Nicks, avatares y anonimato: las personas importan…

Posted · 22 Comments

Últimamente, cualquier debate o conversación en que me vea metido acaba con el cuento de que las personas no importan, que lo importante son las ideas, los proyectos, lo que dicen las palabras. Y cuando lo oigo, una tripa se me descuadra y me siento muy incómodo. Porque creo que las personas no sólo importan, sino que son lo que realmente aporta –o resta- valor y credibilidad a las ideas….

El otro día tuve una sonora bronca en twitter con un seguidor. La verdad es que ya no recuerdo el motivo, pero sí recuerdo que me molestó sobremanera que el tipo no estuviera identificado, y que firmase sus palabras y sus opiniones con un nick. Es algo muy extendido en internet, lo de los nicks, pero en general, y en mi humilde opinión, es ruin  y cobarde esconder la propia identidad tras el nick, especialmente cuando se discute sobre política, que es lo que hago yo el 70 por ciento del tiempo libre que dedico a internet. Aquella discusión era política, y me cansé del tipo cuando empezó a mostrarse bastante agresivo conmigo. Así que le insulté.

Se ofendió mucho, pero yo le expliqué que no había razón para ello, ya que en realidad estaba insultando a un personaje literario, que es lo más que puede llegar a ser un nick. Si en alguna parte de tu perfil 2.0 aparece indicado que tu nick responde a tu identidad, eres una persona. Si el nick es simplemente eso, un nick, entonces eres un avatar, un personaje literario, algo que se ha inventado alguien…

El debate político es más comprometido, sin duda alguna, pero creo que esto que digo vale para cualquier otra forma de participación en cualquier parte de la red: tras el anonimato se esconde la cobardía, la falta de compromiso con las ideas propias y una gran falta de consideración hacia los demás. Es mentira que el mundo real sea uno y el mundo digital sea otro. Ambos son el mundo, ambos son parte de la realidad, y en ambos las reglas deben ser las mismas. Si por cualquier motivo –los hay, y respetables- no puede usted avalar con su firma sus ideas en el mundo analógico, no nos las imponga en el digital escondiéndose tras un pseudónimo. ¿Confiaríamos en alguien que hablase ante una asamblea tapado con una capucha? ¿Lo permitiríamos, acaso? No, claro…

En política ocurre lo mismo: hay batallones de militantes en los partidos políticos que se quedan tan contentos después de decir que las personas no importan, que importan los proyectos, las ideas y los programas. Es mentira. Estas cosas importan, y mucho, pero los proyectos, las ideas y los programas, sin personas que los avalen y sean capaces de trasladarlos del papel a la realidad, no son nada. Por eso, creo que hay ideas y planteamientos políticos, que por muy buenos que sean sobre el papel, quedan anulados cuando miramos a las personas que los plantean. Tenemos ejemplos muy cercanos en el tiempo que no voy a citar para no desviar el tema. Por eso, creo que las elecciones primarias en todos los ámbitos y las listas abiertas en todos los comicios son los métodos más democráticos. Y por eso, también, desconfío de ciertos integrismos en torno a la bondad intrínseca de la renovación… Porque las personas importan.

Internet y su carácter social y abierto, la capacidad que nos da de implicarnos y de participar en el debate político, incrementa la importancia de las personas, que ahora entablamos la conversación entre nosotros y nosotras, con nuestros representantes, con las administraciones y con otras instancias de poder, de manera abierta y directa, sin intermediarios y con muchas más posibilidades de influir realmente en las decisiones que hace apenas 10 años. La red, en todos sus foros y plazas, mejora la calidad de la democracia, porque otorga a los ciudadanos el poder y la capacidad de hablar, y a las autoridades les quita el pretexto de no haber oído.

Pero para ser creíbles, no hay otro camino que el de responsabilizarnos de nuestras ideas y de nuestras palabras, avalándolas con nuestra identidad y quitándonos las capuchas…

Cualquier otra cosa es hacer el tonto. O intentar hacer el mal…

22 Responses to "Nicks, avatares y anonimato: las personas importan…"
  1. Su padre dice:

    Es muy normal que las personas se lo piensen dos veces antes de identificarse ante una persona como usted, Don Ricardo, considerando vuestro prolongado historial delictivo en lo tocante a difamación, injurias, privacidad y demás delitos contra el Honor.

