Me avisa un amigo mío que tengo yo de esto, y claro, tengo que hacer una referencia al asunto. Resulta que don José Luis Centella, nuevo y flamante secretario general del PCE, ha decidido poner los puntos sobre las íes, nunca mejor dicho: ha mandado una carta a don Victor García de la Concha, presidente de la Real Academia de la Lengua, para avisarle que mucho ojito con eso de incluir la palabra “totalitario” dentro de la definición que del vocablo  “comunismo” prepara la RAE. Se ve que el Partido Comunista de España no encuentra asuntos políticos más candentes de los que ocuparse en la actualidad española -es lógico, porque Aminatu, el bipartidismo, la cumbre del clima, y las barrabasadas de Wyoming nos tienen ya aburridos- y ha decidido ponerse a mandar a los acádemicos el contenido de sus trabajos. Natural en un partido totalitario como es el PCE de hoy, oigan. Porque una cosa está clara: el comunismo es un sistema de pensamiento nítidamente totalitario, y los partidos comunistas han tenido un comportamiento dramáticamente totalitario a lo largo de la historia, como demuestra el hecho indiscutible de que allí donde han tenido la oportunidad de instalar y construir las democracias más produndas que se han visto nunca, han identificado siempre  sociedad, estado y partido. Todo en uno, para desengrasar mejor el capitalismo. Totalitarismo es eso, y no otra cosa. En España, no, claro, porque España era un país peculiar en el que había una dictadura facista que sobrevivió décadas a sus compañeras europeas, y fue la del PCE una lucha heróica, digna y ejemplar, pero…

Tagged with →