capacidad de representar sus intereses.

    Dada la disparidad de las fuerzas en acción en el Negev occidental y en Gaza es imposible definir como guerra los eventos de esta última escalada en el conflicto. Mientras que en sólo cinco días Israel ha matado a cientos de palestinos y ha destruido las estructuras civiles de Gaza, los cohetes que lanzan los palestinos pueden crear solamente cierto pánico en la población civil israelí. La disparidad de fuerzas en este caso es mayor que la que vimos en verano de 2006, cuando la capacidad de fuego del Hezbola llegó a paralizar las actividades civiles en el norte de Israel. Eso no ocurre en este caso…

    * Sergio Yahni, es director de programas del Alternative Information Center (AIC), una organización palestina-israelí con sede en Bet Sahur y Jerusalén.

    http://www.diagonalperiodico.net/spip.php?article7074

  41. Jorge F. dice:

    Palestina: el delito de existir

    Prometida en 1917 a los judíos por Inglaterra, y no por Dios, hace 60 años las potencias coloniales occidentales entregaron Palestina con todos sus habitantes a una pequeña secta hebrea europea para que gestionara sus intereses en Oriente Próximo. Desde entonces, EE UU, la UE y los gobiernos árabes ancilares vienen concediendo medios y autorización al sionismo para administrar libremente el dolor de la población nativa y planificar a voluntad su linchamiento minucioso: expulsiones, masacres, limpieza étnica, destrucción de casas; asedio medieval por hambre, prisión, tortura, muros, bombardeos… Israel prolonga voluptuosamente un genocidio homeopático al que ha sucumbido ya la autoridad jurídica y moral de la ONU.

    Desde el principio Israel, que nunca pensó compartir el territorio palestino con sus legítimos propietarios, osciló entre la tentación de la “solución final” y la conservación de una reducida reserva nativa para uso al mismo tiempo ideológico y económico. En el ámbito internacional, el asesinato de palestinos legitima a Israel, que debe conservar algunos con vida para seguir matándolos y embelleciéndose; en el orden interno, el voto democrático de los israelíes recompensa la oferta en cadáveres palestinos de los candidatos; en términos económicos, Israel depende hoy más que nunca del negocio de la guerra y la seguridad. A veces cuesta reprimirse, pero el pragmatismo impone matar a los palestinos poco a poco; y a nosotros nos exige admirar y aplaudir a Israel por su disciplina y magnanimidad.

    A los nazis nadie los comparaba con los nazis: bastaba con llamarlos asesinos. En todo caso, lo que parece que inhabilita la comparación es el hecho de que los israelíes matan palestinos y no europeos, mientras que el horror inigualable del nazismo consistió –como bien explicaba Simone Weil– en que el III Reich hizo con nosotros lo mismo que nosotros habíamos hecho siempre con los pueblos colonizados.

    El linchamiento de Gaza parece perfectamente compatible con la afirmación de nuestros valores superiores. Cuando se linchaban a negros en los EE UU, y las fotografías de sus cadáveres se enviaban como felicitaciones de cumpleaños o de Navidad, lo que habían hecho –y que justificaba su ahorcamiento sin juicio– resplandecía amenazador en lo que eran. Así ocurre con los palestinos. La agresión palestina a Israel es ontológicamente anterior a la ocupación sionista, es lo primero de todo: es sencillamente su existencia. Sus gemidos son “fanáticos”, su llanto “antisemita”, su rabia –claro– “terrorista”…

    Santiago Alba Rico
    Escritor y arabista residente en Túnez.

    http://www.diagonalperiodico.net/spip.php?article7073

  42. Jorge F. dice:

    Relato desde la barbarie

    …Hoy acompañaremos a su familia en el duelo y el funeral de tres hermanas que se dirigían a la universidad. No eran activistas de las Brigadas Al Khassam ni líderes de Hamás, tan sólo tres estudiantes de enfermería que trataban de contribuir a que los hospitales sigan funcionando pese a que el asedio al que está sometida la franja desde hace tres años les priva de la electricidad y de los medicamentos necesarios para su funcionamiento.

    Israel continúa bombardeando mientras escribo y los palestinos me preguntan: “¿Por qué vuestros gobiernos les apoyan?”.

    Alberto Arce (Brigadista internacional. Gaza.)

    http://www.diagonalperiodico.net/spip.php?article7072

  43. Imperialista dice:

    @Lucien de Peiro:
    Esta es aún más buena que la anterior: Jimmy Carter el menos malo de los últimos presidentes de los EEUU. Es usted un monstruo en el análisis de la política internacional.

  44. velvetpac dice:

    Las imágenes que Israel oculta al mundo

    Enlace de la web portail.islamboutique.fr, donde están publicadas las imágenes que Israel y sus periodistas autorizados, ocultan a la opinión pública mundial. Les advierto que la mayoría son de una terrible crudeza.

    ¡Paremos este genocidio!

    http://portail.islamboutique.fr/gaza2008/

  45. @irichc: cuando respondes a un comentario en esta bitácora, te encuentras con una frasecita de Don Ricardo que le viene como anillo al dedo a la conclusión de la lectura de su intervención:

    Responda a este comentario, si se atreve, claro

    Y le doy pábulo a dicha frasecita porque tras la lectura de sus palabras, a medio camino entre lo egregio y lo críptico (ahora trato de imitar esa percepción), no me queda claro si no ha dicho nada (menos de lo que parece) o si ha dicho mucho (más de lo que se entiende).