  2. Red dice:

    Hombre, si sucede a menudo esto de que le hablen de supuestos historiales delictivos desde el anonimato, entiendo que piense como piensa. Es concederse a uno mismo una ventaja injusta, y como usted dice, no propicia que a uno se le pueda dar mucha credibilidad. De hecho, creo que en casos así puede usted ser menos remilgado y llamar tonto de los cojones al nick y a la persona que se oculta tras el nick.

    Ahora bien, quitando esos casos, yo creo que hay gente que sí importa quién es (no es lo msimo que algo lo diga el presidente del gobierno que el líder de la oposición, por ejemplo), y otro gente que no (da igual que esto lo opine yo, o el vecino del cuarto… es simplemente una opinión).

  3. Hugo Navascués dice:

    Muy acertado Don Ricardo. Hace ya algún tiempo que vengo meditando sobre la cuestión del anonimato digital y no puedo estar más de acuerdo con usted.
    Enhorabuena, También, por su renovado Blog. Un saludo

  4. manolox dice:

    Mire no. Cada cual tendrá sus circunstancias, pero en este democrático mundo de hoy, hay quienes no nos podemos permitir el ir por la vida con nuestras ideas por delante.
    Por muy nobles, coherentes o legales que sean nuestras ideas, (o no), eso va a condicionar por ejemplo el que seamos contratados en determinados sitios.
    Esto es así lamentablemente.
    Hay quien hace de la actividad o militancia política su forma de vida, vive de ello, y me parece muy bien. Es claro que quien se postula para un cargo público renumerado no va a pedir nuestra confianza oculto tras un pasamontañas o un nick, pero no todos vivimos ni aspiramos a vivir de la política.
    En absoluto es un reproche a la forma en que usted u otros se ganen la vida, que no sé cual es. Simplemente digo que hay quienes no podemos hacerlo. Tendríamos que renunciar a editar un blog, a dejar comentarios en un diario digital, etc.
    Y ya digo que eso sólo es un ejemplo. Hay muchas otras circunstancias que obligarían a muchos a elegir entre participar o comer. Así de dramático está el tema aunque a usted o a otros les cueste asimilarlo.
    Por otra parte esto no significa de ninguna manera que quienes estamos detrás de un nick seamos una suerte de delincuentes o gamberros virtuales. No debería ser. Pero esto es cosa de cada cual.
    Muchas personas tratamos de participar desde el anonimato de una forma responsable. Tenemos una especie de “identidad virtual” reconocible que es la misma en todas partes. Y nos responsabilizamos de lo que decimos o hacemos (No me refiero a legalmente. Aunque usted no sepa que soy la vecina tetuda del quinto, Rubalcaba me tiene perfectamente identificada).
    Y al tiempo que nos responsabilizamos de nuestros actos, pues también nos ofendemos si se nos insulta, o nos rebelamos si se nos calumnia o lo que sea.
    No somos un dibujo animado ni son las cosas tan simples como usted las pinta.

    • Don Ricardo dice:

      Notas:
      1.- Interesante aportación la de la identidad virtual reconocible e igual en todas partes.

      2.- Efectivamente, Rubalcaba nos tiene localizadoa a todos, y el anonimato es simplemente un espejismo.

      3.- No vivo de la política, y algunas de misopiniones manifestada aquíy en otras partes han podido causarme perjuicios laborales y profesionales.

      4.- Pero insisto en una cosa: discutir con alguien que no está dispuesto a identificarse te pone en situaciónde desventaja, porque en muchas ocasiones el otro sabe cosas que no sabes que sabe, y las suele utilizar (me ha pasado): no todos los nocks esconden sinvergüenzas ventajistas, pero los sinvergüenzas ventajistas siempre se esconden tras un nick.

  5. Jorge F. dice:

    Tiene bastante razón, pero no voy a cambiar mi nombre de guerra ni mi retrato en ASdM. De todas maneras, durante estos años, quién haya querido encontrarme, me ha encontrado.

  6. mitxel dice:

    mire, no me líe, uste viene a euskadi y pregunte por don Mitxel.
    Y sí, hay muchas asambleas con gente encapuchada, porque el ministro del interior, perfectamente identificado, los persigue por sus ideas.

    ala, chúepese esa, so coleóptero.
    (además, si mañana se envenena alguen con mi receta, que le reclame a usté, que es el responsable del blog).

  7. Pos muy bien Don, es usted muy dueño de opinar lo que guste, más faltaria. Debido a ello, a lo que ustez piensa y cree, supongo que se identifica ustez para no parecer-le un cobardón a su conciencia, por consiguiente, es ustez un consecuente…. bravo….. por esta vez, aunque pienso que podria serlo aún más.

