Pues eso, dos cositas:

1.- Si yo ayer hubiera sido controlador aéreo, me encontraría en una situación peculiar. Sería, probablemente el único controlador aéreo de España sindicado en un sindicato ed clase (ni CCOO, ni UGT, eso quede claro), y además, me hubiese negado a hacer el plante ilegal que han hecho. Sin embargo, en cuanto hubiese entrado el primer militar en mi torre de control, le hibiese dicho que me niego a obedecer sus órdenes, y me hubiera plantado. No en apoyo a mis compañeros, que no tienen razón, al menos en los métodos que usan, sino siguiendo un principio esencial de mi visión del mundo que me impide obedecer órdenes militares, sean justas e injustas.

2.- Esteban González Pons está intentando enmierdar todo lo que puede todo esto porque necesita tenerlo todo muy enmierdado, por si ocurriera lo que teme que va a ocurrir, y que según me cuentan varias fuentes, es muy posible que pase de  manera casi inminente. Sería, sin duda, lo peor que le pudiera ocurrir al PP.

Tagged with →