    Empieza su breve disgresión con un párrafo que copio para no perdernos:

    La falacia que se propone es la siguiente: Se establece una analogía entre el orden público de un Estado y un hipotético orden público internacional entre dos Estados, que por obra y gracia de la prosopopeya se convierten en individuos sometidos a no se sabe qué soberano o tercero superior. Esto es una tergiversación. La guerra es lo contrario al orden público: Es el regreso temporal al estado de naturaleza entre un grupo de súbditos y otro u otros. Es el estado de excepción que se justifica precisamente porque el orden público ha dejado de estar garantizado, sucumbiendo a poderes fácticos de cuya neutralización depende la continuidad jurídica del Estado, así como su integridad soberana.

    ¿Quién propone esa falacia? De acuerdo, baste seguir atentamente los diferentes comentarios y el post inicial para separar las diferentes ideas u opiniones, de tal modo que ante dicho conocimiento a cualquier acérrimo lector de estae hilo le resulte fácil cazar la falacia al vuelo. ¿O estamos ante una falacia que se plantea en nuestros medios y/o en nuestra sociedad, en los debates que se generan en la calle, en el trabajo, en las conversaciones o tertulias que puedan darse?

    Por eso debo decirle, antes de comentar algún que otro aspecto de su argumentación, que su comentario es una “sotregada” al respetable, porque cambia el registro, por muy mucho que hable de lo mismo que los demás, por mucho que aluda a algo que flota en el ambiente, por mucho que inicie sus palabras con una falacia que debemos… ¿debemos?… dar por asumida. No le critico por ello, pues hace gala de referentes filosóficos interesantes (Marcuse, del que luego haré referencia), pero le advierto de la dificultad de situar sus palabras en el contexto de un debate en el que muchos aparecen esporádicamente y quizás no encuentren el camino para ubicar sus referencias (la falacia en cuestión).

    Y aún me sigo preguntando dónde aparece dicha falacia o, seamos sinceros, de qué falacia se trata. Leamos con atención su descripción de la misma:

    Se establece una analogía entre el orden público de un Estado y un hipotético orden público internacional entre dos Estados, que por obra y gracia de la prosopopeya se convierten en individuos sometidos a no se sabe qué soberano o tercero superior.

    ¿Qué estados? ¿No se da cuenta de que su forma de enfretarse a la argumentación es un poco críptica? Pase la referencia a una falacia que se nos puede escapar porque hemos perdido (o descuidado, vale) el normal devenir, el flujo ordenado y sistemático del debate, pero la cosa se adentra en terrenos definitivamente crípticos, repito, cuando nos habla de dos estados. ¿Qué dos estados? Es que no le entgiendo, y se lo digo sin ironía alguna, con sincera preocupación. Para no quedarme atrapado en este punto y abandonar este comentario a la espera de unas aclaraciones por su parte que desenrreden lo que a mi juicio parece enrredado, me permitiré interpretar (corríjame llegado el caso) su referencia a los dos estados como un intento por darle contenido al estado de Israel por un lado y a los territorios de Cisjordania (bajo autoridad parcial israelí y parcial palestina) y Gaza (bajo autoridad palestina) por otro. ¿Van los tiros por ahí? Israel es un estado. ¿A qué otro estado se refería si no?

    Entonces, aclarado esto (con las dudas generadas por tanto cripticismo), leo de nuevo esas palabras iniciales:

    Se establece una analogía entre el orden público de un Estado y un hipotético orden público internacional entre dos Estados, que por obra y gracia de la prosopopeya se convierten en individuos sometidos a no se sabe qué soberano o tercero superior.

    Ese “un estado”, ¿qué estado es? ¿Israel o el supuesto estado bajo autoridad palestina o un estado que no he supuesto? Vistas así las cosas (y perdone mi enorme incapacidad para entender estos detalles, si es que según usted son de entendimiento diáfano) no soy finalmente capaz de entender la falacia a la que se refiere. ¿No cree que sería excesivamente aventurado e incluso irresponsable por mi parte adentrarme en su interesante razonamiento? No hay ironía alguna en mis palabras, o ni interpretarse que la hay.

    Es por todo ello, razonando mientras leo sus palabras que preferiría detenerme en este punto y pedirle que me aclare el sentido y contenido de esa falacia, pues estoy perdido. Lo reconozco. Una vez superado el escollo podríamos avanzar o profundizar en su razonamiento, e incluso llegar, como le había entredicho, a su interesantísima referencia a Marcuse.

    Gracias anticipadas por su comprensión. Reciba un saludo cordial.

  46. @Imperialista: no me sea chucho, no me sea chucho, que ya parece que corra con preteza cada vez que lanzo el hueso.

  47. irichc dice:

    Lucien, no es el primero que no me entiende, así que dé por hecho que la culpa no es suya. Cuando hablo de Estados me refiero a cualesquiera Estados, ya que la falacia a la que hago alusión es genérica y aplicable a todos los conflictos en los que haya un desequilibrio de fuerzas significativo. Por ello definí la guerra como “el regreso temporal al estado de naturaleza entre un grupo de súbditos y otro u otros”, donde este “otro u otros” puede sustituir o bien a “otro grupo de súbditos” o bien a “otros grupos” (habitantes de Gaza, etc.).

    Desarrollé este argumento aquí, espero que le sirva como aclaración:

    http://fvoluntaria.blogspot.com/2008/12/de-prncipes-y-espadas.html

    Por decirlo en pocas palabras: los Estados se parecen más a animales que a personas en sus relaciones. Y esto, lejos de ser criticable en todos los supuestos, se sigue de la pluralidad de intereses de la comunidad internacional y de la igualdad de rango entre los pueblos soberanos, aunque por supuesto haya principios comunes de debido cumplimiento (el derecho internacional). Ahora bien, mientras que la ley estatal rige siempre se haga lo que se haga, aquéllos sólo operan como ideas reguladoras o compromisos particulares.

    Un cordial saludo.

