Google WaveYa saben ustedes -porque si no lo saben, es que están ustedes muy fuera de onda, y no están en lo que hay que estar, que el pasado está a punto de acabar y, consecuentemente, el futuro está a punto de empezar. Y todo ello, gracias a Google Wave, una cosa muy misteriosa que deja frío a todo el que lo ha probado, pero ante la que se inclinan con sumisión vergonzante los gurus de la cosa esta que es la red.

Dicen que con Google Wave ya podemos ir diciendo adiós a listas de correo, mensajerías y blogs, porque todo eso y nada serán la misma cosa cuando todos tengamos nuestra cuenta de Google Wave, que va a resolver todos nuestros problemas en un pispás, o lo que es lo mismo, en un santiamén.

Si quieren ustedes quedarse al margen de esta nueva Buena Nueva, son ustedes muy libres de hacerlo, pero si prefieren ustedes entrar en el futuro sin pasar por el presente, y formar parte del selecto universo mundo de aquellos que tenemos nuestra cuenta de Google Wave, en el que sólo se entra por recomendación de alguien de dentro, sepan que el que firma estas líneas dispone de 23 invitaciones, 23 (veintitrés) que con mucho gusto entregará a sus lectores de acuerdo a la siguiente normativa:

1.- 10 de las 23 invitaciones se quedarán en Moscú. Quien quiera optar a una de ellas, puede escribir en esta misma entrada un encendido elogio de mi persona, poniendo de relevancia mis múltiples virtudes y escondiendo mis prácticamente inexistentes defectos, sin límite alguno de espacio. Se valorará el estilo literario, el carácter superlativos de los elogios y otras cosas que ahora no recuerdo. Elegiré entre los comentarios elogiosos recibidos aquellos 12 que me parezcan más acertados, y enviaré a sus autores la correspondiente invitación.

2.- 3 invitaciones será entregadas a aquellos comentaristas de esta entrada que me pongan a caldo con más gracia y salero.

3.- Las otras 10 invitaciones se reservan a los diez primeros aspirantes a recibirlas que tengan blog y escriban en él una entrada extremadamente elogiosa e inspirada hacia mi persona, con el correspondiente enlace a Moscú. Deberán avisar aquí de que han escrito la entrada, porque no tengo más que dos ojos, y no puedo verlo todo. La entrada deberá tener un mínimo de 20 líneas, de izquierda a derecha y a todo color.

El 20 de diciembre anunciaré quiénes son los ganadores de las invitaciones incluidas en los puntos 1 y 2. Los del punto 3 las recibirán según vayan cumpliento con su tarea.

Venga... meta ruido por ahí



Tagged with →