ACTUALIZACIÓN.- Al poco rato de publicar esto, me manda Fernando Cuartero la sentencia: el recurso ha sido desestimado. Lean la sentencia, que no tiene desperdicio. Básicamente el recurrente tiene razón en los fundamentos de su recurso, pero ciertos prejuicios políticos de los señores magistrados -¡rayos, podría pedirse que no se vote a los dos partidos mayoritarios!- le dan la vuelta a la tortilla y les permite desestimar el recurso.

Fernando Cuartero es un catedrático de Informática la Universidad de Castilla La Mancha. Vive y trabaja en Albacete, y quiso blindar jurídicamente la acampada de los indignados en Albacete, así que presentó un escrito en la subdelegación del gobierno para las concentraciones del miércoles 18 y el viernes 20 en el que notificaba la concentración. La Subdelegación del Gobierno no contestó, pero entonces vino la prohibición de la Junta Electoral, prohibición que le fue comunicada por la propia policía en la concentración del miércoles 18. Cuartero no se sintió concernido por la prohibición, ya que la Junta Electoral no tiene autoridad directa sobre los ciudadanos, sino sobre los partidos políticos, y no puede prohibir una concentración, salvo que la convoquen partidos políticos. Así que presentó un escrito de alegaciones.

Fernando Frías, autor del blog “El fondo del asunto“, fue el redactor del recurso y quien representó a Cuartero en la vista. El argumento principal expuesto es que la Junta Electoral carece de competencias, salvo sobre los partidos políticos, y no puede prohbir una concentración, salvo que la hubiera convocado un partido político. Este punto de vista fue compartidos por el Abogado del Estado, que representaba a la Subdelegación del Gobierno, y que aseguró que en opinión de la subdelegación del Gobierno, la concentración era legal y no se podía prohibir, y po reso no la prohibió, y por el fiscal, que dijo que la petición de la concentración era correcta, y que debería haberse atencido.

La posición de la Junta Electoral, que es quien con su prohibición provocó todo el problema, no se pudo conocer, porque no compareció en la vista. La sentencia saldrá en unos días.

Así pues, ya ves -me dice Cuartero-. Los antisistema son la junta electoral. Se arrogan una competencia que no tienen, y cuando se les recrimina, se esconden. Nosotros hemos usado sus reglas de juego, y aunque todavía no ha sonado el final del partido, lo damos por ganado. En esencia esto sólo vale para Albacete, donde se ha demostrado que las concentraciones y acampadas son legales, pero es extensible a Madrid, pues si la Junta Electoral de Albacete no tiene competencias, la de Madrid y la Central tampoco.

Como dice Cuartero en el video que hay sobre estas líneas: “…si ahora se ha acreditado que las acampadas eran legales, ¿qué habría pasado si la policía desaloja por la fuerza como pedían Pedro J, Intereconomía y otros elementos de la caverna?

Venga... meta ruido por ahí



Tagged with →