  48. Dr. Marcus Welvy dice:

    @Lucien de Peiro: Yo no digo que se sientan utilizados. Ese es parte del problema de los palestinos. Hamas los usa para los fines de gente que vive fuera de los territorios ocupados, a los que interesa que esos integristas ataquen Israel.

    Como son los únicos que luchan contra Israel a “gran escala” desde dentro (de Palestina, claro), los palestinos los ven como a héroes o libertadores o parecido. Pero dudo mucho que en realidad luchen por esa gente a la que dicen defender.

    Pensando en las réplicas avanzo que Hamas ataca a Israel a “gran escala”, en comparación con otros grupos pro-palestinos, más pequeños y desconocidos, pero que de vez en cuando salen por la TV. No olvidemos que esto se escribe desde una cómoda butaca de Barcelona, sin más información verificable que la que sale en los periódicos, la TV y foros variopintos que hay en internet…

  49. @irichc: he leído con atención el post que enlazaba, post en el que nos llevaba hasta el post de una tercera persona, un tal Citoyen que tiene una bitácora llamada “La ley de la gravedad”. Al entrar allí un pensamiento ha recorrido mi mente: ¿no será el mismo Citoyen?. He hecho una rápida búsqueda y he visto que sí, que lo era. Se trataba del mismo Citoyen, un joven con el que tuve un amago de debate hace ya un par de años y del que extraje una impresión muy poco favorable. Por decirlo suciantamente, se trata de una persona tan cultivada como poco inteligente, una persona poseedora de una serie de incapacidades políticas muy serias que me empujaron a despreciarlo (siempre en términos políticos. Si siente curiosidad puede acceder al debate principal que tuve con dicha persona, debate en el que quedaba retratada como se retratan ese tipo de personas elitistas y responsables de actitudes de claro desprecio por las minorías. Le enlazo dicho debate:

    http://auxarmescitoyens.blogspot.com/2006/02/replicum-replicarum.html

    En aquel debate centraba mis “ataques” a Citoyen por una frase (fundamentalmente) que había dicho y que copio aquí:

    el único sitio desde donde uno puede hacer valer sus ideas es desde uno de los dos grandes partidos

    Frase profundamente inaceptable y que, para más inri, trató de justificar con vacíos argumentos, bien elaborados y de aparente profundidad y elegancia. Puro discurso vacío para ocultar la evidencia del desprecio a los pequeños o minoritarios. Desde entonces uno ha evolucionado y donde defendía el multipartidismo, renegando del bipartidismo, he llegado a criticar con absoluta contundencia la partidocracia que padecemos. Por aquel entonces defendía a los pequeños y luchaba contra el bipartidismo (algo que cada vez es más real y está más asentado en nuestro sistema). Ahora lucho contra todos y cada uno de los partidos, y no sólo contra los dos mayoritarios. Pero a pesar de todo, sostengo la base de lo que defendía entonces.

    ¿Habrá evolucionado Citoyen? ¿Habrá superado sus profundas contradicciones, sus profunda confusión política? Aquel debate que giraba en torno al respeto a las minorías (al menos el motivo de mis diatribas) me dejó muy claro que este personaje necesitaba tiempo para madurar, como los buenos vinos. Por otro lado, afiliado al PSOE como estaba, Citoyen no podía dar en tales circunstancias merecer mucho interés por mi parte. ¿Seguirá afiliado al PSOE, ahora que nadie puede poner en duda su condición de partido de derechas, reaccionario, con un presidente que en el futuro será de infausto recuerdo? No me interesaba mucho esto hasta hace unos minutos, y no tengo la intención de escarbar en la realidad presente de este joven aficionado a la política, pero a remolque de su entrada titulada “De príncipes y espadas”, me voy a centrar unos momentos en la entrada que le sirvió de acicate, titulada “Midiendo la proporcionalidad”, del susodicho Citoyen.

    En la entrada que le empujó a usted a hacer algo que no suele, esto es ocuparse de política, Citoyen dice en referencia al asunto que nos reúne, el conflicto de Gaza:

    En general, toda la gente más o menos sensata- la que espero que lea este blog- estamos de acuerdo en al menos dos cosas respecto al conflicto entre Israel y Palestina:

    1. Israel es un Estado y tiene derecho a defenderse de los ataques contra su población civil

    2. La forma en que se ejerce ese derecho debe tener algún límite y que la gente muera no es algo deseable.

    Los que no estén de acuerdo con alguna de las dos proposiciones anteriores pueden por favor salir de este blog (cuestión de higiene) los demás pueden seguir leyendo. Bien, esto es lo que en economía se llama un “tradeoff”, es decir, una situación dónde tenemos que llegar a un punto medio entre dos puntos de vista. El hecho de que Israel se defiende supone que, probablemente, deberá hacer uso de violencia de algún tipo y eso implicará que habrá gente que morirá para salvar a otra.¿Cierto?

    Mi problema principal, como expresaba en el post anterior, es que las posiciones grises parece que no existen. Uno es totalmente proarabe o totalmente proisraelí; pero si existe ese tradeoff, debe haber un límite dónde lo que hacen los árabes o los israelíes es excesivo y la respuesta del otro está justificada.

    Palabras ante las que ya intuyo que Citoyen conserva algunos de los vicios que le recuerdo, como esa especie de determinación (o determinismo) que le lleva a comparar la existencia de esas dos proposiciones, que no admiten peros para el que siga leyendo tras pasar por ellas, con un concepto económico, como si estuviésemos categorizando lo que bajo ningún concepto es categorizable. ¿Cómo que hay que llegar a un punto medio entre dos puntos de vista? ¿A santo de qué? ¿Quién o qué obliga a ello? Y esto me lo pregunto sin mofarme de la segunda parte del segundo argumento, esa que habla de que no es deseable la muerte de inocentes. ¿Necesitamos incluir eso en un argumento que forma parte de un proceso racional en el que necesitamos medias tintas o llegar a un punto medio? Hay un punto medio aceptable en el debate sobre el deseo de que no mueran inocentes?