    Algunos de los demás que pensamos diferente y actuamos distinto, también somos consecuentes, las razones evidentemente que no son las de ustez, más faltaria….

    Y ustez, deberia meditar eso, no todas las razones son las de ustez, las razones de ustez no son las únicas y existen más razones que las de ustez………. muchas más y todas, o la mayoria, respetables ¿o no lo cree?.

    Me parece mentira comprobar que puede ser ustez, según dice, federalista y jacobino a la vez, yo no lo entiendo, pero si ustez lo dice sus razones debe tener, aunque yo no las vislumbre sin conocerlas, y alomejó ni que me las explique.

    Y a ver en donde está esa politica a la que usted alude, y a la que solo alude, porque con la que esta cayendo….sin parar…. y solo publica niñerias.

    Mojese hombre..!!!! cuentenos o propónganos algo con interés..!!!!

  8. Domingo dice:

    Lo más importante en una formación democrática y colectiva es el programa y los estatutos de la formación. Los cargos institucionales han de ser valedores de ese programa, por lo tanto su importancia está en si son o no fiables. Y con fiable es que sepa que el escaño no es suyo, que representa la culminación de un proceso colectivo por el cual ha sido elegido para coordinar una labor, no para mandar o patrimonializar el escaño ¿Tiene importancia? Sí, en cuanto a que sea fiable como requisito indispensable, luego puede ser mejor o peor orador, más o menos listo, pero el requisito fundamental es la lealtad y la máxima “mandar obedeciendo” . Y si en algún momento duda del proyecto en el que está ha de renunciar a sus responsabilidades y ser un militante de base, no alguien que represente al colectivo.

    Ah y por supuesto no valdría la indignidad de dudar dudar, mantener responsabilidades y marcharse sólo cuando tenga un lugar donde ir y estar cómodo.

    • Don Ricardo dice:

      Dos cosas:

      1.- Usted ?cómo se llama?

      2.- ¿A que viene todo es erollo que muy indirectamente tiene que ver con el post? ¿Qué es lo que quiere decir, realmente?

      • Domingo dice:

        1- El que puse.
        2- A lo que viene el tema.

      • Luis dice:

        Me llamo Antonio Martínez, soy vecino de Velilla de San Antonio (Madrid) y militante de IU. Visito este “lugar” por que encuentro razonamientos que me enriquecen, con independencia de que los comparta o no.

        Me permito opinar que me parece razonable que se exija saber con quien se está intercambiando argumentos, pero no tanto como para que este “ruido” formal nos impida poder hablar de lo que es importante en cada caso. No estoy de acuerdo con que se utilice el hecho del supuesto anonimato para evitar opinar sobre algo que trasciende a quien lo formula.

        En el artículo del abuelo de Tania Sánchez, he intentado denunciar un caso de connivencia con la corrupción en que ha participado la nieta, sin embargo llevo varias respuestas de D. Ricardo limitadas a criticarme por no haberme identificado como Dios manda, sin obtener respuestas a lo que es importante (que no creo ser yo). Incluso aunque me identifique tampoco lo consigo.
        De acuerdo, no insistiré más, pero casi me parece de Berlanga este exceso por la formalidad mientras se ignora lo importante. Pego mi último post en el diálogo de sordos sobre el “abuelo de Tania”.

        ————————————————-
        Perseguir al mensajero nunca puede ocultar lo sustancial de lo que digo en el post que tanto parece haberle incomodado. Yo no soy el “problema” por más que se empeñe. Ya ve que no me oculto.
        Aporto argumentos, y si alguien quiere datos y documentación no tengo inconveniente en facilitarlos. Si quiere hacerme reproches no me importa, pero le sugiero que opine sobre que le parece que personas que representan una ideología con ética, como IU, apoyen conscientemente a imputados, por el mero hecho de ser gente con influencia en la cúpula del PSM. O que lleven más de año y medio tratando de ocultar los detalles y los avances en la investigación judicial. Eso es más relevante que los avatares de mi persona y mis alias, yo no soy cargo público ni represento a IUCM.
        Si no quiere opinar no lo haga, me parece muy humana su solidaridad con la diputada Tania Sánchez. Tampoco pretendo polémicas inútiles. Mi afán es divulgar un caso de corrupción que afecta a fondos públicos, con nombres y apellidos, con evidencias de conductas inaceptables, desenmascarando a gentes indecentes que se ocultan tras la fachada de siglas respetables. Algunas personas llevamos tiempo exigiendo transparencia en IU, de la misma manera que la exigimos en cualquier otro sitio. Lamentablemente venimos comprobando como un espeso manto de silencio intenta hace tiempo ocultar que en un pequeño pueblo de la Comunidad de Madrid (Velilla de San Antonio) hay corrupción, se metió la mano en la caja municipal (se sorprendería de las cantidades que se están investigando), hay imputación judicial, y quienes fuimos los denunciantes venimos siendo perseguidos, desde el principio, por nuestra propia organización …por si faltaba alguna evidencia, el pasado 29 de junio nuestros diputados votaron a favor de nuestros “Camps” locales, en este caso del PSOE.
        …y que no le confundan, yo no estoy expulsado de ningún sitio (hasta ahora). Lamentablemente mis compañeros más batalladores contra esta situación si lo están por insistir en exigir transparencia.

