Me avisa don José Luis de la existencia de este inquietante vídeo. Ojo a la voz del locutor, que da un poco de yuyu.

Venga... meta ruido por ahí



Tagged with →