    ¿Qué coño es toda esta bazofia? Es que hay que hablar así, porque parece mentira que lleguemos a un punto en el que la frialdad del análisis (que en principio no es reprochable) conduce inevitablemente a la frialdad de los sentimientos y, en ocasiones, a su inexistencia, como sucedió en aquel post que enlacé antes en el que Citoyen, bajo una marea argumental aparentemente contundente, escondía un profundo desprecio de facto de las minorías políticas, seguramente sin darse cuenta, pero de una obviedad pasmosa.

    Mi opinión sobre este señor, sobre este joven, es que tras su contundente armadura teórica se esconde su profunda incapacidad para evitar que dicha armadura se convierta en arte y parte, su incapacidad para saber separar el método de sus efectos, que no pueden convertirse en método. En definitiva, Citoyen, quien motivo su entrada en el debate político de actualidad, es como una pefectísima conjunción de tecnología robótica a la que le falta humanidad, carencia que probablemente se destape en sus escritos, pues me aterra pensar que alguien pueda ser así. Cuando el aparato funde y eclipsa al alma, un texto pierde su humanidad y, en lo que a mí respecta, su interés.

    He leído, no obstante, la entrada anterior escrita por Citoyen, en la que ofrece su primera reacción o reflexión al tema que aquí nos reúne, y a pesar de que respeto y comparto su crítica al “apoyo incondicional”, tanto para palestinos como para los israelíes, y a pesar de que tendría mucho que decir (o muy poco según se mire) a su toma de partido por el sionismo (fraudulentamente expuesta, como veremos ahora), considero que este personaje continúa en la línea demostrada a principios de 2006, por no decir que la ha agravado notablemente. Voy a copiar un fragmento (el inicial) de su primera reacción tras el inicio de los ataques del ejército de Israel en Gaza, en el que expone la primera razón que tiene para considerarse sionista, y se considera de tal modo como una forma racional de prejuicio (agarrate los machos…forma racional de prejuicio, a gusto se quedó). En fin, leamos esa primera razón para considerarse sionista:

    En primer lugar, un conjunto de razones ético-estratégicas. Si uno mira a ambos lados de la trinchera, hay a un lado un Estado que es, con algún matiz, una democracia liberal consolidada, perteneciente a la civilización occidental, y que funciona de forma relativamente normal. Al otro, un conjunto tribus, grupos, colectivos etnicistas que representa esencialmente la barbarie. Para alguien que cree que la principal función del Estado es la protección de los derechos fundamentales y de la democracia liberal, la elección, si debe hacerse, es casi completamente obvia ante una asimetría de este calibre./i>

    Un repaso rápido a lo reprobable de este párrafo: xenofobia, racismo, eurocentrismo (y del acentuado, con premediatación y alevosía, del convencido) y estafa, porque la mentalidad liberal neoconservadora que encierran esas palabras sólo puede ser calificada de estafa para un afiliado al PSOE y que, por tanto, se considera socialista… ¿o ya no lo es? Espere que busco su perfil… Lo encontré y copio un fragmento:

    Para los que me empiecen a leer ahora, dejadme presentarme. Soy un progre irredento. Lo he sido toda mi vida y creo que es algo que no se cura. Creo en el individualismo moral, en la ciudadanía como pieza central de todo régimen político, en el principio liberal de John Rawls y como ex cristiano creo que la historia ha seguido un curso donde las fuerzas del progreso la hacían avanzar y las de la reacción resistían el cambio.

    Sin embargo, no he soportado nunca esa visión de la izquierda como “partido de oposición”. La mayoría de la gente cree que la izquierda es algo así como un compendio de buenas intenciones, estéticamente agradables pero totalmente impracticables, mientras que la derecha es probablemente mas cínica pero también mas eficiente. Por esa razón, soy radicalmente pragmático. No comparto los a prioris de la vieja izquierda respecto a la economía de mercado, el tercer mundismo, el multiculturalismo y la hegemonía americana. El problema de una buena parte de la izquierda es que cree que la ley de la gravedad no existe. Yo soy un firme creyente en la existencia de la ley de la gravedad, en que los planetas giran alrededor del sol y en que los individuos responden a incentivos.

    Pues lo dicho. Y esto lo digo consciente de que Citoyen, con más frialdad que sensatez (que también lleva) dice en un comentario de su propia entrada, la que le inspiró a usted su entrada en la desacostumbrada (para usted) disgresión política. Palabra de Citoyen:

    De verdad, se trata de ver en qué parte del razonamiento no estamos de acuerdo; mi razonamiento tienes los siguientes pasos:

    1- La legítima defensa de israel tiene límites y debe hacerse de forma que no muera gente innecesariamente
    2- Las vidas israelíes y las palestinas tienen en principio el mismo valor
    3- No creo que las acciones de israel cumplieran esos estándares de valoración- no creo que se hayan salvado al menos 250 vidas.
    4- Luego los ataques de Israel son desproporcionados.

    El caso es que usted, irichc, se sintió empujado a tratar un asunto político, algo que no frecuenta, tras la lectura de cierto post de Citoyen. Mal presagio, si me lo permite, pero leámosle con atención antes de extraer conclusiones. Su post se titula De príncipes y espadas, como creo haber dicho ya. En el mismo, tras un repaso a ciertos conceptos, procede con sus conclusiones, y dice algo que me permite criticarle abiertamente. Pero leamos eso que le critico:

    En los Estados existe la noción del orden público, esto es, la normalidad jurídica de las instituciones expresada mediante su continuidad sin interrupción en el tiempo, así como por el ejercicio efectivo del imperio de la ley sobre un conjunto homogéneo de ciudadanos. En el derecho internacional, en cambio, no existe tal “continuum” ni tal homogeneidad, o son factores meramente metafóricos.