        • Don Ricardo dice:

          Es que, don Antonio, no voy a opinar sobre este asunto, porque no lo conozco, y temo meterme en un berengenal. por lo demás, gracias por vistar esta su bitácora, y por considerar que aquí puede encontrar opiniones enriquecedoras. Igualmente, le agradezco que se haya identificado.

  9. Unnovox dice:

    No sé por qué recuerdo a Antonin Artaud en “Para acabar de una vez con el juicio de Dios”.
    O quizá yo no sea más que “un suicidado de la sociedad”, aquel “amigo” tardío de Wittgenstein.
    Caretas y pieles, representaciones e interpretaciones, barriles y pecados. Males?

    saludos

  10. Luis dice:

    Perfecta respuesta “no voy a opinar sobre este asunto, porque no lo conozco”. Yo suelo hacer esto mismo. El problema, D. Ricardo es que tuvo usted la ocasión de practicar eso mismo cuando pudo evitar condenar a los compañeros de Velilla de San Antonio: “Izquierda Unida, en el gobierno de derechas de Velilla de San Antonio” (http://www.asueldodemoscu.net/?p=4682), o en este otro artículo “Velilla como síntoma” (http://www.asueldodemoscu.net/?p=4693)

    No tengo nada contra usted, no es nada personal (no le conozco), pero a veces las afinidades personales y los prejuicios no son los mejores consejeros. Ha sido usted injusto y temerario con ciertos compañeros que han tenido el atrevimiento de llevar hasta el final y con-to-das-las-con-se-cuen-ci-as un caso evidente de corrupción. Demasiada gente se tiró a una piscina sin mirar antes si había agua. Demasiada gente condenó la apariencia estética de gobernar con el PP (aunque fuera para proteger las pruebas, y poder investigar) …pero se olvidó de la corrupción en el PSOE.

    Usted opinó en su momento. No le negaré ese derecho. Y condenó a todo un colectivo que estaba dispuesto a dar la batalla por la dignidad y la decencia. Sólo nos hubiera gustado que los mismos escrúpulos que alega ahora para no opinar sobre Tania Sánchez (y el clamoroso voto consciente a una imputada) y otros dirigentes (como Fausto Fernández, que estuvo “negociando” con el PSOE a espaldas de sus compañeros de IU-Velilla de San Antonio) que han estado tapando y, finalmente, apoyando a los imputados, los hubiera aplicado en su momento para evitar condenar a quienes nos atrevimos a enfrentarnos a la corrupción y sus terminales en IUCM.

    Tan importante me parece exigir conocer al “otro” que respetar la verdad completa sobre lo que se opina y procurar informarse antes de lanzar al viento condenas y anatemas cargados de tantos tópicos como de falta de información. Si, ya se que eran tiempos en los que las tribus de IU se despedazaban y había que echar una mano en el proceso de autodestrucción, pero las razones éticas deberían haber estado por encima de esas miserias.

    Muchas gracias por permitirme darle esta réplica, y espero que en el futuro aprendamos a establecer las mismas precauciones para todos.

    • Don Ricardo dice:

      Como es natural, se equivoca usted, ya que en ninguno de los dos artículos entro en el hecho de la supuesta corrupción, sino que critico el hecho reprobable de que IU decidiera en Velilla entrar en gobierno con el PP, que representa a la derecha, en lugar de pasar a la oposición y llevar el asunto a los tribunales.

      • Luis dice:

        Exactamente.

        …le reprocho que le faltó hablar de TODA la verdad en el caso de IU y Velilla de San Antonio, y no solo de los tópicos sobre las maldades de los supestos tránsfugas de IU, o lo malísimos que eran los de la banda X de IUCM.