    ¿Ah sí? ¿Y quién le dice a usted que existe normalidad juridica en las intituciones del estado y que dicha normalidad se expresa mediante su continuidad en el tiempo? Responda directa y sucientamente (si puede) a la siguiente cuestión: ¿acaso nos está diciendo que los ámbitos supranacionales carecen de la fialbilidad, estabilidad o seguridad jurídica de la que pueden presumir los estados? En caso de que su respuesta sea afirmativa, ¿en qué estados piensa? Todo esto me ha llevado a leer su intervención en el post mencionado de Citoyen tras el inicio de la crisis que vive en estos momentos el territorio paelestino de Gaza. ¿Qué me he encontrado? Leamos su intervención, que es muy interesante y algo menos críptica que la que nos regaló aquí, quien sabe si a consecuencia de las diferentes caractrísticas del hilo en cuestión:

    En derecho penal se habla de proporcionalidad al tratar la figura de la legítima defensa. Ello es así porque el Estado no puede permitirse que el ciudadano recupere su autotutela más que para salvar la vida, si ésta sufre un peligro cierto y actual frente a un agresor ilegítimo. Admitir lo contrario vulneraría el orden público y nos dejaría en manos de la anarquía.

    No obstante, en el caso de los Estados mismos es distinto, puesto que estos gozan de una soberanía irrestricta mientras cumplan con los tratados internacionales que les sean de aplicación. Por decirlo en pocas palabras, el valor de la soberanía resulta aquí muy superior al de un arcádico e hipotético “orden público internacional” que con fines irenistas hiciese abstracción de esa prerrogativa básica o la subordinase a un inconcreto ideal de armonía de las naciones.

    Aplicado al caso: Si ha sido injusta y recalcitrantemente provocado, Israel haría muy bien en eliminar de un solo golpe a todos los milicianos de Hamas cuando le fuera posible, mientras no se rindan o caigan prisioneros.

    No polemizaré (injusto sería) con esa última frase, que juego, lo que se dice juego, da mucho. Obviaré su referencia al anarquismo, (su desprecio más bien) y me centraré en casar esta intervención con las anteriores que he leído, empezando por la primera que tuvo aquí, en el comentario #40. Recordemos aquella intervención, a ver si ahora la entendemos mejor, tras haber leído su post en su propia bitácora y su interesante intervención en la bitácora de Citoyen.

    En un momento dado, en aquella intervención #40, nos hablaba del…

    estado de excepción que se justifica precisamente porque el orden público ha dejado de estar garantizado

    Así pues, según usted, la guerra es un estado de excepción que se justifica en una determinada situación caracterizada por la ausencia de orden público. Digamos que usted no concibe o no considera posible un orden público supraestatal. Digamos que usted, para enfrentarnos al debate sobre el conflicto de Gaza, debemos partir de un análisis que prescinda de razonamientos de políticas o jurisprudencia pública. ¿Voy bien encaminado? Creo entender lo que dice, aunque sigo pensando que en su comentario #40 planteaba su falacia de forma harto críptica y, recuerdo, le pedía que me iluminase en relación a los estados a los que hacía referencia. Y este punto es importante, porque no hay dos estados en este conflicto, sino un estado y un territorio ocupado que, a lo sumo, podemos considerar autónomo, con todas las reticencias que la cruda realidad me lleva a considerar en relación a dicha autonomía.

    Le he dicho que empiezo a entender lo que quiere decir, pero no quiero precipitarme y continúo con su intervención #40. En un momento dado dice que:

    Planteamientos como éste serían respetables si no presupusieran que el Estado de Israel es o bien incompetente en lo militar, o bien torturador; que «masacra» por gusto o que responde a una conspiración antiislámica cuyo objetivo es eliminar a las «razas sucias» de la faz de la Tierra. De modo que o el razonamiento es equivocado, o Israel merece estos calificativos.

    ¿No es curioso que usted lanze su diatriba contra una supuesta falacia con una falacia que de supuesta no tiene nada? No es supuesta, porque usted dice algo que es inaceptable en ese último fragmento de su texto que acabo de copiar. ¿Cómo es posible que le baste con el “masacra por gusto”? ¿Cree que si no masacra por gusto se puede relativizar la masacre? Porque entiendo que, como mínimo, usted es consciente de que tenemos una masacre entre manos, ¿verdad? Vaya, destruir, por ejemplo, un hospital de la ONU con decenas de criaturas inocentes en su interior, es una masacre en toda regla. Imitando a Citoyen: si no piensa igual, ya puede irse. Pero bromeo, porque puede estar en desacuerdo, aunque le aviso que en tal caso (si negase la condición de masacre a los ataques israelíes) tendría que esforzarse mucho para encontrar una argumentación sostenible (si es que la hay).

    Porque perdone usted, pero yo considero (no presupongo, sino que constato) que el estado de Israel masacra a los civiles palestinos de Gaza, y no por gusto, sino que por puro expansionismo o por puros intereses expansionistas. Usted entra en un terreno muy peligroso al ignorar las connotaciones históricas y geopolíticas de este conflicto, como parece evidente ante el anterior párrafo que le he copiado. ¿De verdad cree usted, como algunos creen en el nauseabundo debate que se desarrolla en la bitácora de Citoyen (en el que usted ha participado con un controvertido comentario que he copiado antes aquí), que Israel ataca Gaza de la manera en que lo está haciendo para responder al lanzamiento de misiles de Hamás?

    No, Israel no intervendría en Gaza si no se celebrasen elecciones de aquí a unas semanas. Los candidatos gubernamentales han visto recortada su desventaja en las encuestas desde el inicio de la intervención en Gaza. Benjamin Netanyahu goza de una clara ventaja, pues su discurso incendiario y radical ha calado en una población cansada de los cohetitos de Hamás. De ahí que me produzcan nauseas las discusiones sobre el derecho o el no derecho, la pertinencia o la no pertinencia jusrídica, diplomática o política de la intervención sionista que se desarrollan en la bitácora de Citoyen. De ahí que me produzcan nauseas fragmentos como el que ya copié antes del susodicho Citoyen y que vuelvo a copiar ahora:

    En primer lugar, un conjunto de razones ético-estratégicas. Si uno mira a ambos lados de la trinchera, hay a un lado un Estado que es, con algún matiz, una democracia liberal consolidada, perteneciente a la civilización occidental, y que funciona de forma relativamente normal. Al otro, un conjunto tribus, grupos, colectivos etnicistas que representa esencialmente la barbarie. Para alguien que cree que la principal función del Estado es la protección de los derechos fundamentales y de la democracia liberal, la elección, si debe hacerse, es casi completamente obvia ante una asimetría de este calibre./i>

    Es impresionante y no sé hasta que punto se da cuenta de lo que está diciendo. Pero claro, desde una visión así del estado de Israel, ¿qué se puede esperar? En fin, que usted, con su falacia sobre las presuntas intenciones que algunos le presuponen al estado de Israel, termina por quedar invalidado cuando dice que el razonamiento es equivocado o Israel merece estos calificativos. El razonamiento no es equivocado (ni acertado) porque ese razonamiento es irreal, aunque algunos pudiesen compartirlo, e Israel no merece esos calificativos salvo para los que los compartan, que no es el caso de muchísimos críticos, entre los que me cuento, como estoy diciendo.

    Y de ahí salta usted a la justificación del odio israelí (o judío, como dice usted), pues está sometido a las leyes y al refrendo democrático de un estado de derecho, mientras habla del odio que muchos musulmanes sienten hacia los judíos que, mira por dónde, no puede ser justificado (¿porque no hay unas leyes y un refrendo democrático correspondiente a un estado de derecho?). Leámosle:

    La realidad es más bien la contraria, y no es ningún secreto el odio universal que sienten muchos musulmanes, espero que no la mayoría, hacia el pueblo judío. Si hay judíos que comparten este mismo odio, están sometidos a las leyes y al refrendo democrático de un Estado de Derecho, que puede llegar a juzgarlos y a condenarlos.

    ¿Es usted de los que consideran que la victoria de Hamás en las elecciones de hace un par de años es legítima y democrática? Supongo que sí, si nos atenemos a su referecnia a dos estados al enunciar la falacia cuya denuncia le permitió abrir su comentario número 40. En tal caso, siguiendo con su lógica o sus razonamientos, ¿no estaría legitimado el odio palestino hacia los judíos por la misma causa que está legitimado, siempre según usted, el odio judío (israelí, digo yo) hacia los árabes (dice usted)?

    ¿En qué quedamos? Algo claro empieza a quedarme claro, a tenor de la continuación del comentario que acabo de copiar. Leámosle de nuevo:

    A los palestinos, en cambio, sólo los juzga Allah (será un juicio benévolo, descuiden los devotos), ya que el mundo parece haberlos absuelto por su condición de parte débil y se diría que casi pasiva, de pura víctima, en el conflicto.

    Ayayayyy, quei ntuyo por aquí ciertos aspecto netamente controvertidos y nada halagüeños para usted. ¿No se da cuenta de que usted mimetiza las recalcitrantes tonalidades xenófobas y racistas de Citoyen que antes puse sobre la mesa? ¿No las recuerda? Si hombre, cuando hablaba del otro lado, delconjunto (de) tribus, grupos, colectivos etnicistas que representa esencialmente la barbarie.

    Finalmente, lanza una frase lapidaria como corolario a su cada vez menos críptico comentario #40:

    Así, haga lo que haga Israel, hará mal.

    ¿Que pretende al decir eso? ¿Es una forma de justificar a Israel y defenderlo de tantas críticas o se trata de un gélido razonamiento filosófico-político? Su conclusión en el comentario #40 es la siguiente:

    Las mentiras y omisiones de una prensa analfabeta en el mejor de los casos, el peso de la cultura de la imagen y del shock y su uso sistemático por la propaganda política; la crisis de identidad de Europa, el relativismo moral, el desprecio hacia los que prosperan y la convicción nihilista de que la civilización tiene una raíz oscura, pasional y negadora de sí misma (Marcuse), crean un caldo de cultivo donde los sentimientos se anteponen a la razón y se pide proporcionalidad en lugar de autoridad y justicia..

    Vamos a ver: ¿está diciendo que se pide proporcionalidad? Se equivoca. SE DENUNCIA LA DESPROPORCIÓN, que no es lo mismo, aunque nos lleve al mismo destino. Cierto es que una denuncia de la desproporción conlleva automáticamente una llamada a la proporción; es una conclusión plausible y la comparto. El problema es que quizás algunos, o muchos, estemos denunciando algo que no debería ser calificado de desproporcionado, sino que simplemente debería ser calificado de… ¿cómo lo calificaría usted? No escurro el bulto; es que no se me ocurre cómo calificarlo así, a bote pronto. Se lo digo de este modo porque desde la lógica del enfrentamiento, si es que dicha lógica es posible, hay una desproporción o… ¿asimetría? ¿Es ése el concepto que tanto les gusta a ustedes o, como mínimo, a algunos que opinan en la bitácora de Citoyen?