        No creo que fuera tan difícil en su momento informarse y reafirmar que la corrupción es algo feo, le toque a quien le toque recibir la crítica. La triste realidad, hoy, es que los amigos y encubridores de un caso evidente de corrupción, en un pequeño pueblo de Madrid, encontraron apoyo y comprensión entre demasiada gente que se reconoce en una izquierda con ética. Afortunadamente hay suficientes energías en este modesto y anónimo colectivo local para llevar a delante la denuncia de unos sinvergüenzas que han metido la mano en la caja municipal. Les desalojamos del gobierno, les arrastramos a los tribunales, les castigó su electorado, etc. Y todo ello a pesar de algunos dirigentes de nuestra organización (IUCM) y no pocos tertulianos virtuales. No puede usted imaginar los aplausos que les daban nuestros corruptos locales cada vez que nos condenaban …mientras ose ocultaba lo que estaba saliendo bajo la alfombra del Ayuntamiento de Velilla.

        Sería interesante hacer la otra reflexión, la de los pactos puntuales con el PP. Por supuesto para investigar desde dentro un caso de corrupción, para proteger las pruebas (entre otras razones), y sin pagar peaje político (todos los acuerdos municipales de ese año están en la red). Créame que tras ese año de experiencia hoy entendemos muy bien las prioridades sobre la transparencia la decencia, o la apariencia y la estética de lo políticamente correcto. Comprendemos mejor experiencias como las de Extremadura. Pero hoy, como entonces, todo eso sería volver a encubrir lo relevante con lo accesorio.

        Al final lo que ha quedado es algo evidente: cargos públicos de IUCM apoyando conscientemente a imputados, tras año y medio de encubrir la corrupción de asesores del equipo de Tomás Gómez.

        Pero no se preocupe, poner en duda a un cargo público como Tania Sánchez, por ese apoyo CONSCIENTE a una imputada, debe ser un “berenjenal” demasiado fuerte (aunque sea real y evidente). Dar por supuesto y cierto que un modesto colectivo de IU se había entregado en manos del PP era algo al parecer perfectamente razonable y lógico.

        En aquel mometo valoré la ignorancia, hoy me consta, y me decepciona, que maneja dos varas de medir para emitir sus juicios.

        Dejémoslo aquí.

        • Don Ricardo dice:

          Bueno, pues si usted cree que manejo dos varas de medir, será mejor que exponga ambas. No las manejo. Simplemente creo que no hay razón en ningún caso para entrar en un gobierno con el Partido Popular. Nunca. Y que ustedes se amparan en la corrpción de los demás para justificar algo que es injustificable. Esas cosas, se arreglan en los tiribunales.

          En cuanto a sus obsesiones, pues qué quiere que le diga: siga a lo suyo…

  11. Nynaeve dice:

    Mire Don, gilipollas los hay estando identificados y sin identificar. Creo que en general entramos de forma muy cándida en la red y en la red hay mucho hijoputa.

    Puede que quizá pensara algo diferente, si no me hubiera encontrado con uno de esos, nada más aterrizar en el mundo digital. Quizá entonces no tendría miedo porque ese u otro como ese, pudiera atacar a mi padre, por mis opiniones.

    Eso no quita para que mi círculo más cercano sepa perfectamente cual es mi blog y mi nick. Estoy de acuerdo con Manolox, no todo el mundo puede darse el lujo. Otra cosa es que algo de lo que usted haya dicho en este blog le haya podido afectar en algo profesionalmente. Seguramente usted habrá valorado y habrá llegado a la conclusión de que se lo podía permitir. No todos pueden. Tengo un amigo que lo más bonito que le han llamado es proetarra y ¡ni siquiera es nacionalista! ni vive en Euskal Herria. Le puedo asegurar que si quería que le contrataran tenía que “desaparecer” cómo persona en internet.

    Por otra parte, mis discusiones más desagradables han sido, no me pregunte usted porqué, con personas identificadas y militantes del PSOE… bastante maleducados e insultones…

    En cuanto a lo que dice sobre lo de las personas y los proyectos políticos o programas, yo lo que pienso es que importan ambas por igual. Sin las personas no habría proyecto político. Y un programa o proyecto político, que se ha trabajado entre muchos, (cuanto más asambleario mejor), tiene la fuerza de todo ese trabajo compartido, aunque eso signifique que no se pueda estar de acuerdo con el 100%.

    Creo que el problema viene, de cuando se mezcla con el proyecto político o con el programa las guerras de poder. Que lo convierte en hooliganismo futboleril… y ahí es cuando se pierde la esencia de las personas…

    ¡Qué bonito me ha quedado! juer…

    ;-)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.