    Y yo me pregunto para terminar este largo comentario:

    ¿No tiene un problema el lenguaje cuando ante lo que está pasando hay quien considera plausible la utilización de un concepto tan eufemístico como “asimétrico”? (se entiende el eufemismo, ¿verdad?)

    Y otra pregunta:

    ¿No es difícil de explicar la vacua frialdad de algunos ante un percal como el que tenemos en Gaza?

    ¿Qué opina?

    PD: Dejo aparcado a Marcuse, si se me permite.

  50. Jorge F. dice:

    @Lucien de Peiro:
    ¡Este es nuestro Lucien, torrencial, el de siempre!

  51. zurich dice:

    @Jorge F.:

    Me apuesto un lindo gatito a que NO SE HA LEÍDO el tocho de Etarrien.

    (tampoco le puedo culpar por ello, eso es verdad)

    Cada vez se parece usted más al chungo de las tertulias literarias del café Gijón, el que pagaba cafés, invitaba a tabaco y asentía entusiasta ante cualquier necedad bien surtida de polisílabos y exdrújulos.

    Melón.

  52. irichc dice:

    Estimado Lucien,

    Estoy de acuerdo en que el análisis de Citoyen es poco realista, probablemente movido por una especie de deformación profesional de burócrata, lo que le conduce a buscar la piedra filosofal de todos los conflictos. Esa piedra no existe.

    Comparto con él, sin embargo, el prejuicio etnicista. No porque crea que la civilización tiene derecho a abusar de aquellos pueblos que no disfrutan de sus beneficios, ni la obligación moral de someterlos, sino porque ella misma es el origen de todo derecho. Cuando el editor de este blog afirma que Israel es un Estado sin derecho a existir, dice una obviedad o una tontería, y me decanto por lo último. Ningún Estado tiene derecho a existir, porque no existen derechos previos al Estado, excepto el derecho natural que compartimos con los animales; esto es, el principio de supervivencia. La existencia estatal es un hecho bruto que no requiere más que el control efectivo del territorio, la estabilidad institucional y, en último término, el reconocimiento por parte de los demás Estados.

    A propósito del origen de los derechos y la evolución del escenario en Oriente Medio, le remito a un comentario que escribí hace unos días, y que han citado en este blog (cursiva):

    http://berabe.blogspot.com/2009/01/verdades-mediasel-conflicto-arabe.html

    Adelanto que no le va a gustar. La frialdad que usted denuncia es a veces necesaria cuando sujetos seguramente más fríos que yo espolean las pasiones de la masa, movidos por el rencor y la hipocresía.

    Por lo demás, si echa en falta algo de rigor en ese escrito, tenga en cuenta que es un panfleto deliberadamente concebido como tal. Con todo, ni se niega en él el unilateralismo que ha caracterizado la política exterior de Israel (aunque, a la vista de la laxitud moral y jurídica de la ONU, esto acabará casi por ser una virtud) ni el dolor infligido a los palestinos. Pero el dolor no hace bueno a nadie.

    Un cordial saludo.

  53. @irichc: Leeré el panfeto en cuestión y, en cuanto me sea posible, le diré lo que me ha parecido. De todas formas le voy a comentar algo sobre lo que acaba de escribir en el comentario #53:

    1. Habla usted del Prejuicio etnicista. Diría que no doy crédito, pero supongo que no ha escogido dicha expresión a la babalá, pero lamento decirle que la veo como mero eufemismo de “racismo”.

    ¿Cómo es posible que desde esa frialdad que usted defiende o que considera necesaria, a tenor de las acciones de individuos (pretendidamente*) más fríos, sea capaz de abogar por un prejuicio que, en el caso de citoyen, sirve de puntal o punto de partida para su razonamiento? La frialdad que yo denuncio sólo podría ser necesaria para un sujeto despiadado y carente de escrúpulos, por lo que interpreto que no ha captado el sentido de la misma. Soy consciente de la fragilidad de una interpretación, pero no puedo llegar más lejos tras unos pocos comentarios.

    2. Por otro lado, el derecho a la existencia del estado de Israel es una cuestión que considero secundaria. Entre los que no ahorramos adjetivos para calificar la reprobable condición de los ataques israelíes se encuentran personas que consideran ilegítima la existencia de Israel (entre los que se encuentran quienes además consideran que dicho país no tiene derecho a existir y quienes piensan lo contrario, aun conscientes de su ilegitimidad) y personas que consideran legítima su existencia y, por tanto, con derecho a existir. No conozco el caso de alguien que considere legítima la existencia de Israel y comulgue con a los que censuran su existencia desde ese punto de vista del derecho.

    3. Usted, irichc, a tenor de lo que me ha dicho, maneja una serie de ideas difícilmente sostenibles o netamente controvertidas, y comparte los prejuicios (o convicciones, a saber) etno y eurocentristas de Citoyen, que en su caso subyacen tras la más que discutible consideración de civilización que ensalza en unos y niega a otros. ¿O no sufre usted de dichos males ante frases como ésta que se saca de la manga y que reproduzco a continuación?

    No porque crea que la civilización tiene derecho a abusar de aquellos pueblos que no disfrutan de sus beneficios, ni la obligación moral de someterlos, sino porque ella misma es el origen de todo derecho.

    Curioso que no haya puesto la guinda a esa palabra que tan bien delimita desde su arsenal teórico; suerte que no ha escrito “Civilización” en lugar de “civilización”. Pero no hacía falta, pues deja bien claro que esos “pueblos sin los beneficios que disfrutan los civilizados” no son tal cosa, esto es, civilizados. Yo le pregunto, ¿se trata de un lapsus por su parte o considera que esos “pueblos” no merecen el calificativo que a tenor de sus palabras les ha negado?

    4. Por último, me pone en alerta ante la posible falta de rigurosidad del escrito que me enlaza en su comentario precedente, y no debe preocuparse por ello, pues a sus réplicas en este hilo me remito para no esperar más de lo que me ha ofrecido**.

    *Me cuesta imnaginar que quien espolea a la masa pueda ser frío hasta el punto que yo he denunciado en mi comentario anterior. Fíjese que hablo de “imaginar” y no de “compartir”, “creer” o, si quiera, “pensar”.
    ** No son pocas las preguntas que le he llegado a plantear en mi largo comentario anterior, y no se ha enfrentado a (casi) ninguna, al menos directamente. Se le acumula el trabajo, mientras un servidor sigue leyéndole.

  54. @Jorge F.: estoy esperando a que irichc plasme todo lo que piensa, lejos del cripticismo dominante de sus intervenciones y con mayor proximidad a ciertas cuestiones que le he planteado.

    Su comentario #53 es claramente insuficiente y descaradamente insatisfactorio. No puedo exigir a nadie que acelere la marcha para satisfacer mi ansia de conocimiento (de los demás, en este caso), pero no me parece bien que la falta de interés por entrar en los asuntos que he planteado se aderece con un nuevo redireccionamiento a otro texto previamente escrito. Y digo esto porque me temo (frágil sustento, lo sé) que en dicho texto no estarán respondidas mis preguntas o la mayor parte de ellas.

    El caso es que mientras me leo el nuevo enlace de irichc y espero una posible nueva intervención que nos ilumine un poco más, estoy cocinando en mi cabeza una reflexión, no tan dirigida a este comentarista como a los que, como él aparenta (necesito leer algo más, para lo que bucearé en su blog, si no accede a enfretarse a las cuestiones que tiene pendientes aquí), se escudan en tecnicismos que van más allá de la frialdad que he denunciado, que van hasta un lugar que todavía no quiero concretar con negro sobre blanco.

    Y puede que la reflexión final termine quedando a sueldo de La Habana.

    Pero demos tiempo a irichc que, la verdad, apenas se ha explicado (aquí).

  55. Berlin Smith dice:

    Yo tambien pienso que Lucien de Peiró no puede ser tan bobo . Fíjese.

  56. irichc dice:

    Lucien:

    Hablar de “prejuicio etnicista” no es necesariamente indicativo de racismo. La palabra “democracia” se compone del término “demos”, cuya traducción es pueblo o raza. Así que lo étnico es más amplio que lo genético, comprendiendo el ámbito histórico y político. Soy, por lo demás, ajeno a determinismos biológicos.

    Ahora bien, no hay ningún lapsus en el hecho de no considerar civilizados a ciertos pueblos o gobiernos. Son aquellos que subordinan el valor de la vida de sus súbditos a principios arbitrarios, o incumplen sistemáticamente los pactos, o prefieren la guerra al comercio.

    Creo que el resto de preguntas que me reclama ya están contestadas en el escrito que he apuntado.

    Saludos.

  57. @irichc: comprendo su explicación sobre el “prejuicio etnicista”.

    Por otro lado, cuando dice:

    Ahora bien, no hay ningún lapsus en el hecho de no considerar civilizados a ciertos pueblos o gobiernos. Son aquellos que subordinan el valor de la vida de sus súbditos a principios arbitrarios, o incumplen sistemáticamente los pactos, o prefieren la guerra al comercio.

    Se refiere a pueblos como los que forman la europa Occidental, ¿verdad? No lo digo con ironía, pues creo nuestros países se ajustan perfectamente a esa descripción que hace de los pueblos o gobiernos “no civilizados”.

    Veo que nos separa el concepto que tenemos de civilización y que, en su caso, considera como tal lo que para un servidor no es mucho menos que barbarie.

    Aclarado este punto, sobre el que no parece que nos podamos poner de acuerdo, prometo leerme el escrito en cuestión, donde a buen seguro encontraré esas respuestas que le pido y, como es lógico, responderé aquí una vez lo haya hecho.

    Saludos cordiales.

  58. @Berlin Smith: Pero usted es una mascota; y tomamos con pinzas lo que usted piense. Fíjese bien: irichc ha dicho cosas que me ayudarán a generar un contundente escrito del que algo he adelantado. No obstante, él no es una mascota. Puede que no sea ni más o menos espabilado y/o lúcido que usted, pero no es una mascota, o no actúa como tal.

    ¿Es capaz de captar la diferencia? Pregunta retórica, pues sé que es capaz, otra cosa es que consiga dejar de asumir el papel que usted mismo se ha autoasignado en esta bitácora.

    Saludos.

  59. Aitor Menta dice:

    La masacre acabará, como muy pronto el día 20, en que toma posesión Barack Obama como presidente de los USA, y veremos.

    Hace tiempo que me di cuenta, de que las manifestaciones, siendo importantes, no tienen ningún valor eficaz, y es por eso que hay que poner a trabajar a la imaginación.

    – No comprar nada israelí.
    – Plantarse delande de las embajadas y cosulados hebreos
    – Descubrir cuales son las armas que vende España y poner piquetes para que no salgan de las fábricas.
    – Y si es posible, convocar por medio de sms, boca a boca, correos electrónicos, contratar vuelos charter e ir a Israel o cercanías para apoyar a los palestinos. ¿cárcel? seguro, pero si es un llamado internacional y tiene éxito, podremos llegar a ser más manifestantes que israelies.

    No se pensar en cosas y rápido.

    Patxi

  60. @Aitor Menta: Yo tengo otra Patxi.

    Juzgar a todos los partidos de la derecha panoli, ej-panoli, por apologia del fascismo, por delincuentes y asesinos, por herederos de Franco y por cooperadores necesarios de los genocidios mundiales y delitos de lesa humanidad.

    Juzgarlos y condenarlos claro.

    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.